Gladyr y la línea de tres acaban con un combativo Asefa Estudiantes (78-75)

Solapas principales

  • Sergiy Gladyr anotó hasta seis triples que permitieron llevarse la victoria al Assignia Manresa ante un Asefa Estudiantes que tuvo la prorroga en sus manos.

Comenzaban aletargados ambos equipos en el Nou Congost. El Assignia Manresa, cansado, quizá, por el cansancio acumulado de su último partido jugaba con poca tensión, dejándose llevar. El Asefa Estudiantes, al contrario, pecaba de precipitado en sus ansias por obtener un buen resultado que ayudara a su objetivo de salvación.

Pero el buen baloncesto supera siempre momentos y mentalidades. Los locales, que jugaban ante su publico, eran los primeros en superar su puesta en escena. A instancias de su entrenador, comenzaban a meter balones dentro, dando un clinic de doblar balones y de pick & roll con Javi Rodríguez y Justin Doellman como baluartes.

Los de Poch, no solo no reaccionaban ante esta avalancha de juego, sino que encima cargaban de faltas a sus hombres importantes: Jayson Granger y Germán Gabriel salían muy pronto del partido, y el ataque colegial se resentía. Se llegaba al final del primer cuarto con la máxima ventaja para los locales (20-14 m 10)

No obstante, las rotaciones no le sentaron bien a un Manresa que empezó a ceder canastas fáciles. Willie Deane tomaba las riendas de los suyos y la vuelta a la pista de Germán Gabriel resultaba demoledora para sus rivales. Los madrileños se ponían por delante y solo el talento brutalista de Adam Hanga y la muñeca de un Gladyr que comenzaba a aparecer mantenían vivos a los manresanos, que se iban al descanso perdiendo de dos puntos.

A la vuelta de vestuarios, como al inicio, ambos equipos tardaron en entonarse. Pero cuando lo hicieron vimos los momentos más bonitos del partido. Fueron unos minutos frenéticos, un partido de ida y vuelta, un constante intercambio de canastas liderados por dos auténticos maestros de la ofensiva: uno, Chris Lofton, capaz de volver loco a su rival simplemente botando la pelota, anotaba 8 puntos consecutivos. El otro, Justin Doellman, un superclase tan capaz de aprovechar su cuerpo para hacerse fuerte bajo canasta como de salir y romper con un tiro más lejano, anotaba 9 seguidos.

De este modo, y llevados por el compás de este vibrante duelo, iban apareciendo jugadores para sumarse a este espectáculo como Jayson Granger o Adam Hanga. Aunque la aparición fulgurante vendría al final de este cuarto y sería la un jugador que, a la postre, sería el protagonista: Sergiy Gladyr. El ucraniano, jugador de rachas, anotaba dos triples que devolvían la igualdad al luminoso y encendían los ánimos del público del Nou Congost.

Los del Ramiro trataban de tomar la iniciativa en el último período, amparados en un enrachado Daniel Clark. Pero era el día de Gladyr. Defendido por un Louis Bullock,que debutó en su nuevo equipo con más pena que gloria, el escolta guiaba a los suyos junto a un Hanga que aparecía a ambos lados de la pista. Entre ambos, se lucía la artillería exterior del Manresa (12/22 en triples) y conseguían tomar la iniciativa.

En los últimos minutos hubo opciones para ambos conjuntos. Cinco puntos consecutivos del británico Clark empataban el partido a falta de un par de minutos para su conclusión. Asselin daba dos puntos de ventaja a los suyos en la siguiente jugada. Los nervios y los fallos se sucedían en las dos canastas.

Ya en el último minuto, una larga jugada del Manresa, con hasta tres opciones gracias a los rebotes ofensivos, era culminada por un auténtico triplazo de Gladyr saliendo de los bloqueos que daba cinco puntos de ventaja a los de Ponsarnau que ya serían definitivos. Granger anotaba en la réplica y los visitantes conseguían la última posesión, una posesión en la que Lofton seleccionaba muy mal su triple y fallaba estrepitosamente, dejando la victoria en casa.

Los mejores, aparte del ya mencionado Gladyr, Justin Doellman (22 puntos 27 val) y Daniel Clark (18 puntos)
 

Sobre el autor

Antiguedad: 
7 años 11 meses
#Contenidos: 
30
Visitas: 
133,659
Comentarios: 
267

Comentarios

Pasen y vean. El miércoles otro robo en el Palacio. Murcia no cuenta para la ACB, y eso que es uno de los pocos clubs saneados...

Se está viendo al mejor Gladyr de sus tres temporadas en Manresa, bastante decepcionantes hasta ahora. Tropiezo grave del Estu aunque previsible ante este gran Manresa. El sufrimiento agonístico que vivió el equipo en la temporada 07-08, donde se vió obligado a ganar los tres últimos partidos para no descender (en Granada, en casa ante Fuenlabrada y finalmente en León) se está volviendo a reproducir, si cabe aún con una mayor incertidumbre sobre cúal va a ser el desenlace final.

Los comentarios de las noticias del murcia y del estudiantes ultimamente parecen un mix de salvame y de cuarto milenio. Que ganas que acabe la liga regular para que se acabe esto ya

jrpb toda la razón. Mención especial a Javi Rodríguez, que ya es el máximo asistente de la historia de Manresa y el mejor de esta edición de la liga.

No lo entiendo, un manresa que casi no se jugaba nada ha ganado al equipo mafioso de la liga...no se iban a dejar los manresanos? o masacrarlos los arbitros? que cosas mas raras pasan...

sabia yo que algun iluminado iba a usar el pinchazo de hoy para justificar lo que se está cociendo... y no es otra cosa que estu y murcia lleguen empatados al partido final, luego se verá si los madrileños necesitan ayuda de 1 punto o de 16...

Tranquilos, dementes, la ACB ya ha hecho su elección para bajar: Murcia o Blusens. seguramente será Murcia con el beneplácito del Cai si se deja llevar . La última jornada está cantada... llamádme loco...lolailolaaa

Sólo hace falta ver las estadísticas para ver que, de entrada, lo de los interiores del Manresa con 4 faltas es falso. Sólo Asselin hizo 4 faltas. Y, por ejemplo, ambos equipos hizoeron el mismo número de personales, a pesar de las maléficas consignas pro-estudiantiles que más de uno os imaginais. La valoración también es pareja, pero claro, si no es por los árbitros Manresa gana de 20... por favor, menos ficción y más baloncesto...

Solo hace falta ver ciertas acciones del partido para darse cuenta que los arbitros no fueron, precisamente, caseros (la falta en ataque de Rodríguez sobre Granger, el hecho de que los interiores acabaran con 4 faltas, que cuando los jugadores pisaran la linea de fondo no se les señalase fuera...). Iban coyando poco a poco, pero no pasa nada. Ya pinchará el Múrcia y ya se encargaran de robar en el último partido de temporada.

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar