Solapas principales

Siakam y Maxey, entre los jugadores tapados de la NBA

  • Maxey duplica sus estadísticas con respecto al año pasado
  • Siakam vuelve al nivel de su temporada All-Star

Las estrellas y el aluvión de partidos NBA no nos dejan procesar diariamente toda la información que nos gustaría y existen jugadores que, rindiendo fenomenalmente o por encima de lo esperado, no reciben el crédito suficiente -no por ello es que estén infravalorados-, como es el caso de estos dos jugadores, entre otros muchos.

PASCAL SIAKAM (TORONTO RAPTORS)

Pascal Siakam es bien conocido por los fans de la NBA. Jugador Más Mejorado en la temporada 18-19 y campeón y All-Star en la siguiente. La franquicia canadiense le dio las llaves del equipo tras la salida de Kawhi Leonard, pero la apuesta no salió del todo bien y no fue visto con buenos ojos por los aficionados de los Raptors. Tras su bajón de rendimiento y lesiones, Toronto se vio obligado a mover fichas para mantenerse a flote. Sin embargo, este año Siakam está sacando a relucir los recursos que mostró en su día, con unos números y porcentajes similares a su mejor temporada, teniendo menos volumen de tiro: 21.2 puntos, 8.3 rebotes y 5 asistencias por encuentro.

Los Raptors tuvieron un gran arranque con el ala-pívot todavía de baja y, de hecho, en su vuelta encadenaron varias derrotas consecutivas, pero, con el transcurso de la temporada, Siakam está carburando y haciendo justicia al gran trabajo de su compañero Fred VanVleet, nombrado jugador de la semana del Este a inicios de año y de Scottie Barnes, candidato a Rookie del Año. El Triple-Doble -el segundo en su carrera- en la victoria ante los Milwaukee Bucks (30-10-10) es una muestra de que Siakam ha vuelto - aunque no se esté hablando tanto de él- y con ello, las esperanzas de Toronto colocarse en un buen puesto para Playoffs.

TYRESE MAXEY (PHILADELPHIA 76ERS)

Maxey ha acudido a la llamada de emergencia de Philadephia por tener alguien que sostenga el timón del barco desde el puesto de base. Un barco que parecía estar a punto, en cierta medida, de ver hundirse sus aspiraciones a ser un ‘contender’ por el anillo con el drama de Ben Simmons a inicios de la temporada. Con un Joel Embiid de vuelta a su mejor nivel, Tyrese Maxey está demostrando en su segundo año ser un sólido jugador a quien confiar el balón como base titular. Llegado desde Kentucky, fue drafteado, como estaba más o menos previsto los días previos, en el puesto 21. Una caída de posiciones en la que se achacaba a no tener reputación de tirador fiable, pero esta es una de las facetas en las que el jugador ha dado un paso adelante esta temporada. En su año rookie, con un 30’1% en triples se pudo ver que tenía un buen margen de mejora, el cual ha recortado este año con un 39,8% con el doble de intentos y desde un contexto de titular con una carga de minutos importante, dejando de lado ese papel de revulsivo que entraba fresco desde el banquillo. De esta forma, se acerca, cada vez más, a cuotas que lo mantendrían como un jugador en quien confiar desde el perímetro.

Mientras que la temporada pasada solamente disputó 8 partidos como titular, este año ha estado en el quinteto inicial en todos sus partidos, a excepción del choque ante los Hawks en diciembre, donde vino de estar ausente y, aun así, estuvo 33 minutos en pista. En ese sentido, Maxey está entre los veinte jugadores que más juegan de la liga. En el pasado partido ante los San Anotnio Spurs llegó a estar 41 minutos en pista, viniendo de jugar otros 45 ante Los Angeles Clippers dos días antes. Sus 16.7 puntos, 4.5 asistencias y 3.4 rebotes por partido -el doble en cada apartado que la campaña pasada- evidencian una mejora y un salto de importancia en un equipo que pelea por estar arriba en el Este.

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
1 año 6 meses
#contenidos: 
110
#Comentarios: 
138
Total lecturas: 
197,078