Solapas principales

NCAA 2019/20: Las Mid-Majors que no desentonarían en una Power 7

  • Previa de las mejores mid-majors de la NCAA

VUELVE A LA GUÍA NCAA 2019/20

Además de todas las High Majors de las que se ha hablado en sus respectivas conferencias, existen otros grandes equipos que también podrían ser considerados como tal, dadas sus capacidades tanto de reclutamiento como de instalaciones de los que pueden ser considerados como más destacados los siguientes:

GONZAGA BULLDOGS (Wcc)

Si se hablase de una High-Major que no esté en dentro de las conferencias Power 7, todo el mundo coincidiría: Gonzaga. Y es que los de Spokane, desde hace unos años, son favoritos al título temporada tras temporada pese a jugar en la WCC y lo hacen con una gran plantilla repleta de internacionales.

Este año, pese a la inelegibilidad del malí Oumar Ballo, presentan de nuevo una gran plantilla encabezada por el francés Killian Tillie -hermano del ex Baskonia y Gran Canaria Kim- y junto al que jugarán grandes promesas como el serbio Filip Petrusev o Corey Kispert. Además, la llegada en forma de transfer de jugadores como Ryan Woolridge o Admon Gilder, da a los de Mark Few la experiencia necesaria para poder luchar por todos.

JUGADOR A SEGUIR: KILLIAN TILLIE

El hermano menor de Kim es un ala-pívot que debe ser, si las lesiones lo respetan, de los jugadores más destacados de la competición, ya que hablamos de un jugador interior pero que sabe hacer de todo en la pista ya que, no solo es capaz de jugar en el poste, sino que también es capaz de echar el balón al suelo para penetrar y posee un gran lanzamiento exterior. Además, posee una gran IQ que le permite ser capaz de encontrar al compañero mejor situado lo que da a su equipo, que tiene unos jugadores de grandísima calidad, multitud de oportunidades para anotar y lo convierte en uno de los jugadores a seguir en la temporada.

killian_tillie.jpg

Killian Tillie es el jugador a seguir de los Zags si le respetan las lesiones | Foto: gozags.com

SAINT MARY'S GAELS (WCC)

Tras unos años siendo la gran alternativa a Gonzaga con unos buenos equipos en los que se podían encontrar jugadores de la talla de Jock Landale, la temporada pasada no contaban ni mucho menos entre los grandes favoritos... y vencieron en el torneo de conferencia a los de Mark Few dando una sonora campanada.

Esta temporada cuentan con una plantilla muy similar, encabezada por el base Jordan Ford, uno de los candidatos a jugador de la temporada en la WCC, pero que además contará con el retorno del atlético ala-pívot Malik Fitts que puede hacer daño tanto desde la penetración como desde su lanzamiento exterior y el muro interior del inglés Aaron Menzies, un 2.18 que puede marcar diferencias en las inmediaciones del aro. Además, contarán, como siempre, con jugadores muy interesantes llegados desde la lejana Australia como son el Tanner Krebs, un alero que puede abrir las defensas desde la línea de 3 puntos, Dan Fotu o los freshmen Alex Lucas y Kyle Bowen que pueden aportar desde el primer minuto.

JUGADOR A SEGUIR: JORDAN FORD

En su tercera temporada en Moraga, el combo californiano se convirtió en el hombre a seguir de los Gaels demostrando una mejora continuada temporada tras temporada. Ford es el jugador por el que pasa todo el juego de los de Randy Bennett ya que es el timón de los de California al poseer una gran visión de juego pero se ha convertido en un grandísimo anotador superando los 20 puntos por partido la temporada pasada. Su debe es la selección de lanzamiento, ya que tuvo un 42% en tiros de campo la temporada pasada pero si consigue mejorarlo, estaremos ante uno de los cinco mejores playmakers de la temporada y un probable jugador que emigre a Europa la próxima campaña.

jordan_ford.jpg

Jordan Ford es el timón de St Mary's | Foto: Saint Mary's College

utah state aggies (mountain west)

Hace un año el gran público pensaba que solo había dos universidades encuadradas en conferencias fuera del Power 7 que podían lograr el cetro universitario: Gonzaga y la Nevada de Eric Musselman. La primera sucumbió en el torneo de conferencia frente a Saint Mary’s pero realizó un digno papel en la Madness, aunque fue la segunda la que se llevó el mayor batacazo al ser derrotada en la conferencia por un equipo que no optaba a pasar de los últimos puestos de la clasificación, la Utah State de Craig Smith.

Este año, los Aggies vuelven casi con los mismos miembros de ese equipo sorpresivo y es que a la vuelta del mejor jugador de la conferencia de la temporada pasada, Sam Merrill, se une el retorno del center portugués Neemias Queta que, una vez superada la lesión que se produjo con la selección este verano, será la gran referencia interior del equipo. Junto a ellos, la vuelta de Abel Porter para dirigir las operaciones de los de Logan, dos cañoneros exteriores como Brock Miller y Diogo Brito y el sophomore Justin Bean que deberá dar un paso adelante para que los Aggies puedan ser ese equipo que plante cara a los grandes equipos y en Utah puedan soñar con el deseado título universitario.

JUGADOR A SEGUIR: SAM MERRILL

Comparado gran cantidad de veces con un mito de la universidad como es el actual madridista Jaycee Carroll, Merrill es el actual jugador de la conferencia y un jugador con una muñeca letal al que no se le puede dejar ni un solo milímetro de distancia, tal y como dicen sus porcentajes desde la línea de tres puntos, al promediar más de un 45% en sus dos primeras temporadas y más de un 37 en esta última en la que estaba sobredefendido. Además, hablamos de un jugador que tiene una gran visión y capacidad de creación de juego ya que es capaz de generar no sólo para él sino también para sus compañeros acreditando más de 4 asistencias por choque y formando con Neemias Queta una de las parejas interior-exterior más letales de toda la competición. Los aficionados al baloncesto europeo deben estar atentos a él ya que podemos hablar de uno de los jugadores que desembarquen en estas tierras el año próximo.

sam_merrill.jpg

Sam Merrill es la gran estrella de los Aggies | Foto: Utah State University

virginia commonwealth rams (atlantic 10)

Si en la segunda temporada ya superó las expectativas, en su tercera campaña en Richmond, Mike Rhoades convierte a los Rams en uno de los grandes outsiders dentro de los equipos pequeños. Con la competencia de Davidson en la Atlantic 10 y un juego en el que demuestran un gran nivel defensivo, los de Virginia tienen una plantilla con un gran backcourt en el que destaca su base Marcus Evans, que estará acompañado por un jugador muy atlético pero también poseedor de un buen lanzamiento exterior como Deriante Jenkins y el rookie Nah’Shon Hyland, un Top 100 que es otro gran anotador y anotador exterior. En la pintura contarán con el combo forward Isaac Vann, un jugador con movilidad suficiente para ocupar el puesto de 3 y fuerza suficiente para jugar de ala-pívot, y Marcus Santos-Silva, uno de los mejores reboteadores ofensivos de toda la competición.

Con todos estos argumentos, VCU debería optar a avanzar ronda en la March Madness.

JUGADOR A SEGUIR: MARCUS EVANS

Fiel a su entrenador, Evans pidió el transfer a los Rams procedente de Rice hace dos temporadas y tras una temporada en el dique seco por su rotura del tendón de Aquiles, desde el primer día de la temporada pasada, se convirtió en una pieza imprescindible para Mike Rhoades. Hablar de Evans es hablar de un director de juego con mucha capacidad atlética pero, al mismo tiempo, mucho control del tempo de juego que sabe llevar a su equipo con el ritmo que más le interesa en todo momento. A su vez, ha mejorado mucho ofensivamente, siendo un jugador capaz de tomar la responsabilidad en los momentos en los que el balón más quema y un jugador con un gran acierto desde la larga distancia, algo que unido a su buena defensa y capacidad de robar balones, lo convierte en un base muy completo.

marcus_evans.jpg

Marcus Evans es el líder de VCU | Foto: VCU

western kentucky hilltopers (conference usa)

Siempre han sido una universidad muy humilde dentro de un estado en el que dominan las dos grandes, Louisville y Kentucky, pero desde la llegada a Bowling Green de un reclutador del calibre de Rick Stansbury, los HIlltoppers se han convertido en uno de los referentes a nivel nacional ya que siendo una universidad pequeña, al conseguir numerosos compromisos de jugadores de cuatro y cinco estrellas.

Esta temporada estarán guiados por el más importante de ellos, el pívot Charles Bassey, que junto a otro anterior cuatro estrellas como es el atlético alero Josh Anderson y junto al completo Taevion Hollingsworth, serán los jugadores más importantes para Stansbury. Sin embargo, no solo de reclutamientos vive WKU, ya que este año incorporan a tres transfers de gran nivel para el backcourt como son Jared Savage procedente de Austin Peay, Camron Justice procedente de IUPUI y Carson Williams procedente de Northern Kentucky, estos dos últimos Mr. Basketball de Kentucky en los años 2015 y 2016 respectivamente y anotadores insaciables. Lo dicho, humildes pero con una plantilla capaz de dar la sorpresa a cualquiera.

charles_bassey.jpg

Charles Bassey es una de las atracciones de la NCAA | Foto: WKU

JUGADOR A SEGUIR: CHARLES BASSEY

Pocos jugadores rechazarían la oportunidad de ser un lottery pick en el NBA Draft pero el pívot jamaicano es uno de ellos. Bassey es uno de los mejores y más completos pívots de toda la competición colegial, aunque le queda todavía por pulir determinados aspectos. El jamaicano es el único jugador, desde que se realizan estadísticas, que ha sido capaz de promediar más de 14 puntos con un 60% en tiros de campo, 10 rebotes y 2 tapones por partido junto a una superestrella de la talla de Anthony Davis. Además, posee un gran lanzamiento en suspensión como verifican su 45% en triples y su 77 en tiros libres y parece tener mucha capacidad de mejora en las cercanías del aro. Si la consigue, hablamos de un Top 5 del próximo draft y del líder de la que será una de las grandes sorpresas de la temporada.

VUELVE A LA GUÍA NCAA 2019/20

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
12 meses 1 día
#contenidos: 
51
#Comentarios: 
47
Total lecturas: 
211,582