Solapas principales

Matt Mobley, ha nacido un nuevo líder

  • La exhibición del escolta estadounidense permitió a Casademont Zaragoza vencer a BAXI Manresa en la primera cita de Liga Endesa.

 

 

Hace apenas unos días, cuando la temporada aún no había comenzado, las dudas sobre la campaña del Casademont Zaragoza eran evidentes. La pérdida de las estrellas, o jugadores con más personalidad, como Brusino, Ennis o Barreiro dejaban huérfano a un equipo de ese carisma y liderazgo que se presupone necesario para sacar adelante partidos difíciles.

 

El mercado veraniego trajo muchas apuestas por parte de la directiva, pero en concreto tenemos que detenernos en una, Matt Mobley. Este jugador parecía llamado a suplir todo lo que ansiaba el equipo, sin ir más lejos ya despertaba en pretemporada la admiración de la afición maña que encontraban en él a un nuevo líder.

Con 17 puntos, 3 asistencias y 19 de valoración dejó su primer sello en la Liga Endesa el pasado domingo para vencer a BAXI Manresa por 98 a 91. Un auténtico derroche de personalidad, una exhibición buscando su propio tiro desde el triple, y una garantía de reactividad en cada posesión que pasaba por sus manos.

Es evidente que al finalizar el partido había nacido un nuevo líder. Un nuevo referente para la afición. 

 

 

 

La carrera de este joven estadounidense no ha sido la más común. Nacido en Worcester (Massachussets), a algo menos de una hora en coche de Boston, pronto empezó a formarse en el baloncesto en el instituto de su ciudad, el Saint Peter-Marian High School. Un centro por el que no pasaron grandes figuras del baloncesto, pese a sí ser un lugar con bastante importancia en clave béisbol. 

 

No obstante, el joven Mobley consiguió allí dar el salto al sistema universitario americano recalando en Central Connecticut State. Su primer año fue algo discreto, con un rol como especialista y sin demasiados galones, apenas promedió 6.7 puntos y 1.6 asistencias. Pero al año siguiente, y ya como “sophomore”, su salto a nivel de importancia fue realmente grande. Sus datos estadísticos dieron un salto enorme desde la anotación, pasando a promediar 17.2 puntos y 1.8 asistencias. Lo que le valió para ser reconocido en el segundo quinteto ideal de la Northeast Conference. 

 

Sus últimos dos años de formación universitaria los pasaría en Saint Bonaventure, en el condado de Cattaraugus (Nueva York). Una universidad católica privada donde Mobley coincidió con jugadores como Jaylen Adams (que acabaría teniendo un breve paso por la NBA en Portland y Atlanta). Sus números no descendieron en ninguna de las dos temporadas, donde estuvo por encima de los 18 puntos por partido y las 2.5 asistencias.

Su experiencia en el Draft de 2018 no fue demasiado buena. Tanto a él como a su compañero Jaylen Adams no les escogieron, y tuvieron que buscarse un hueco en los roster de Summer League de la NBA. Allí Matt Mobley apenas pudo disputar dos partidos con los Utah Jazz, en un equipo que tenía prospectos interesantes como Grayson Allen y Tony Bradley (ambos elegidos en primera ronda de 2018 y 2017, respectivamente).

Tras no destacar en ninguno de los dos encuentros que disputó, tuvo que buscarse una oportunidad en el baloncesto europeo donde acabó recalando en el Spirou Charleroi. Y es allí donde presenta por fin su candidatura a ser un jugador importante en el baloncesto del viejo continente. Buenos números en anotación, como venía siendo habitual en él, pero sobre todo, con un mejoría clave en el triple (con porcentajes por encima del 40%).

Todo ello le valió fichar por el PAU Lacq-Ortez del baloncesto francés, donde apenas pudo sacar su nivel a relucir ante la falta de minutos. Lo que le obligó a salir rumbo a Turquia, donde el Sigortam.net ITU Bakiroy le esperaba para volver a darle oxígeno a su carrera. Con un promedio de 21.6 puntos y 3.9 asistencias por partido, firmó su mejor línea estadística de su trayectoria.

 

mobley.jpeg

Matt Mobley disputando la Basketball Champions League.

 

 

Su último capítulo antes de hacer las maletas rumbo a Zaragoza lo hizo en el baloncesto alemán, en el Fraport Skyliners. Allí consiguió prolongar el nivel dado en el baloncesto turco y llamar así la atención de la directiva del Casademont Zaragoza.

Y ahora que ya conocemos un poco mejor su historia, solo nos queda sentarnos y esperar a ver que nos tiene preparados para el próximo partido Matt Mobley. Un jugador que tal y como él mismo afirmó en su presentación, es mucho más que un anotador. Y parece que tratará de seguir demostrando sus dotes en la Liga Endesa.

 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
1 año 1 mes
#contenidos: 
36
#Comentarios: 
101
Total lecturas: 
63,676

Comentarios

Un jugón de los de toda la vida, con ese puntito de irregularidad que siempre acompaña a este tipo de jugador. Candidato a estar en el TOP 5 de maximos anotadores de la liga .