Solapas principales

Unicaja entierra el sueño europeo de Laboral Kutxa (93-84)

  • Unicaja derrotó a Laboral Kutxa, que tenía la clasificación en sus manos, tras la derrota de Anadolu Efes.
  • Joan Plaza motivó a los suyos, y Unicaja pasó por encima de Laboral Kutxa.
  • Granger y Toolson, por un lado, y Causeur y San Emeterio, por otro, los más destacados.
  • De esta forma, Laboral Kutxa finaliza su participación en Euroliga.

Laboral Kutxa afrontaba el partido de esta noche con la noticia de la derrota de Anadolu Efes en campo de Fenerbahçe Ülker, dejando la clasificación para el Top 8 en sus manos. Sin embargo, Joan Plaza logró motivar a los suyos, rompiendo el sueño baskonista gracias a un gran partido colectivo, liderado por Toolson (17 puntos), Granger (15) y Green, que fue clave en la primera parte, acabando el partido con 11 puntos. Suárez aportó en ambos lados, siendo despedido con una gran ovación. La respuesta baskonista se tradujo en puntos de Causeur (21 puntos y 29 de valoración) y San Emeterio (16 puntos y 22 de valoración) , pero esta vez el descontrol de los bases de Laboral Kutxa, Mike James y Darius Adams, salió cruz, siendo, por desgracia, decisivos en la derrota de su equipo. Más por sensaciones que por números (entre ambos bases sumaron 16 de valoración), pues los bases de Unicaja controlaron el ritmo del partido en todo momento. Laboral Kutxa penó su mal día en el tiro exterior, con 6/27, un 22%, aunque sí lograron responder al inicio de Unicaja bajo los tableros, logrando dominar el rebote. Al final, 93 a 84, acabando así con el sueño europeo de Laboral Kutxa. 

Laboral Kutxa golpearía primero, con una canasta de Shengeila. Unicaja no tardaría en darle la vuelta, con un Laboral Kutxa que se mostraba desacertado, con 1/4 en tiros de campo en los primeros tres minutos de partido. Unicaja buscaba la zona, volcando su juego en el poste bajo, mientras que San Emeterio quería ser la respuesta baskonista, aunque con no demasiado acierto. Thomas ponía los cinco de ventaja, con otra canasta fácil bajo aro, que desesperaba a Ibón Navarro, llegando a solicitar tiempo muerto. Unicaja se mostraba más intenso, haciendo daño en el rebote ofensivo, y Laboral Kutxa no encontraba la vía para anotar con facilidad. Aparecería San Emeterio, con un triple, para poner el 10-9 en el marcador, aunque sería rápidamente contestado con una canasta en el poste de Carlos Suárez. Plaza era el primero en mover el banquillo, con la entrada de Kuzminskas por Suárez. Darius Adams, con un 2+1, igualaba el encuentro, y sacaba la segunda falta de Will Thomas, que sería sustituido por Caleb Green. Sería el propio Green el que cerraría el marcador del primer cuarto, con una espectacular canasta, donde también sacaría falta, colocando el 20 a 16 con el que se cerraba el primer cuarto. Plaza subiría la intensidad en el último minuto del cuarto, logrando parar al equipo de Ibón Navarro, que cerarría el cuarto con un triple a la desesperada de Mike James muy bien defendido por Green, que no llegaría ni a tocar aro.

CCLUv61WIAIzujx.jpg

Golubovic intenta anotar ante Iverson (Foto: Euroleague)

El segundo cuarto comenzaría con el mismo guión: Caleb Green anotando y sacando la falta. Laboral Kutxa seguiría mostrándose desacertado, no llegando al 40% en tiros. Sin embargo, la jugada tonta del partido haría desaparecer a Green del partido, que llevaba 8 puntos hasta el momento. Después de un robo de Fran Vázquez, el americano falló un mate totalmente solo, cerrando la jugada con su tercera falta en la lucha por el rebote. Sería en el rebote donde cambiarían las tornas, mostrándose claramente la necesidad de Laboral Kutxa por ganar. Un parcial de 9 a 0 metía de lleno a Laboral Kutxa en el partido, empatando a 28 el marcador. Unicaja se mostraba sin ideas en ataque, hasta que Germán Gabriel conectó desde el poste con Toolson para romper el parcial en contra. Y sería Toolson el que cambiaría la cara al partido, con 6 puntos suyos casi seguidos, junto a la aportación de Golubovic y Gabriel, dando de nuevo a Unicaja una ventaja de siete puntos a falta de 1:50 para el descanso (38-31). Navarro daba entrada a Adams, con intención de cambiar el mal momento de los suyos, pero Toolson era demasiado para los vitorianos, esta vez asistiendo a Suárez para que anotara y colocara la máxima del partido en nueve puntos. Shengelia rompería el parcial en contra, y Causeur (qe puntos al descanso) anotaría dos tiros libres para poner a su equipo a sólo cinco puntos. Laboral Kutxa se aferraba a los tiros libres, pero no lograría igualar el encuentro al descanso, gracias al buen hacer de Gabriel y Suárez, que cerraría el cuarto con un canastón tras bote, poniendo en el marcador siete de ventaja, 43-36.

Laboral Kutxa abriría el tercer cuarto, pero Unicaja sería capaz de responder. Los nervios se adueñarían de Laboral Kutxa, que fallaba tiros fáciles, permitiendo a Unicaja mantener su ventaja. Granger pondría una nueva máxima, de diez puntos, con dos tiros libres, dejando muy tocados a los de Ibón Navarro. Toolson remataría, con un triple después de hacer saltar a Shengeila, para poner el 57 a 44, que obligaba a Navarro a solicitar tiempo muerto. Unicaja mantenía la intensidad, y desactivaba por completo al Baskonia. Parecía que era Unicaja el que se jugaba el todo o nada, el que necesitaba la victoria para entrar entre los ocho mejores del continente. Laboral Kutxa lograba recortar hasta los 11 puntos, pero una técnica a Causeur por flopping, seguida de una canasta de Toolson, volvía a golpear el sueño baskonista. Causeur era la respuesta, con un triple, pero no podía parar a un Toolson muy inspirado, que anotaba otro triple sobre la bocina de posesión. Un Causeur inmenso mantenía vivo a los suyos, colocando, a falta de dos minutos, el 66 a 56. Unicaja volvería a reaccionar, manteniendo la ventaja por encima de los diez puntos para el último cuarto (70-59).

fabien-causeur-laboral-kutxa-vitoria-eb14.jpg

Causer ante Caleb Green (Foto: Euroleague)

Y, de repente, Caleb. Un triple y un tapón volvía a colocar a Unicaja con una ventaja muy cómoda, volviendo a golpear  las ilusiones de Laboral Kutxa. Mike James perdería un balón al dar un pase a Hansbrough, que no miraba, y Navarro optaba por sentar a los dos, con un James visiblemente cabreado con la decisión de su entrenador. Begic anotaría, pero de nuevo Toolson, espléndido durante todo el partido, anotaría un triple para separar a Unicaja en el marcador, 78-63. Kuzmisnkas anotaría al poste, y el Carpena respondería a la entrega de los suyos, muy motivados, con una sonora ovación tras tiempo muerto de Laboral Kutxa. Tillie anotaría cinco puntos consecutivos, en el que parecía el último arreón baskonista, pero Granger con un triple y un robo, que acabaría en mate de Kuzminskas, asestaba el golpe definitivo a Laboral Kutxa, que comenzaba a obsesionarse con el triple. Plaza daba descanso a Toolson a falta de 3:25 para el final, siendo despedido con una ovación, después de anotar 17 puntos. Causeur no se rendiría, con un triple, seguido de cuatro puntos seguidos de San Emeterio que acercaban a los baskonistas a menos de diez puntos cuando sólo restaban algo más de dos minutos. Unicaja se mostraba torpe con el balón, encandenando varias pérdidas que habían dado vida a los visitantes, por lo que Plaza optaba por jugar con sus dos bases. Pero aparecería el factor sorpresa, un Jon Stefansson que se ha hecho un hueco importante en la rotación de Unicaja. El islandés anotaba un triple desde la esquina, volviendo a colocar los once puntos de ventaja. Causeur y San Emeterio serían la solución de Laboral Kutxa, pero un triple del navarro a la desesperada, que no entraba, dejaba el partido en 88 a 79 entrado el último minuto de partido.

carlos-suarez-unicaja-malaga-eb14.jpg

Carlos Suárez lanza un triple (Foto: Euroleague)

Markovic anotaría dos tiros libres para colocar el 90 a 79, y Darius Adams aparecería con un triple. Sin embargo, la necesidad de Laboral Kutxa se convirtió en descontrol, persiguiendo a los jugadores de Unicaja, que movía muy bien el balón. Fran Vázquez recibía una falta, anotando uno de los dos tiros libres. Plaza daba entrada a Karahodzic, que recibía una falta, logrando anotar los dos tiros libres. Suárez era despedido con el público en pie, mientras Laboral Kutxa exprimía sus últimos segundos. El encuentro se cerraba con el marcador en 93 a 84, con Unicaja siendo verdugo en Europa de los baskonistas, que no logran pasar al Top 8 a pesar de depender de sí mismos.

Etiquetas

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
10 años 11 meses
#Contenidos: 
233
#Comentarios: 
1,588
Total lecturas: 
1,186,035

Comentarios

Increible que el partido que no se juega nada Unicaja es el que mas lucha y el que mas ambiente hay en el Carpena a pesar de los cuatro gatos que hay normalmente.El Unicaja no se ha clasificado porque no tiene equipo, da para una competicion esa plantilla.

Baskonia tenía que haber jugado como lo que suelen hacer equipos griegos, partido a cara de perro, lucha indecente e incesante a cada balón, choques, manos, brazos, uñas y dientes, todo fuera, y si haces eso durante un cuarto o dos, el equipo contrario, que no se juega nada, tiende a salvaguardarse, porque no hay nada que ganar,, y más cuando Unicaja va tan bien en ACB como para jugarse un golpe, una lesión de algún jugador importante.
En cualquier caso, chapeau para Baskonia, han nadado para ahogarse en la orilla, pero han llegado hasta la orilla, mucho más que de lo que se podía pensar hace un par de meses.

Efectivamente, al Baskonia había que haberle exigido ese "plus" que indicáis, pero, precisamente, el hecho de que no lo mostrara se debe a que aún no lo tiene, de haberlo tenido, habría llegado a este partido ya clasificado: plantilla verde y entrenador verde. Quizás tengas razón en que Querejeta se esté ya buscando a otro para la próxima temporada, sin embargo yo creo que Ibon tiene muchísimo potencial y si tuviese pacienca el presi, seguramente le veríamos madurar junto con el equipo y nos depararían muchas alegrías. Pero sí, también pienso que, por desgracia, si Querejeta se puede permitir el dispendio económico, se buscará otro entrenador para la próxima temporada.

Era lo previsible, hoy en dia, la diferencia entre las dos plantillas, y equipos es esa., mas la significativa baja de Bertrans, hacian casi imposible la "machada". Por otro lado, se comprueba la "irrealidad" de la carrera europea de esta temporada de Unicaja, al que lesiones y la buena racha domestica han deslucido una clasificación continental, mas que factible, visto lo visto.

Que lástima...tengo que decir que hoy me ha decepcionado Baskonia. Se puede perder (por supuesto), pero en un día como este hay que salir con el cuchillo entre los dientes, apretar en defensa y mostrar tensión. ha habido canastas del Unicaja donde el equipo vitoriano ha defendido como si estuviéramos en pretemporada, sobretodo al proncipio. Y eso es cosa del entrenador. Ibon Navarro ha hecho un buen trabajo y es un buen tipo, pero a ojos de Querejeta seguro que hoy ha bajado muchos enteros; no creo que sea el entrenador el año que viene. De todos modos ha sido un top16 muy digno y le ha faltado el canto de un duro para clasificarse para cuartos

Tierno el Baskonia, que no está maduro aún para estas lides. Hoy sólo un equipo curtido habría ganado en Málaga, y el Baskonia, aún, no lo es. Lástima. En cualquier caso me quedo, primero con el TOP 16 que ha hecho el Baskonia. Espero que Scariolo, desde la distancia, haya sentido un poquito de vergüenza. Y segundo con la limpieza de la competición: ni hubo apaño turco y ni hubo apaño español. Todos los equipos han salido a ganar y eso engrandece la competición.

Una pena no haberse clasificado empatados con el cuarto por unos pocos puntos de average. Bueno, por eso y por 8 derrotas, claro, de las cuales nos podríamos haber ahorrado alguna que otra. Aún así, temporada de Euroliga que al final se ha saldado con un resultado bastante mejor de lo que se podría haber esperado allá por Noviembre cuando nos veíamos incluso fuera del Top16. Llegar hasta el último suspiro con opciones de entrar en el Top8 da buenas sensaciones para el año que viene si se mantiene el bloque y se empiezan a hacer las cosas bien desde el principio. Cada vez me gustan más los bases (no me convencían nada al principio) pero cada vez me gusta menos ver a ambos en el mismo equipo. Necesitamos como mínimo que un base dirija y estos son dos anotadores, en muchas ocasiones ni siquiera llegan a subir el balón, no hablo ya de distribuir juego. No sé quién mencionó una vez por estos foros la "prigionitis" que sacude a Vitoria; pues yo debo de ser el paciente 0 de la epidemia porque echo de menos muchísimo un base de sus características (no como él, porque no lo hay, pero sí que tenga el mismo papel). Aún así, aunque la no-clasificación para el Top8 era menos sorprendente que lo contrario, decepciona que el equipo no haya jugado mejor a la hora de la verdad contra un equipo que no se jugaba nada, sobretodo después de haber salvado los match-balls que ha salvado. Ahora a centrarse en liga, asegurar play-offs y llegar como mínimo a semifinales.

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar