Solapas principales

Francia plantó cara a la Haka (Foto: JML)

VBC09: El scouting de la segunda jornada

  • Os ofrecemos en este artículo algunas pinceladas de lo mejor que se ha podido ver en la segunda jornada del Vilagarcia Basket Cup 2009. Destacamos un jugador por equipo, lo que nos servirá para conocer mejor a los participantes en el torneo

Ondrej Kohout (República Checa): De nuevo Kohout repite como mejor jugador de su equipo. Ante Italia, el resultado obtenido por los checos fue diametralmente opuesto al mostrado el día anterior contra Nueva Zelanda, con lo que podríamos constatar que el nivel mostrado el primer día por el alero no se debió únicamente a la debilidad de los neocelandeses. Aún así, no fue suficiente para planta cara a los italianos, que vencieron con solvencia, pese a los 10 puntos y 9 rebotes en 27 minutos de Kohout.

Achille Polonara (Italia): Pese a anotar solamente 4 puntos, Achille se ha ganado un puesto en nuestra sección gracias a su impresionante actitud defensiva. Tanto en el segundo día de torneo, como en el primero, Polonara ha sido un muro defensivo. Promedia 4 tapones por partido, a los que añadió 9 rebotes y 4 asistencias en 21 minutos ante los checos.

Danilo Barthel (Alemania): tras un día gris ante España, Barthel pudo imponer su talento ante Angola, donde los rivales eran algo inferiores en talla. El ala-pívot alemán acabó con 14 puntos y 9 rebotes, y junto a Philipp Neumann (quien capturó 9 rebotes en el último cuarto, para un total de 19) dominaron el juego por encima del aro, donde los pívots angoleños no podían competir por estatura.

Emanuel Antonio (Angola): El menudo base angoleño jugó prácticamente los 40 minutos para dirigir a sus compañeros en un partido en el que la victoria pudo haber caído de su lado. Pese a su corta estatura, su intensidad y fuerza le permitían irse hacia canasta con facilidad, anotando o provocando la falta del rival frecuentemente. Acabó con 14 puntos, aunque con malos porcentajes de tiro.

La Haka (Nueva Zelanda): El tradicional baile neocelandés, previo al partido, fue lo mejor que nos ofrecieron en la tarde de hoy los jugadores del país oceánico. En clara inferioridad física y de talento con respecto a su rival, Francia, la ceremonia de la Haka centró la atención de los presentes. Y más gracias al dramatismo que añadió Francia al evento. El equipo galo, lejos de amilanarse por los cánticos, formó frente a los Tall Blacks y fue avanzando hacia ellos paso a paso, manteniéndoles la mirada. En lo relativo al partido, Ethan Rusbatch anotó 22 de los 48 puntos de su equipo.

 

Babacar Niang (Francia): Difícil destacar a un jugador en un equipo que gana su partido por 114-48. Niang aprovechó la gran diferencia en el marcador para hacer gala de su capacidad atlética, dando un espectáculo soberbio en forma de concurso de mates de todos los colores.

Joan Tomas (España): El alero de la Penya fue el artífice de la gran primera parte del combinado español gracias a su versatilidad y calidad desde el puesto de alero. Anotó 10 puntos en ese primer tiempo para acabar sólo con 12, tras una mala segunda parte de todo el equipo español. Fue, además, el único que estuvo acertado desde el 6.25, con 2/3 contra el nefasto 3/21 global de España.

Denis Pastukov y Mikhail Solovyev (Rusia): En un partido intenso en el que España intentó remontar mandando a los jugadores rusos a la línea de tiros libres, Pastukov se destapó con un soberbio 14/14 desde esta distancia para acabar con 19 puntos y 13 faltas recibidas en 30 minutos. Una muñeca fiable, clave en una victoria que no se entiende más que como el éxito de un gran trabajo de grupo magistralmente dirigido desde el banquillo por Mikhail Solovyev. El entrenador del Khimki ha conseguido que Rusia sea un engranaje casi perfecto, tanto en ataque como en cualquiera de las modalidades defensivas utilizadas (con gran predilección por zonas 2-3 y 3-2). Los jugadores de banquillo animaban, los de pista hacían su trabajo. Nadie protestaba a los árbitros y todos estaban plenamente metidos en el partido.
 

Conoce los datos de estos jugadores en...

Y además...

Sobre el autor

Antiguedad: 
19 años 6 meses
#contenidos: 
2,366
#Comentarios: 
6,520
Total lecturas: 
11,940,503

Comentarios

nadie protestaba a los arbitros, pero hay una cosa que no entiendo. Rusia se fue en el partido cuando dejaron clavados a los jugadores españoles si anotar casi todo el 3º cuarto,hasta entonces España por delante, basandose en defender los tiros de los españoles saltando no al tapon ni a impedir la vista del aro por parte del lanzador..sino lanzandose directamente al choque contra el que tiraba..de manera que el tirador se sacaba la pelota de encima, más que tiraba a canasta, para protegerse del vuelo de los rusos, que una vez tras de otra acababan cayendo encima de los españoles. Efectivamente en el momento de maxima elevación de la suspensión y de salir el balón de la mano, no tocaban a los españoles, pero si lo hacían a continuación cayendo sobre ellos, en el mejor estilo de defensa de las pachangas con jugadores tramposos. Curiosamente, los arbitros no pitaron ni una sola falta por ese motivo, y una vez y otra,un ataque de España tras otro, por sistema, envalentonados y confiados por el exito de su estratagema, en ausencia de silbatos, continuamente, los rusos caían literalmente sobre los tiradores españoles. pero ya digo, ni una falta. Mi pregunta es..¿impactaban o no..-no rozaban..impactaban - si o no? Si. Si impactaban..entonces eso no es falta? ¿sacaban ventaja los rusos de esos golpes con todo el cuerpo sobre los españoles? Si. pero entonces ¿no es falta? Claro que es falta. No pitaron ni una. Y así sacaron a España del partido. Durante un cuarto no entraron los tiros de la Selección, con lo que conlleva de desestabilizacion mental, y siendo victimas además de los correspondientes contraataques de los crecidos rusos, practicantes de una táctica que les dió muy buen resultado. Y victimas ademas, y para más inri, ya que estamos en estas fechas,de su propio entrenador , el Sr. Orenga, paseante en la banda, al que además de costarle pedir un tiempo muerto como si lo pagara de su bolsillo, no se le ocurrió defender a sus jugadores comentando con los arbitros el asunto ese de las faltas " a posteriori", como si no tuvieran importancia. O lo que es peor, dandolas por legales. Los del silbato, agustisimo. Gustandose, crecidos, recreandose en la suerte . Con un solo dedo y sin pilas. Y a Orenga importandole un pimiento