Solapas principales

Mirotic guía al Barça a la victoria ante el Khimki (94-102)

  • Seis jugadores del conjunto blaugrana anotaron en dobles dígitos
  • Los de Pesic siempre estuvieron por delante en el marcador

El Khimki fue siempre a remolque:

El inicio del partido no pudo ser más favorable para el Barça, que arrancó con un parcial de 0-11 a favor. A partir de acá, todo se hizo cuesta arriba para los rusos que a pesar de diversos arreones en los que pusieron en ciertos aprietos al Barça, vieron siempre desde abajo el encuentro. Los culés, en cambio, se sintieron muy cómodos con el marcador a favor y supieron administrar la ventaja para llevarse una victoria más que importante.

 

Hoy se vio el talento ofensivo del Barça:

 

Mucho se viene hablando del arsenal ofensivo del que dispone el Barça con diversos jugadores, y hoy se vio a la perfección a que se refiere. Cuando la ofensiva se atascó, aparecieron Mirotic, Davies, Kuric, Higgins y Delaney. Todos capaces de generarse su propio tiro y capaces de sacar adelante alguna ofensiva en la que el reloj apretaba y la defensa parecía infranqueable.

 

Sin defensa no hay paraíso:

 

Está claro que el Barça disfrutó de un gran acierto desde el tiro, pero igualmente los rusos podrían haber hecho algo más en defensa para frenar a los de Pesic. Nunca fue esa la especialidad del Khimki, más aún cuando hay jugadores como Shved que no suelen esforsarse en dicha faceta, aunque también hay que considerar la cantidad de variantes desde las que castigó el Barça. Por más talento ofensivo que tengan los rusos, en un partido de cien puntos casi siempre saldrá ganando el conjunto culé.

Sin lugar a dudas, hay victorias de todo tipo. Algunas sirven para salvar los muebles, otras son las que dan confianzas a los jugadores y algunas ratifican la realidad de un equipo. Sin duda, la de hoy del Barça fue de este último tipo. Mostraron que lo que pasó ante el CSKA fue solo un mal día y, tras la gran victoria ante Iberostar Tenerife, hoy volvieron a demostrar todo el potencial que tienen.

 

Pesic decidió que fuera Higgins el principal defensor de uno de los mejores de la Euroliga como Alexey Shved. Durante los primeros cinco minutos, los blaugranas secaron al ruso y encontraron, desde la defensa, lograr atacar con cierta calma (0-11 min. 4).

 

Esto hizo que el Barça se viera por delante en el marcador durante todo el encuentro y administrara mejor los ataques. A pesar de no ser el día en que mejor defendieron, ya que los rusos anotaron una buena cantidad de puntos para lo que acostumbran a encajar los de Pesic, los blaugranas lo compensaron con talento ofensivo.

 

Esta vez, sí que apareció el arsenal ofensivo del que tanto se hablo. Esta vez se hizo evidente que el Barça tiene una de las plantillas más largas de Europa a pesar de la cantidad de hombres que tiene en la enfermería (30-42 min.14).

 

Por momentos, el Barça demostró destellos de ese equipo rodado con el que sueña Pesic y en el que no hacen falta grandes sistemas de ataque para anotar. Fue Kuric, en el segundo cuarto, el encargado de dar una lección de autosuficiencia en la que anotó puntos de todo tipo para ratificar su evolución como jugador. Ya no es más aquel tirador que sale de bloqueos, ahora también se genera su propio tiro desde el bote y además es capaz de atraer a defensas para luego doblar el balón.

 

 

También vimos a un gran Hanga, que hoy si pareció un base más. Fue fiel a su defensa aguerrida pero también actuó de director de orquesta para dejar a sus compañeros solos de cara al aro (65-82 min.27).

 

Por el lado de los rusos, cómo no, vimos al Shved de siempre. Un jugador con una capacidad anotadora única en Europa pero que a menudo peca de individualista. Forzó acciones en más de una ocasión y fue a menudo el obejtivo del ataque blaugrana debido a su -casi- inexistente defensa. Su mejor escudero hoy fue Devin Booker. Jugador muy físico que fue capaz de anotar 14 puntos aunque sus errores y prisas en defensa le obligaron a sentarse antes de tiempo con cinco personales.

 

Mientras los minutos pasaron, el Khimki tuvo momentos en los que apretó al Barcelona aunque los de Pesic demostraron entereza para responder en los momentos claves, una vez más, con talento. Mirotic volvió a desplegar su armamento para irse hasta los 28 puntos. Otra vez anotó triples, canastas desde el poste y jugando de cara ante su defensor. La guinda la puso en el último minuto cuando sacó a pasear a Jeremy Evans en la pintura y sentenció el partido con un doble digno del gran Olajuwon (86-96 min.37).

 

 

Los otros dos actores de lujo de los que disfrutó el Barça fueron Ante Tomic y Malcom Delaney. El primero pudo redimirse de algunas malas actuaciones y volvió a ser aquel gran bailarín que vuelve locos a todos los defensores que osan intentar pararlo en la pintura. Por el lado de Delaney, su partido fue la muestra de todo el talento del que dispone el estadounidense. Hoy fue crucial con sus puntos, y con uno de los triples que acabó de matar el partido, pero también por su visión y su capacidad de organizar al equipo.

 

 

La victoria salió más cara de lo que se esperaba por el acontecer del partido, aunque el Barça, una vez más, volvió a responder cuando todo el trabajo parecía irse por la borda y cerró el encuentro con una ventaja de ocho puntos. (94-102 min.40).

 

Esta victoria debe ratificar el gran pasar de un Barcelona candidato a todo. Ahora ya apareció el talento, el acierto y el juego colectivo. Es turno de Pesic para definir si quiere que se juegue a cien puntos cada partido, si predominará la defensa y la rudeza o si esta vez veremos un equipo más polifacético. Quizás esta acabe siendo la identidad de este Barça, un equipo capaz de adaptarse de diversos contextos según el rival a batir.

estadisticas_khimki_vs_barca_ida_19-20.jpg

Estadísticas Khimki. Via: Euroleague

estadisticas_barca_vs_khimki_ida_19-20.jpg

Estadísticas Barça. Via: Euroleague

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
2 años 1 mes
#contenidos: 
134
#Comentarios: 
274
Total lecturas: 
279,446

Comentarios

Parece que el equipo cada vez esta mejor, se puede perder contra CSKA, contra Madrid y tambien en la pista del Armani Milan, son3 equipos en el top8 de la euroliga, lo que no se podia permitir era lo de temporadas anteriores que se perdian partidos contra equipos fuera de ese top8 y eso a la postre era lo que te terminaba penalizando en exceso.