El Barça de basket, entre el presente y el futuro

Solapas principales

Discurre el Barça de Sarunas Jasikevicius por el rumbo adecuado. Tras conquistar de manera brillante la Copa del Rey, el colectivo se mueve en la zona noble tanto en la Euroliga como en la Liga Endesa. Y más que la evidencia de los fríos números a nivel clasificatorio, lo que invita al optimismo son las sensaciones que destila en la pista.

Un decorado esperanzador de cara al desenlace del final de curso que es cuando, como a cualquier escolar, se ponen las notas definitivas.
En este contexto, la segunda sección en importancia del Barça tras el fútbol transita por la excelencia en un momento -paradojas del destino- trascendental para la entidad. Y es que se aventuran profundos cambios a nivel institucional en el contexto de un club inmerso, a nivel global, en una economía de guerra por mor de la pandemia.
 
El pasado día 17, Joan Laporta tomó posesión de su cargo como nuevo presidente del Barça. Ante sí tiene una tarea ingente a nivel económico para reflotar a un club con una deuda asfixiante. Su llegada, por otro lado, implicará los lógicos movimientos en todas la áreas en las que se rodeará con gente de su confianza para intentar que el FC Barcelona vuelva a la excelencia en todas las facetas. Un camino en el que, paralelamente, los sacrificios a nivel económico van a estar a la orden del día.
¿Cómo afectará este escenario a una sección de basket que el pasado verano ya experimentó un recorte en su presupuesto de entre el 10 y el 15% por mor del COVID-19?
De momento no hay evidencias definitivas. Lo más claro es que Josep Cubells volverá a ejercer como directivo responsable de la sección como ya sucedió en el tramo final de la anterior etapa de Joan Laporta en la presidencia del club.
 
A partir de aquí, otro nombre propio es el de Juan Carlos Navarro. Durante la campaña electoral trascendió que Joan Laporta quería 'ascender' a 'La Bomba' -actual responsable de la cantera- a la cúpula de la sección..Una cúpula en la que actualmente se encuentra el GM Nacho Rodríguez. ¿Cambio de cromos a la vista?. Un Navarro que, por cierto, aparece aquí en la imagen (que pertenece al FC Barcelona). junto a Joan Laporta. Rafa Yuste y Pau Gasol, tras las elecciones a la presidencia. El nuevo presente azulgrana.
En esta línea, atentos también al nombre de Roger Esteller, otro ilustre veterano del basket barcelonista,, que desembarcaría junto a Navarro. Y suenan otros viejos conocidos de los aficionados culés como Jordi Trias o Audie Norris que podrían colaborar con la sección en este nuevo mandato de Laporta.
Nombres propios que están sobre la mesa en una estructura que, con el paso de las semanas, será confirmada por Joan Laporta y su Junta.Directiva. Un dibiujo que irá paralelo a los recortes económicos que, a buen seguro, también afectarán al Barça de basket. 
 
Dicen que lo que funciona, mejor no tocarlo...o tocarlo lo menos posible. Esperemos que las medidas de ajuste que vivirá el club (cuyo mayor porcentaje en masa salarial la aglutina el primer equipo de fútbol) no golpeen en demasía a un proyecto consolidado e ilusionante como es el del basket.
 
En las últimas temporadas se trazó el objetivo de dar continuidad a la plantilla y al núcleo duro de la misma. Y estos momentos se está consiguiendo.
El próximo 30 de junio solo finalizan contrato Artem Pustovyi (queda libre), el especial caso de Pau Gasol (que trabaja de manera intensiva para redebutar con la camiseta del Barça), y Álex Abrines con el que hay una opción de renovación por una temporada más.
 
El resto de jugadores tienen su continuidad asegurada por contrato. Así Davies, Hanga, Claver, Higgins, Smits y Westermann concluyen su vínculo en 2022, Calathes, Kuric y Bolmaro -el argentino a expensas de un posible salto a la NBA el próximo verano- finalizan su vinculación en 2023, mientras que Oriola acabará en 2024 y Mirotic en 2025. El propio Sarunas Jasikevicius firmó hasta 2023.
 
Una apuesta, pues, lejos de la provisionalidad de anteriores temporadas y que ha echado raíces- Algo clave para que cualquier proyecto se consolide y que es la base de los éxitos. 
Mientras se centran en lograr la temporada perfecta, todos en la sección de basket, no obstante, miran de reojo estos días a la zona noble del Camp Nou en espera de decisiones que pueden afectasu devenir-. A la espera de las mismas tan solo desear que sean lo más acertadas posibles. El futuro del Barça de basket, como el del resto del club- depende de las mismas. Que la fuerza acompañe a Joan Laporta y los suyos a la hora de tomarlas.

Comentarios

Pues yo voy a comentar la foto:
1- No lo llamen Laporta, llámenle Frodo
2- Se tiene que comer bien allá en la Comarca, porque el "gigante"Navarro parece bien repuesto ...

Laporta en tiempos ya metió la pata haciendo a Valero Rivera jefe de todo y cargándose a un equipo que venía de ganar la Euroliga, empezando por Pesic. Él verá si la experiencia le ha enseñado algo. Es obvio que baloncesto no es fútbol pero los futboleros lo ven todo fútbol.

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar