Solapas principales

Cuatro jugadores en los Golden State Warriors que siguieron los pasos de sus padres

Las posibilidades de llegar a ser un jugador NBA para la población en general son remotas. Que más de un integrante de una misma familia lo logre, roza cuotas mínimas. Pero que cuatro jugadores de un mismo equipo se hayan criado con padres en la liga norteamericana es para hablar de ello. Los Golden State Warriors cuentan con activos que saben lo que es el mundo NBA desde la cuna. Que poseen los genes, el contexto, las herramientas y las referencias perfectas para crecer con un objetivo claro para su futuro si así lo desean. Gary, Dell, Mychal y Mitchell son los protagonistas de esta historia. Unos con más éxito que otros en sus carreras, pero que mantienen vivo su legado y apellido dentro de la órbita más mediática del baloncesto gracias a Gary, Stephen, Klay y Andrew, respectivamente.

GARY Y GARY PAYTON

A sus 28 años y tras pasar por cuatro equipos buscando su sitio, Gary Payton II, que cuenta con un contrato parcialmente -por veterano- no garantizado en los Warriors, le ganó la batalla a Avery Bradley por estar en el equipo y, ahora, ha emergido como un componente en la rotación de Steve Kerr, donde nos está dejando jugadas espectaculares y esfuerzos defensivos para aplaudir. El entrenador ya ha expresado su deseo de que juegue más minutos y el hijo de la leyenda de los Supersonics está respondiendo: 41 puntos en sus tres partidos ante Charlotte, New Orleans y Houston. Steph ya dijo que Payton II “ha encontrado su casa”.

payton_e_hijo.jpg

Gary Payton en un partido de su hijo con los Beavers de Oregon

Gary Payton, Hall of Famer, campeón de la NBA en 2006 con los Miami Heat, 9 veces All-Star, el único base con el premio al Mejor Jugador Defensivo del Año -ya sabemos de dónde le viene a su hijo- y 15 veces en Playoffs en sus 18 años en la competición. Ha sido una estrella en las pistas y siempre nos ha dejado detalles fuera de éstas de los que hablar. Los Oklahoma City Thunder, franquicia sucesora de los Supersonics, quisieron retirar el dorsal ‘20’ de ‘The Glove’, pero éste se negó, explicando que él no se identificaba con los colores de una franquicia en la que no había jugado. Payton tiene dos hijos que se llaman de la misma forma. Sí, Gary y Gary. En este sentido sigue, de alguna forma, la costumbre de celebridades como George Foreman, ex boxeador, que llamó a sus hijos George Jr, George II, George III, George IV, George V, George VI y, a su hija, Georgetta. Casos parecidos en la NBA son los de Lance Stephenson, con su hermano Lantz y el de Carlos Boozer, con su hermano Charles.

DELL Y STEPH CURRY

Una de las relaciones padre-hijo más conocidas en la liga, ningún secreto. Stephen sucedió -y superó con creces- la fama de tirador de su padre Dell, que también ocupaba el puesto de base y lucía el dorsal número 30. Éste fue un francotirador con renombre, lo que algunos no saben es que aquella cualidad la desarrolló al lesionarse el brazo a los nueve años. Siendo zurdo de nacimiento, tenía un tiro nada reseñable -sin olvidar que era un niño- y se vio forzado a practicar con la mano derecha, la que le daría consistencia y fiabilidad desde aquel momento.

familia_curry.jpg

Seth, Dell y Steph Curry

El padre de Steph y Seth -ahora en los Philadelphia 76ers- tuvo una carrera profesional muy sólida, con dieciséis temporadas en la élite. Tras formarse cuatro años con los Hokies, en la Universidad de Virginia y donde fue premiado como una leyenda de la Atlantic Coast Conference, fue drafteado en 1986 por los Utah Jazz. A partir de ahí, militó en cuatro equipos más (Cavaliers, Hornets, Bucks y Raptors), siendo los Charlotte Hornets la franquicia donde viviría su mejor momento, actuando, en la mayoría de encuentros, como uno de los líderes de la segunda unidad. De hecho, ganó el premio al Mejor Sexto Hombre del Año en la 93-94 y se proclamó, en 2007, máximo anotador de los Hornets por aquel entonces. A día de hoy forma parte de las retransmisiones de los partidos de los Charlotte Hornets como comentarista, estando ligado al baloncesto y manteniendo su imagen pública vinculada a la NBA.

MYCHAL Y KLAY THOMPSON

El otro integrante de los ‘Splash Brothers’ también pertenece a una familia de deportistas. Su padre, Mychal Thompson, disputó trece campañas en la NBA y una en la liga italiana, siendo en su momento una gran promesa del baloncesto. Además, Klay tiene un hermano dos años mayor y otro menor que él: Mychel, el primero, llegó a debutar de la mano de los Cleveland Cavaliers, pero solo cinco partidos y, curiosamente, tres como titular. El segundo, Trayce, es un jugador profesional de béisbol en la MLB para los Chicago Cubs.

familia_thompson.jpg

Familia Thompson

Mychal Thompson, nacido en las Bahamas, fue nada más y nada menos que el pick número uno del Draft de 1987, por delante de leyendas como Larry Bird, Micheal Ray Richardson o Phil Ford -quien se llevaría el Rookie del Año-, convirtiéndose en el primer no estadounidense elegido en primera posición. Con sus 2’06 metros y jugando de ala-pívot, se lució en la Universidad de Minnesota, llamando la atención de todos los equipos NBA. Portland fue la franquicia afortunada y su impacto fue positivo desde la primera temporada. Al igual que Klay, Mychal contaba con facetas defensivas sobresalientes y después de una breve estancia en San Antonio, pasó a formar parte de los Lakers del ‘Showtime’ durante cinco años, donde una de sus misiones sería parar a Kevin McHale, una de las estrellas de los Boston Celtics, antagonistas de los californianos. Su última aportación sería en Europa, en el Juvecaserta Basket, que ganó la Liga Italiana un año antes de su incorporación.

MITCHELL Y ANDREW WIGGINS

Quizás, el caso menos sonado de estos cuatro, pero el más dramático. Mitchell Wiggins es el ex jugador que menos temporadas estuvo activo en la NBA de los cuatro padres, con seis. Tras esto, pasó por las ligas italiana, griega y francesa. Él mismo ha reconocido que debió haber jugado más años en la liga americana, pero su trayectoria fue más que irregular por motivos personales. Tuvo un complicado pasado universitario, donde no gozó de muchas oportunidades, pero una buena última campaña en la Universidad Estatal de Florida le sirvió para ser escogido en la vigesimotercera posición de Draft de 1983 por los Indiana Pacers. Fue inmediatamente traspasado a los Chicago Bulls, donde tuvo un buen debut como profesional, pero tras su paso en los Houston Rockets, donde estuvo tres años, la figura de Mitchell se fue diluyendo.

family_wiggins.jpg

Familia Wiggins

Su problema con las drogas le hizo ser suspendido por la NBA, junto a su compañero Lewis Loyd, por consumo de cocaína. Jugó dos años en equipos de ligas menores, como la CBA y la USBL y regresó a Houston. Aquí, se repuso y promedió 15.5 puntos, siendo la tercera referencia ofensiva tras Hakeem Olajuwon y Otis Thorpe. Volvió a la CBA de nuevo y tras dos años saltó el charco. En el Hyundai Desio participó en tan solo cuatro partidos, en los que firmó 24 tantos por partido. En Grecia militó en el Milonas, el Sporting de Atenas y el Panionios. Su último partido como profesional fue el único que disputaría con el CSP Limoges, en 1999. Tras una carrera de idas y venidas, Mitchell declaró que la elección de su hijo Andrew como número uno del Draft de 2014 fue un alivio emocional y le liberó de una carga que llevaba a sus espaldas durante décadas. Un año después, su hermano mayor, Nick, firmó un contrato con los Minnesota Timberwolves, equipo que drafteó a Andrew, pero no logró continuidad.

 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
1 año 2 meses
#contenidos: 
58
#Comentarios: 
130
Total lecturas: 
142,425

Comentarios

Más hijos de NBA:
-A ver si a Bol Bol le dan cancha, no se ni el potencial que tiene, aunque intuyo q es alto.
-Gary Trent Jr. Su padre jugó en Por. Dall. Min. más de 500 partido. Un obrero... el hijo, tb currante, pero más anotador, siempre mejorando, veremos su techo pronto.
-Tim Hardaway Jr. defendiendo con dignidad su apellido.
-Larry Nance Jr. idem