Cáceres renuncia a Adecco Oro; Lucentum, ¿a Adecco Plata?

  • El club cacereño no logró reunir las garantías para presentar el aval de 180.000 euros
  • El Lucentum se preinscribe en Adecco Plata para apurar los plazos y encontrar apoyos

Se confirmaron los peores presagios para el Cáceres Ciudad del Baloncesto. El club extremeño ha hecho oficial mediante un amplio comunicado su intención de renunciar a competir en la Liga Adecco Oro 2013-14.

El comunicado destaca que la decisión ya se había tomado al final de la pasada campaña, pero que se ha intentado buscar una solución aprovechando los aplazamientos que ha ofrecido la propia FEB, intentos que han resultado infructuosos.

La imposibilidad para reunir las garantías necesarias para hacer frente al aval de 180.000 euros exigido por la FEB ha sido el principal motivo de la renuncia.

Desde el club apuntan a que el equipo seguirá compitiendo en categoría nacional, al igual que se seguirá trabajando en la cantera.

A las 13:00 acaba el plazo concedido por la FEB a los equipos que tenían que subsanar deficiencias en las inscripciones en Adecco Oro, Plata y EBA.

Peñas Huesca hizo ayer oficial que había depositado el aval y que competiría en Adecco Oro, y un par de días antes fue el Clínicas Rincón el que oficializó también su inscripción.

El Lucentum también renuncia a la Adecco Oro. El club alicantino ha anunciado que ha presentado preinscripción para jugar en Adecco Plata con la intención de apurar los plazos para buscar el presupuesto necesario para disputar esa categoría.

Así las cosas, y a falta de la comunicación oficial de lo que anuncie la FEB a la conclusión de su Asamblea Delegada del próximo martes, la Adecco Oro estaría compuesta por 14 equipos: Força Lleida, River Andorra, Breogán Lugo, FC Barcelona B, CB Clavijo, Ford Burgos, Coruña Basket, Palencia Baloncesto, Ourense, Melilla, Clínicas Rincón, Oviedo, Peñas Huesca y Planasa Navarra.

COMUNICADO OFICIAL DEL CÁCERES CIUDAD DEL BALONCESTO

Una vez concluida en la mañana de hoy la ronda de visitas a las instituciones implicadas en el proyecto, a través de la presente la actual Junta Directiva del Cáceres Ciudad del Baloncesto, confirma de manera pública la renuncia a participar en la próxima edición de la liga Leb Oro.

En contra de lo que pudiera parecer, esta triste medida se decidió al finalizar la ya pasada temporada y así fue comunicada a las autoridades, tanto locales, como provinciales en reuniones celebradas en la segunda quincena del mes de junio. El hecho de haber alargado tanto este anuncio público se debe al aplazamiento que ha ofrecido la propia Federación y durante el cual todos, instituciones incluidas, hemos estado intentando encontrar una solución que nos permitiera poder continuar un año más en esta competición.

El motivo principal se basa en no haber podido reunir, en base a lo que indicaremos a continuación, las garantías suficientes para poder presentar, como en años anteriores, el célebre aval de 180.000 euros exigido por la FEB, sin poner en excesivo peligro la situación patrimonial de los habituales avalistas. Conviene indicar que otros clubes cuentan con el apoyo de entidades financieras que aportan parcial o totalmente el aval cuando, por nombrar un caso cercano, Caja Extremadura desapareció totalmente de este proyecto hace dos temporadas. En otros casos, esos mismos avales los aportan las correspondientes instituciones públicas y cada vez somos menos los clubes cuyos directivos avalan personalmente. 

Los requisitos necesarios para competir en la presente Leb Oro, a nuestros juicio, son desproporcionados en la situación actual. En un clima de rebaja paulatina y continuada de participantes y de la mayor parte de las partidas presupuestarias de los mismos, la propia Federación continua manteniendo una cuota de inscripción a todas luces desfasada por excesiva, no poniendo impedimentos en convertirla en una competición devaluada donde lo deportivo no prima ni para los ascensos ni para los descensos. Sin ir más lejos, los playoffs a cinco partidos de la temporada recién terminada nos han supuesto un importante desfase económico que bajo ningún concepto se podía ni repetir ni asumir una temporada más, siendo, como se ha comprobado a posteriori, intrascendentes a nivel deportivo. 

Por esto, junto con otros motivos más, las recaudaciones por taquilla, así como el número de abonados ha ido disminuyendo año tras año en lo que hemos considerado como un alarmante descenso. Sólo hay que recordar cómo estaba el Multiusos en el playoff de Plata contra Logroño o el cuarto partido contra Melilla de hace dos temporadas frente a estos últimos partidos de los playoffs contra Breogán, primero, y Andorra, después, pese a haber reducido el precio de las entradas de manera significativa.

Suponemos que en estos descensos habrá jugado un papel importante la crisis económica que todos estamos padeciendo. Para la viabilidad de nuestro proyecto ha sido tan determinante que hemos detectado más de veinticinco empresas -que de una manera u otra han contribuido al sostenimiento económico del mismo durante estos años- que o bien han desaparecido o se hayan incursas en procedimientos concursales. Mientras, son muchas las que siguen aportando su ayuda con un gran esfuerzo que es de agradecer pero con mermas en sus colaboraciones.

Somos conscientes de que el desfase económico que supone lo hasta aquí narrado, no puede ser absorbido por las Administraciones Públicas que, lejos de poder incrementar sus aportaciones económicas, se han visto obligadas a irlas reduciendo año tras año por la lógica situación en que se encuentran. A mayores, el retraso en el cobro de estas aportaciones, nos ha ido obligando a adelantar su cuantía a las empresas de la Directiva y recurrir a financiación bancaria. Como detalle, indicar que el coste financiero de esta medida, junto con el coste del aval, incluida su tramitación, supone anualmente una cifra cercana a los 30.000 euros. A día de hoy, cuando todos los acreedores del club nos han exigido el cobro de sus emolumentos ya vencidos, con la amenaza incluso de ejecutar el aval, sólo hemos podido recibir la mitad de los contratos de patrocinio, tanto del Ayuntamiento, como de la Junta. Insistimos en que en los tiempos que corren bastante es y estamos agradecidos por el esfuerzo realizado, pero se entenderá que es razonable que no podamos volver a exponer nuestro patrimonio volviendo a presentar el aval. Si no hubiéramos podido negociar para retrasar en el tiempo los pagos pendientes con los señores Frade y Robles, así como la buena disposición para aplazar algunas deudas vencidas, a estas horas el aval estaría ejecutado causando graves trastornos, no sólo de tipo económico para las personas avalistas, tanto físicas como jurídicas.   

Por todo lo expuesto, y algunas cosas más que dejamos en el tintero para no ser muy extensos, nos vemos obligados a dar un paso atrás, pero para coger impulso y continuar teniendo baloncesto en nuestra ciudad. Esperaremos a que la situación económica mejore y que la competición vuelva a ser tan atractiva como cuando entre cuatro empresas decidimos comprar primero la plaza en Plata y luego en Oro. Seguiremos participando en competición nacional y trabajando con nuestra cantera para seguir representado a Extremadura en los Campeonatos de España siempre que nos ganemos ese orgullo en la competición autonómica previa.

No queremos olvidarnos de todos los equipos rivales y amigos, los que están y los que tristemente han desaparecido con los que hemos compartido canchas, penas y alegrías en estos años ni, mucho menos, queremos olvidarnos de todos los que han colaborado con el Club, cualquiera que haya sido su labor, remunerada o no, con su apoyo económico o con su esfuerzo, porque gracias a ellos todo ha sido posible, esperando que sigan sumando apoyos en este nuevo rumbo que toma ahora el baloncesto en la ciudad.

Nos despedimos indicando que los motivos hasta aquí expuestos son los fundamentales que nos llevaron hace ya más de un mes a tomar esta triste decisión que seguro que no todos entenderán. Con nuestros errores y aciertos, siempre hemos intentado lo mejor para el baloncesto en la ciudad sin ninguna obligación de hacerlo y regalando a la ciudad nuestro tiempo y nuestro dinero por tener un equipo representativo lo más alto posible y, deportivamente, podemos enorgullecernos de haber jugado los últimos cuatro playoff de ascenso y las dos últimas semifinales, algo de los que pocos pueden presumir. Agradecemos a instituciones, empresas y afición, su ayuda y comprensión y esperamos seguir contando con su apoyo en la categoría en que podamos competir. Cuantos más seamos, antes volveremos…con nosotros o con quien quiera estar; y en todo caso siempre con un proyecto acorde con los recursos disponibles y los apoyos existentes.

 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
8 años 3 meses
#Contenidos: 
1,218
Visitas: 
5,093,340
Comentarios: 
4,606

Comentarios

Descensos por ser inviable, pero no por quedar último/penúltimo, por una supuesta estabilidad de los patrocionadores. Pero yo si soy el patrocinador de, pongamos, Manresa o Fuenlabrada, que por presupuesto dificilmente van a optar a playoff, me interesará que el equipo juegue por algo para que tenga algo de repercusión. Si le va a dar igual ser 10º que último, ni el público va a tener interés en ir al pabellón, ni la audiencia en verlo en televisión, por tanto el nombre de mi empresa va a tener muy poca repercusión.

Por supuesto que los morosos y equipos inviables fuera, pero luego, si tiene que haber equipos con un presupuesto de 1 millón de euros, que podrían competir dignamente, que los haya, y si un equipo con un pabellón como El Plantío asciende, que no tenga que hacer uno nuevo porque es un pabellón muy digno que puede albergar ACB perfectamente.

Solo era un boceto cogido con pinzas, claro. Descensos sí habría, aquellos que por inviables serían relegados por orden del órgano competente. No existiría el canón de entrada pero sí la posibilidad de compra de la plaza del club inviable defenestrado.

Cierto que el modelo de LEB propuesto es matizable, sobre todo en la medida de la hipotética intervención de la ABP. La particularidad sería introducir cupos de jugadores senior en esas plantillas Sub-20/22. A 4-5 jugadores, pongamos, por 48 equipos (4 conferencias de 12, puesto que sería una liga barata). Contratos salariales de mínimos y máximos. Y la posibilidad para el equipo ascensor -que pudiera comprar plaza en la liga superior- de heredar parte de la plantilla del equipo económicamente descendido así como de optar - a coste cero- a los mejores jóvenes de la categoria que deja. Clubes que se regenerarían con otros jóvenes asignados por el Órgano Rector de la LEB.

Bueno eso, propuestas para cambiar lo que hay. Cada cual que aporte la suya.

Una ACB sin descensos??? Que locura, totalmente inviable en España. Nos pensamos que la mentalidad española y europea es como la americana, y no es así. De hecho, debido a una ACB sin descensos reales, se la están cargando ya poco a poco, entre otras muchas cosas

Comunicado brillante, no tiene desperdicio. Va siendo hora que todo el mundo se quite la careta:

a) ACB saneada, hacer accesible la compra de plaza a todo aquel que reuna condiciones mínimas y suficientes de viabilidad (a reformular y estipular asamblea de clubes mediante, y supervisado por una Comisión Mixta de Seguimiento a tal efecto creada con miembros de ACB, FEB y CSD). Por lo tanto, todo aquel que al cabo de un quinquenio estuviera en causa de liquidación y/o en situación de quiebra técnica -aún no habiéndose acogido al Concurso de Acreedores- sería sustituido por ese nuevo Club demandante de plaza. La ACB no tendría descensos para mayor seguridad de futuros patrocinadores y mayor riesgo de los entrenadores con los jóvenes jugadores.

b) una LEB amateur a modo Circuito Sub-20. No necesariamente filiales de los ACB. Toda ciudad interesada acogería un equipo, sin coste adicional de inscripción en dicha Liga (más allá de los propios derivados de arbitrajes, desplazamientos, o unas fichas que serían baratas y asumibles). Se organizaría por Conferencias, en función de localización geografica. La asignación de jugadores a clubes inscritos se reglamentaría por medio de una Comisión Mixta a tal efecto creada.

c) basket cantera y obligatoriedad de cotización al RGSS. Crear una Comisión Gubernamental que debata, redacte y supervise una Ley del Deporte adaptada a los tiempos, garante del correcto funcionamiento de la FEB (y Territoriales asociadas). Una Ley al amparo del deporte amateur (clubes, colegios y escuelas deportivas), que controle todo dispendio sin base legitima . Una Ley que permita la retroalimentación a través de los recursos generados, y no el apoltronamiento de sus clases dirigentes. Que el dinero que genera el mecenazgo al deporte de élite se redistribuya de manera eficaz para que el deporte amateur pueda salvar la cabeza (y así seguir con su cometido fundacional formativo). Trasparencia, y medidas ejemplarizantes para quien no cumpla con las normas estipuladas.

Ligas reducidas. El show, negocio privado. Quien quiera pan y circo, por la tele. Baloncesto amateur, de gestión profesional (sin ánimo de lucro, que no altruista). Clubes de base potenciados, por una estructura federativa que aporte personal y medios. Tecnificación.

Malos tiempos para la lírica. Más adelante se podría replantear volver a lo de antés. Hoy, por hoy, inviable. Ánimo cacereños.

Según lo previsto se prosigue con el desmantelamiento del basket profesional español, ya queda menos para que con suerte se pueda mantener una LEB con 16 equipos entre "Oro " y "Plata" igual que la ACB sobreviva con 16 equipos si hay un dosis de sensatez.

32 equipos si hay un milagrito es lo que quedará del basket profesional y eso si hay muuucha suerte.

Encontraremos a faltar Alicante y Cáceres. Ánimo!!

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar