Los franceses reaccionan para superar una Italia liderada por Alessandro Gentile y los españoles dirigidos por Nacho Guigou no tienen problemas contra la Alemania de Neumann

Solapas principales

  • España se estrena con un triunfo fácil contra Alemania y Francia demuestra un gran poderío físico y también talento ofensivo

15608_0.jpg

Guigou hace indicaciones a un compañero (Foto: JML)

15597_0.jpg

Lebrun, penetrando a canasta (Foto: JML)
Y llegó la emoción al Vilagarcia Arena. A la tercera fue la vencida. Francia y Italia demostraron todo lo que se esperaba de ellas, pero como siempre en el deporte sólo puede ganar uno y está vez no fueron los italianos, más que acostumbrados a llevarse partidos con finales ajustados, fueron los franceses que tienen un equipo físico lleno de talento. Los de Philippe Ory se impusieron en la prórroga por 86 a 85 a una Italia liderada por Alessandro Gentile. Francia se tuvo que sobreponer a un mal inicio. Un parcial de Italia de 2 a 8 dejó muy tocado al equipo francés. La reacción no tardó en llegar y lo hizo gracias a Babacar Niang y el chico más alto del torneo, Vincent Pourchot. Los de Massimo Galli se marcharon al final del primer cuarto con una ligera ventaja de tres puntos de diferencia, 14 a 17. En el segundo período, Italia continuaba jugando un baloncesto sencillo sin grandes alardes. Un parcial de 0 a 4 indicaba las intenciones de los italianos, pero el poderío de Chrislain Cairo y Nicholas Wachowiak se empezaba a palpar dentro de la zona por parte francesa. El partido se ajusto con un 22 a 28, aún así el juego entro en una fase imprecisa dónde ningún equipo salio beneficiado. Una vez superado el trance de nerviosismo, Gentile en el juego exterior i Marco Maganza dentro de la pintura consiguieron llevar a Italia con ventaja en el descanso (36 a 40).

En la reanudación, dos triples fallados sin tocar aro del base Andrea De Nicolao dieron vida a Francia que volvió a ponerse delante en el marcador con una canasta en el mismo aire de Mael Lebrun (51 a 48). Está ventaja fue incrementada por los de Ory que finalizaron el tercer cuarto con una ventaja de cuatro puntos (57 a 53).

En el último cuarto, los de Massimo Galli despertaron gracias al liderazgo de Alessandro Gentile que continuo cogiendo responsabilidades. A un minuto para el final, un triple de Leo Westermann dejó un 72 a 69, pero los errores de Francia fueron clamorosos y Gentile en el último segundo clavo un triple que llevo el partido a la prorroga. Un segundo antes había fallado su opción, pero los franceses no cerraron el rebote.

En el tiempo extra, los italianos parecieron pagar el esfuerzo final y Babacar Niang lidero el juego francés por dentro de la zona. A seis segundos para el final, Alessandro Gentile estuvo a punto de llevar el partido a la segunda prórroga, pero esta vez falló. Final de infarto y Francia venció de tan sólo un punto.

Ficha técnica
86 – Francia (14+22+21+17+12): Kahudi (10), Stjilkovic (-), Cairo (12), Fournier (9) y Paschal (4) –cinco inicial- Lebrun (11), Bourdillón (-), Wachowiak (9), Zuccolini (-), Westermann (8), Niang (19) y Pourchot (4).
85 – Italia (17+23+13+21+11):
De Nicolao (1), Polonara (17), Planezio (-), Fontecchio (12) y Iannuzzi (10) –cinco inicial- Spanghero (6), Rossi (9), Sabbatino (2), Maganza (10), Gentile (18) y Ingrosso (-).

 

España - Alemania

15600_0.jpg

Espectacular mate de Neumann (Foto: JML)
España cumplió con su papel y liquidó a Alemania en su debut. El equipo dirigido por Alejandro Martínez, sobre el papel, pero sobre la pista por Juan Antonio Orenga se impuso por 55-67. El partido empezó con una selección española muy concienciada dirigida por Josep Franch y también liderada en la pintura por Miguel Lorenzo. El parcial de inicio fue de 2 a 6 con un triple de Àlex Igual. Alemania despertó gracias a la aportación de Phillipp Neumann -muy parecido fisícamente a Nowitzki- y también al base Falko Theilig, muy veloz y muy buen penetrador. El primer cuarto finalizó con empate a 14 gracias a una canasta de Miguel Lorenzo en el último segundo.

En el segundo cuarto, Alemania empezó con un triple de Harald Debelka que dió una ventaja de 17 a 15. Fue totalmente anecdotico ya que la marea roja empezó a carburar. Nada hacía presagiar que Alemania sorprendería a los españoles y estos con un recital de Joan Tomàs, de Nacho Guigou y Àlex Igual marcharon al descanso con una ventaja sustancial de 24 a 37.

El partido empezó a ser un trámite en el tercer cuarto dónde España se paseó. Los únicos jugadores capaces de mostrar la cara por parte alemana fueron el base Falko Theilig y Phillipp Neumann. Mientras los españoles se divertían con un baloncesto rápido liderado por Nacho Guigou. El público así lo reconocía con aplausos para un base llamado a ser uno de los mejores directores de orquesta de la futura España. Los 20 puntos de diferencia fueron una losa para los germanos.

El último cuarto sirvió para probar cosas y para seguir viendo en acción a jugadores como Michel Acosta, Josep Franch o Joan Tomàs. Está España tiene buena pinta. Manolo Escobar puso la puntilla final con... Que Viva España!

Ficha técnica
67 – España (14+23+19+11): Llovet (4), Jodar (2), Josep Franch (7), Àlex Igual (8) y Lorenzo (9) –cinco inicial- Simeón (-), Guigou (13), Joan Tomàs (10), Alvarado (-), Acosta (6), Jose Maria Gil (4) y Del Rio (4).
55 – Alemania (14+10+12+19):
Klein (-), Canty (-), Monninghoff (1), Barthel (-) y Neumann (13) –cinco inicial- Theilig (13), Debelka (13), Raebel (6), Beck (3), Stawowski (4), Jordell (2) y Heide (-).

 

Y además...

 

Sobre el autor

Antiguedad: 
16 años 9 meses
#Contenidos: 
140
Visitas: 
879,240
Comentarios: 
292

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar