Solapas principales

Walter Tavares y Rudy Fernández silencian a Armani Milán (73-78)

  • Doble doble del pívot caboverdiano, con 13 puntos, 12 rebotes y 4 tapones
  • Los 21 puntos de Ricardo Moraschini fueron insuficientes para mantener la ventaja milanista
  • La victoria madridista consolida su segunda posición, metiendo en problemas a Armani Milán respecto al octavo puesto

Armani Milán arrancó muy enchufado desde el triple. Con ambos equipos poco entonados y faltos de ritmo en los primeros compases del partido, fueron los de Ettore Messina quienes atacaron desde más allá del 6,75 para aprovechar el escaso movimiento de la defensa blanca. Con 5 triples convertidos de 6 intentos, Armani Milán rozó la veintena de ventaja hasta que la maquinaria defensiva blanca comenzó a carburar en el segundo cuarto.

La segunda unidad blanca salió al rescate. Pese a que la diferencia fuese de 10 puntos al descanso, el trabajo de la rotación del Real Madrid cortó la diferencia del conjunto de Milán, quien se quedó sin ideas y el aro se cerró. Tavares y Felipe Reyes pusieron el candado en ambos tableros, y Taylor-Rudy-Laprovittola secaron la principal arma italiana durante el choque: el triple. 5/6 en el primer cuarto, 2/8 en el segundo.

Sobre la defensa se fundamentó la remontada. Ante un tercer cuarto muy notable a nivel defensivo, aupó al Real Madrid a dinamitar el partido en ataque en el último cuarto. 3 triples de Rudy, la aportación de Tavares en ambos lados de la cancha, y la dirección de Campazzo sucumbieron el entramado de Armani Milán.

En el silencio de Milán salieron poco engrasados ambos equipos. Los jugadores no estan concentrados y comienza la toma de contacto entre ellos. Especialmente el Real Madrid se encuentra fuera de partido. Malísimo movimiento de balón (5 pérdidas), balance defensivo e incapaces de frenar la transición ofensiva milanista. El resultado que marca la diferencia en el marcador la pone Armani Milán desde el triple. Precisamente Pablo Laso probó en dos ocasiones la defensa en zona, finalizados en canastas exteriores de Milán, quien da por cerrado el cuarto con 5/6 desde el triple. La producción colectiva blanca es nula, aguantando con 7 de los 11 puntos del equipo de Trey Thompkins. La transición defensa-ataque de Armani Milán causó estragos en la incomodidad blanca, finalizando con 25 puntos y muy buenas sensaciones de cara al siguiente asalto.

Llueve menos en el segundo cuarto para el Real Madrid. Con un quinteto más luchador y físico, especialmente en la zona interior, sacó la garra necesaria. Una jugada que obtuvieron hasta cuatro rebotes ofensivos y finaliza con un triple de Rudy Fernández refleja lo comentado. La aportación desde el banquillo de Felipe Reyes y un triple de Nico Laprovittola marca un 0-15 de parcial que da un nuevo comienzo de partido. La dirección, organización y ejecución del base argentino está siendo indefendible por Michael Roll. Los de Ettore Messina se enredan en el entramado defensivo blanco. No saben como meter mano en la zona, y la línea exterior formada por Taylor, Rudy y Laprovittola cerró las ideas milanistas y les cuesta un mundo anotar.

Tras el arreón blanco, Armani Milán tiró también de coraje y trabajo, sin perder la concentración y manteniendo el movimiento de balón del primer cuarto. Un entonado Riccardo Moraschini desde el triple (3/4 T3) y sus 15 puntos volvieron a dar un pequeño colchón a los suyos al término de la primera parte (45-35).

El tercer cuarto podría titularse como toma y daca. Un cuarto mucho más defensivo, donde la intensidad de ambos conjuntos fue muy notable, y precisamente las imprecisiones en los tiros fue mayoritaria. Los bajos porcentajes de acierto, más que por la mala toma de decisiones en los lanzamientos (que si tuvieramos que decidir uno de los dos equipos en dicho apartado sería Armani Milán), ha sido fruto del buen hacer defensivo. El Real Madrid apretó la línea de pase, adelantaron líneas y únicamente faltaba la guinda de rematar la transición ofensiva. Muy precipitados en la carrera los de Pablo Laso, un buen balance en transición atrás del conjunto de Ettore Messina mantuvo la distrancia en el marcador. Cuarto muy atractivo desde el punto de vista táctico, y, especialmente, para los amantes de las buenas defensas.

Es un supercampeón de Europa. Tiene una de las mejores plantillas de la competición, y lo demuestra en escenas como ésta. Dos triples de Trey Thompkins, doble-doble de Tavares al comienzo del cuarto, un triple y sacando una falta ofensiva a posterior de Rudy, sumado a una gran cantidad de imprecisiones de Armani Milán calentaron al Real Madrid. Cuando le han entrado los triples, tras una gran fluidez en el movimiento de balón, y una defensa colectiva de las que le gusta a Pablo Laso, han sido capaces de darle la vuelta al marcador con más de medio cuarto por disputarse (55-59). Es el clásico momento en el que Rudy Fernández ve el aro como una bañera, y todos los ataques pasaron por sus manos. 11 puntos, incluidos tres triples, dan la vuelta a la tortilla, pese a que el partido no esté ni mucho menos finalizado. La actuación coral italiana dirigida sobre Moraschini, y un triple de un jugador que hasta ahora no hemos nombrado, y el de más renombre de la plantilla, anota un triple clave: Sergio Rodríguez.

El base canario apareció en el momento más caliente del choque, sumando otro triple de su compañero Keifer Sykes ponen a los suyos a 3 puntos y 15 segundos restantes. Y la mejor defensa del partido surgió en la última jugada de Armani Milán. Micov aparece en el poste alto como amenaza exterior. Precisamente Tavares, quien no suele arriesgarse a salir a puntear, lo hizo en esta ocasión. Airball de Micov y partido sentenciado para los hombres de Pablo Laso (73-78).

 

 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
2 años 3 meses
#contenidos: 
126
#Comentarios: 
266
Total lecturas: 
206,253

Comentarios

Que bien está aprovechando Laprovittola la baja de Llull, cada partido se le ve mejor, no le podía pasar lo mismo que a Prepelic, es argentino joder!!!