Solapas principales

Valencia Basket disfruta, sufre y resiste para tumbar al Bayern y seguir soñando (83-76)

  • Mike Tobey y Sam Van Rossom, tocados toda la semana, fueron fundamentales en una victoria trascendental

agarrarse a la boya

Valencia Basket tenía ante sí otro match-ball para seguir vivo y con opciones de entrar en Playoffs en un torneo que está resultando tremendamente competido y más igualado que nunca. Llegaban los valencianos con alguna baja (Herrmansson) y varios tocados (Van RossomDuby y Tobey entre algodones). Enfrente, amenazante, el Bayern de Munich de Trincheri, una de las gratas sorpresas de la temporada, que llegaba 5º con 19-11 y con la posibilidad de certificar su plaza entre los 8 mejores de la temporada regular, aunque además de su victoria necesitaba algún otro resultado. Lucicun ex taronja, no perdió la oportunidad de volver a dejar su impronta de estrella en la Fonteta. Pero delante tuvo un bloque con pocas energías pero suficiente deseo de supervivencia.  

creer, sufrir y volver a soñar

Esta Euroliga está siendo (salvando las tremendas circunstancias) un auténtico espectáculo partido a partido y pelota a pelota. El encuentro fue, como la temporada, una montaña rusa y un vaivén de emociones, con momentos estelares en cada equipo y un ejercicio de fe de 40 minutos desde ambos lados. Valencia salió a morder, creyendo y queriendo, y se plantó tras los 10 primeros minutos con un 26-19 con 7/10 en triples. La ventaja aumentó a los +13 al descanso, pero la tormenta alemana del tercer acto les hizo tocar fondo y temer por su billete a la postemporada. Sin embargo, reaccionaron de nuevo a base de confianza, deseo, carácter y voluntad, volviendo a girar una dinámica que ya venía del revés tras ese cuarto sublime de Lucic y los suyosPero la resistencia tuvo premio y los taronja cerraron una victoria gigante y que permite seguir soñando. Partidazo mayúsculo.

la borrasca y los tiros "de la suerte"

Cuando todo indicaba que Valencia podía lograr una victoria más fácil de lo esperado (+13 al descanso con un acierto espectacular en lanzamientos de dos y de tres), el tercer cuarto llegó como Filomena hace un par de meses: arrasando y tiñendo de blanco el panorama. Una ciclogénesis perfecta en defensa y en ataque que anuló a un Valencia sin cadenas para agarrarse, y que apenas mantenía el equilibrio sobre el hielo: parcial 9-30 hasta que Dubljevic, sobre la bocina, anotó un triple que supuso un halo de esperanza y una llave para abrir el búnquer de las emergencias. Este tiro, como el de Sastre al concluir el primer cuarto, fue un guiño de que el destino hoy quería pintarse de naranja.

economía gestual 

Así describió el maestro Piti Hurtado el movimiento de Joan Sastre para poder ejecutar un lanzamiento imposible sobre la bocina del primer cuarto; ¿hay algo de suerte detrás del todo ese talento?

 

no estaban muertos, estaban hivernando

Sirva esta metáfora para explicar dos claves en una: la primera, la resurrección valenciana tras el gran varapalo del tercer cuarto. El triple postrero de Dubljevic fue la luz al final del tunel y el hilo al que se agarraron los de Ponsarnau cuando parecía que no podrían levantar cabeza. Un cambio de chip que inició el contra-parcial local que giró de nuevo el marcador y envió el miedo a Trincheri y los suyos. Valencia Basket volvió a ser Valencia Basket y demostró que la Fonteta es un fortín.

Y la segunda, una mención especial a los tocados. A los clásicos taronja que llegaban con serios roblemas físicos pero que demostraron un pundonor, sacrificio y orgullo dignos de alabar en un mundo tan falso. Pongámosle nombres: Sam Van Rossom, Bojan Dubljevic, y Mike Tobey, con mención especial para el último.

MVP: a sus pies, don tobey

El mejor de entre los tocados y también entre los sanos. Sólo Lucic podría discutir el galardón al norteamericano, pero la victoria taronja y las circunstancias en que llegaba al choque Mike disipan cualquier duda. Hace 48h resultaba muy complicado que jugase. Ayer era duda, y hoy se confirmaba que jugaría tocado por la microrrotura fibrilar en los isquios de su pierna derecha. Pero quién lo diría. Partidazo con 18 puntos y 4 rebotes en 21 minutos de élite europea. Con 7/9 en T2 y 1 de 2 en triples. Para sacarle a hombros y seguir creyendo en la Tobeycracia

ESTADÍSTICAS

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
4 años 2 semanas
#contenidos: 
263
#Comentarios: 
826
Total lecturas: 
908,107

Comentarios

Un ejercicio de voluntad y de confianza en sí mismos. Añadir a la crónica que Labeyrie también se había perdido algún entrene durante la semana, y que parece que Williams se ha entonado en el momento más oportuno. Lo de Lucic es tremendo, siempre ha sido jugador de equipo pero qué gran nivel ha alcanzado, ayer Kalinic se tuvo que fajar duro. Va a estar difícil pero sería un notición que los 4 españoles quedaran entre los 8 clasificados