Solapas principales

Las bajas dejan sin "chispa" a un Valencia poco agresivo contra CSKA (81-70)

  • Los taronja plantaron cara hasta el final pero echaron en falta la valentía ofensiva de Abalde y Loyd

Las ausencias restaron chispa y agresividad a Valencia Basket. Los taronja plantaron cara en todo momento y en un mal último cuarto aún se pusieron a 6 a falta de 1:44. Pero durante todo el partido se echó en falta la mordiente ofensiva que aportan jugadores como Alberto Abalde y Jordan Loyd, o el propio Mike Tobey bajo aros. Además los que si jugaron también estuvieron poco agresivos en la ofensiva, como demuestran los 4 intentos triples de Dubljevic por 6 tiros de dos o el que San Emeterio solo intentara tres veces anotar y fuera siempre desde detrás de la línea de tres. Todo esto se tradujo en que hasta el minuto 35 llevaran solo un tiro libre intentando, a pesar de que el marcador en faltas final fue de 18 a 17.

Voigtmann maravilla cuando tiene el día. Como ya hemos comentado en infinidad de ocasiones, el alemán es un jugador tremendamente irregular, que lo mismo no se nota que está en algunos partidos, como deslumbra en otros. Hoy fue de los segundos, manteniendo a su equipo al principio ante un flojo inicio de Mike James, y luego aportando hasta el final para acabar con 19 puntos, gracias a un fantástico 5 de 5 en triples, 10 rebotes y 26 de valoración.

La noche y el día en cuanto al tiro de tres. Cuando uno ve en la planilla un espectacular 14 de 22 en triples para un equipo y un mal 8 de 29 para el otro, ya tiene la principal explicación a quien ha ganado y porqué. CSKA seleccionó bien sus tiros de tres y se encontró con varios jugadores en estado de gracia, al sumar entre Voitgmann, Bolomboy, Kurbanov y Hackett 11 aciertos de 11 intentos. Valencia sin embargo tiró casi tantas veces (29) desde fuera de la línea como desde dentro (31), con Markinkovic (0 de 5), San Emeterio y Laberyie acumulando un horrible 0 de 10.

Valencia Basket visitaba al actual campeón muy mermado por las bajas de Alberto Abalde, Jordan Loyd, Joan Sastre y Mike Tobey. Además se encontró de inicio a un Voitgmann que demostraba que hoy iba a tener un día de esos abriendo el marcador con dos triples consecutivos. Pero Van Rossom también comenzaba acertado en el tiro y los taronja seguían con el juego de equipo que los ha llevado a alcanzar el séptimo puesto de la Euroliga y se adelantaban con el 12 a 15 gracias a un triple de Dubljevic. El marcador no se movía con la fluidéz que se podría esperar de estos dos equipos gracias a la labor atrás de ambos conjuntos y el cuarto acababa con un igualado 20 a 17.

Los de Ponsarnau volvían a adelantarse gracias a un triple de Motum y a buenos minutos de Marinkovic, de los pocos que se iba hacia el aro con decisión. El partido se convertía en un toma y daca con acciones de Sant-Roos, que ya mostraba estar acoplado a sus nuevos compañeros, Koufos y Ndous y Colom por parte taronja. CSKA intentaba distanciarse ligeramente al final de la primera parte, pero un 2+1 de Marinkovic, único tiro libre visitante de estos primeros veinte minutos, lo impedía y nos ibamos al descanso con el 42 a 39.

 

 

Dubljevic y Van Rossom volvía a mostrar a los rusos que hoy no tendrían un partido fácil, adelantando otra vez a los suyos, pero los fallos en el tiro de tres y la poca agresividad a la hora de buscar la zona provocaba que CSKA se distanciara con el acierto de Voitgmann y el despertar de Mike James. Valencia se atascaba en ataque y los de Itoudis amenazaban con despegarse con el 58 a 49. Doornekamp y Ndour volvían a apretar para que el último período comenzara con un esperanzador 60 a 56.

 

 

Tras un intercambio de canastas, Valencia volvía a atascarse y Voitgmann iniciaba con su cuarto triple un parcial de 9 a 0 que culminaba Sant-Roos también desde la línea de tres. El 71 a 58 parecia definitivo, pero los valencianos no se daban por vencidos a pesar de que Voitgmann sumaba su quinto triple.  Un 1 a 7 gracias al coraje de Dubljevic y Vives ponía el 75 a 69 a falta de 1:44, pero la aparición de Hackett con dos triples lo convertía en un canto del cisne. Valencia remó a pesar de las ausencias y de su mal porcentaje de triples pero no fue suficiente.

 

 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
3 años 8 meses
#contenidos: 
955
#Comentarios: 
2,364
Total lecturas: 
2,289,612