Solapas principales

Kevin Hall, actor de 'Depredador', era malo al basket y tuvo un fatal final

Si algunos de ustedes leyeron mi último artículo sobre "El misterio de Charles Maina", aquel actor africano de la película “Una Tribu en la cancha”,- co-protanizada con Kevin Bacon-, que decidiera desaparecer del mundo tras su doble decepción en Hollywood y en las canchas de baloncesto, recordarán que aquel trabajo me llevó más de un año y medio.

Hay varios estudios que tenía en agenda como el que pueden leer a continuación, pero para ninguno de ellos he podido disponer de tanta dedicación como con Maina. Sin embargo, he pensado que tal vez pueda contar con su valiosa ayuda, la de los curiosísimos usuarios de Solobasket.com, y entre todos hacer equipo reuniendo más información y fotos.

kevinpeterhallarnoldschwarzenegger01.jpg

Kevin Peter Hall junto a Arnold Schwarzenegger que bromea
Se llamaba Kevin Peter Hall medía 2.18 e interpretó a despiadado alienígena en las dos entregas de las grandes producciones de “Depredador”, la primera protagonizada por Arnold Schwarzenegger y luego heredada por Danny Glover

Como es de prever, Hall ya era muy alto desde que diera sus primeros pasos en su Pensilvania natal. Allí no le quedaba más remedio que compartirlo todo junto a sus 6 hermanos. Cuando empezó a jugar en el equipo de su instituto, el Penn Hills High School en Pittsburgh, ya medía cerca de dos metros. Hall tuvo un gran impacto en el baloncesto escolar. Tan sólo hacía unos 4 años que había marchado la estrella más brillante, y aún lo es, de la historia de Penn Hills, un tal George Karl. Hall no estaría a su altura, pero si destaco muy mucho taponando una y otra vez a sus rivales. En el 2009 sería incluido en el Hall of Fame del High School aunque ahí, un servidor duda, si fue por su carrera en Hollywood o deportiva en el instituto.
 

Primeros pequeños grandes pasos de Kevin Peter Hall

Cuando el espigado y sonriente chaval acabó en el High School estaba entre los mejores pívots de su estado y, además, ya se acercaba a los 2.10. Le surgieron varias ofertas de universidades pero él se decantó por la universidad George Washington, allí podría estudiar Arte Dramático, su primera gran pasión. Hall pudo llegar a coincidir en el campus con el actor Alec Baldwin, gran jugador de football americano como adolescente, en el curso 1976-77. Aquella universidad fue también casa, como jugador de formación, del histórico coach de los Boston Celtics Red Auerbach, Luego había otros nombres mucho menos relevantes vinculados al deporte de la canasta como el desaparecido NBA Yinka Dare (chasco del Draft NBA del 94) o Mike Brown. Para los aficionados españoles del baloncesto de los 70 y 80, apuntarles que dos años antes que llegara Hall se había graduado nuestro histórico Walter muñeca de seda Szczerbiak. Como curiosidad, allí también se formó el antagónico de Hall, Shawnta Rogers, aquel base de 1.65 que tan buenas temporadas dio en Francia. De hecho, Rogers posee el récord de la universidad en minutos jugados, asistencias y robos. Como contrapunto, otro jugador que ganó su buen dinero en Europa a pesar de no ser nada del otro mundo como Alexander Koul tiene el récord en faltas personales... Supongo que ustedes se preguntarán lo mismo ¿Pero quién diablos becaba a los pívots en George Madison?

En su primer año en la universidad, curso 1973-74, ya con un cuerpo de 2.15, un Hall muy delgado promedió unos paupérrimos 2.1 puntos y unos 4 rebotes. Mucha manita no tenía el chaval a pesar de jugar cerca del aro: 32.1% en tiros de campo y 31.3% en tiros libres. Lástima que en aquella época no anotaran los tapones que metía en cada partido, es de suponer que debía ser una de sus mejores facetas como jugador defensivo que era.
El de Pensilvania declaró posteriormente que le encantaba "la ópera, el ballet y la danza”, vaya, no sabemos si practicó alguna de las dos últimas modalidades pero, en caso de ser así, poco o nada le sirvieron para adquirir un buen juego de pies.

Durante el periodo estival del 74 Hall, a sus 19 años,  volvería sorprendentemente al dar otro estirón llegando a alcanzar su máximo: 218 centímetros.  Además, a pesar de su altura era rápido. Había expectación por su explosión y... chasco. Como sophemore volvió a presentar una tarjeta de presentación muy flojita a pesar de no perderse ningún partido: 4.1 puntos y  3.7 rebotes. Allí la estrella seguía siendo  Pat Tallent, familiar del entrenador (¿padre?) de otro de los históricos de la universidad, Bob Tallent.

El siguiente curso Hall realizó su mejor temporada con 6.1 puntos y 7.1 rebotes y elevando su porcentaje de tiros libres hasta más de un 68%. “Yo creo que el equilibrio lo es todo. Me lo dice mi profesor de guitarra, que el equilibrio lo es todo. Me siento de una determinada forma, sujeto el instrumento de una determinada forma, mi cuerpo entero también. Con el baloncesto es lo mismo", explicaba. Sin embargo, su sensibilidad nunca le llevó a explotar como jugador y el  júnior que verdaderamente despuntó con el equipo no fue él, sino John Holloran. JH, incluso, tomaría el liderazgo de Tallent más adelante.

En su última temporada, la 1976-1977, Hall no progresaba e, incluso bajó su prestación. El otro center del equipo, un tal Mike Zagardo, le robó aún más protagonismo. Sin embargo, Hall seguía feliz haciendo contactos con gente del mundo del teatro y cine como Jay Fenichel. Aquel mundo cada vez le atraía más. Pronto le llegaría una oportunidad lejos de las canchas de baloncesto.

kevin-peter-hall-vistiendo.jpg

Kevin Hall recibe los retoques necesario para meterse en la piel de Depredador

Hall fuera del 'flojito' Draft de la NBA de 1977

Aquel 10 de junio, la primera elección del Draft de 1977  fue para Kent Benson, no cabe decir que se constató como uno de los peores nº1 del Draft, con el permiso de LaRue Martin. La última elección fue para Art Allen. Kevin Hall, no estaría entre ninguna de las 168 elecciones que restaban a pesar de que aquella lotería dio como mejor center al unidimensional Tree Rollins. Aunque Hall, ya graduado, tenía contactos en Los Ángeles, pero probaría una última experiencia bajo los tableros y marcharía a jugar al baloncesto profesional a Venezuela aunque aquello, definitivamente, no iba a ser lo suyo y volvería a California. 

 

maquillaje_harry.jpg

No es el primo de chewbacca. Es Kevin Hall maquillado para ser Bigfoot en la película "Harry y los Henderson"

Lo suyo eran los monstruitos

El siguiente año debió ser duro, entre prueba y prueba, como con el baloncesto, Hall no acaba de entrar ni en la pequeña ni en la gran pantalla hasta que en 1979 conseguiría un papel en el film de terror que dirigió John Frankenheimer: "La Profecía". Allí ‘interpretaría’ a...  Katahdin que era ¡un oso mutante! El siguiente año interpretaría a un alien en Without warning (sin aviso), ya por fín, inmortalizado en los créditos cerca de Jack Palance o Martin Landau. A partir de entonces fue de monstruito en monstruito como bigfoot en Harry y los Herderson o Depredador como bichejos más históricos.

 

Triste final

Aunque en un único género, Hall se dedicaba a lo que más le gustaba, el cine. Su carrera profesional iba totalmente encarrilada y su vida personal también, en 1988 se casaría con Alain Reed. Sin embargo, tan sólo un par de años después Hall se vería involucrado en un grave accidente de tráfico en Los Angeles. A nuestro protanista le tuvieron que hacer una transfusión de sangre por la gran pérdida que había tenido. Aquello evitaría que perdiera la vida, no obstante, aquella operación resultó a corto plazo mortal, ya que aquella sangre contenía el virus del SIDA. Hall contraería el síndrome de inmunodeficiencia adquirida y un puñado de meses después, concretamente el 10 de abril del 1991, moría a la edad de 35 años por una neumonía provocada por su bajo nivel de defensas.

 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
19 años 8 meses
#contenidos: 
1,926
#Comentarios: 
5,517
Total lecturas: 
10,260,259

Comentarios

Y Hall llegó al papel de Depredador porque Van Damme lo rechazó: no se sentía cómodo dentro del traje para moverse y creía que quedaría una composición ridícula, pero su agente lo intentó.

Y por Murcia y Madrid pasó McNamara, uno de los actores que se metió en el cuerpo de Cheewbaca en star wars

McNamara (sobre los dos 2.08) tan sólo hizo una prueba pero nunca suplió al británico Peter Mayhew (sobre los 2.18), en ese momento con problemas físicos...

De hecho McNamara le suplió cuando Mayhew enfermó, rodando varias escenas. Pero al director no le gustó el resultado (y eso que había que actuar poco) por lo diferentes que eran los movimientos entre uno y otro, así que al final volvió a repetir las escenas con Mayhew cuando éste volvió

Pues yo escuché a un crítico de cine hablar por la radio de Kevin Peter Hall y contaba que era asmático, y que lo pasaba realmente mal dentro de los trajes. Y que murió dentro del traje de Bigfoot, por su afección y el calor que hacía, cuando estaba haciendo promoción de los videos/dvds de la serie de televisión en un hipermercado de una conocida cadena. Jajajaja, ya no sé qué creer...