El campeón de la Eurocup se carga al campeón de la Euroliga (84-70)

  • Los 15 rebotes ofensivos concedidos y la pasividad defensiva condenan al Real Madrid en Moscú.
  • Un ex-ACB, Marko Todorovic, fue el mejor del encuentro (15 puntos y 8 rebotes)

El Real Madrid ha comenzado la Euroliga 15-16 tal y como comenzó la Liga Endesa el pasado fin de semana: con una derrota. El conjunto madridista no fue capaz de disputarle en ningún momento la victoria al Khimki ruso, presente campeón de la Eurocup y uno de los equipos que mejor se ha reforzado en nuestro continente, incorporando en sus filas a jugadores de la talla de Aleksei Shved y Zoran Dragic, que su suman a los Tyrese Rice, Petteri Koponen, Paul Davis, James Augustine y compañía. El conjunto ruso aprovechó el factor cancha para desplegar un magnífico baloncesto, ayudado por la pasividad defensiva del Real Madrid. Los rebotes ofensivos (15), el buen movimiento de balón y el acierto desde la línea de tres puntos (37%) fueron los aspectos decisivos para que el conjunto dirigido por Rimas Kurtinaitis se llevara la victoria en la jornada inaugural de la Euroliga. El vigente campeón de la Eurocup pasó por encima del campeón de la Euroliga, sin matices. Y como protagonista, un viejo conocido del basket español: Marko Todorovic, que debutó con el Khimki en Euroliga con unos excelentes 15 puntos y 8 rebotes

Inicio desacertado del Real Madrid, que no logró anotar hasta trascurridos casi 3 minutos de partido. Todo lo contrario que el Khimki, que sus primeras tres canastas fueron tres lanzamientos de tres puntos, además supieron buscarle las cosquillas a la defensa blanca cargando de forma muy efectiva el rebote ofensivo. El Real Madrid llegaba a la mitad del primer cuarto con tan solo 6 puntos, dos triples, uno de Rudy Fernández y otro de Sergio Llull. Tyrese Rice y Petteri Koponen ponían la máxima diferencia en el luminoso a favor del conjunto ruso (13-7), pero el Real Madrid acortaba diferencias de la mano de Rudy y Gustavo Ayón (13-10). A partir de ese momento, durante los últimos minutos del primer cuarto, el Khimki logró aumentar su ventaja, culminando su buena actuación en el inicio del partido Aleksei Shved con una bandeja sobre la bocina (21-14).

La ventaja del conjunto moscovita siguió aumentando en los primeros minutos del segundo cuarto (26-16). El cuento siguió igual durante el resto del cuarto, gracias a un superlativo James Augustine, que se aprovechaba de la más que débil defensa de Willy Hernangómez, y a Koponen, el Khimki lograba seguir poniendo tierra de por medio en el marcador, para irse venciendo al descanso por 11 puntos (43-32). El buen movimiento de balón y la intensidad defensiva del conjunto ruso, que anuló el juego del Real Madrid, así como la falta de intensidad defensiva madridista, explicaban la diferencia latente con la que el partido se marchaba al descanso. 

Rudy Fernández en una acción del encuentro (Foto: Euroleague)

Tras el paso por los vestuarios, el Real Madrid salió enchufado y una canasta de dos puntos y un triple sin oposición de Jonas Maciulis acercaban al conjunto de Pablo Laso a 6 puntos en el marcador, con tan solo un minuto jugado del tercer cuarto (43-37). Kurtinaitis no quería darle ninguna opción de remontada al Real Madrid y paraba el partido con un tiempo muerto, que tuvo el efecto deseado en su equipo, ya que el conjunto ruso respondió con dos triples, de Tyler Honeycutt y de Sergei Monia, para recuperar su ventaja y poner el 49-37 en el marcador a falta de 7:17 minutos.

Rice y Monia aumentaban la ventaja de su equipo ante un Real Madrid inerte en defensa y sin ideas en ataque. El base norteamericano, con un robo de balón espectacular a Sergio Llull ponía a su equipo 15 puntos arriba (58-46) a falta de 4:30 por jugar, hecho que propició un tiempo muerto de Pablo Laso. La siguiente acción ofensiva del Real Madrid fue sancionada con una dudosa falta en ataque en un bloqueo de Ayón, provocando el enfado del entrenador vitoriano. Y además, en la siguiente jugada, Laso, tras una falta no pitada a Davis, fue sancionado con una falta técnica por sus airadas protestas al trío arbitral. En los últimos minutos del cuarto, siguió la misma tendencia y tras un intercambio de golpes errático entre ambos equipos, el conjunto ruso seguía mandando firmemente en el juego y eso se reflejaba en el marcador: 61-49 al fin del tercer cuarto.

Con el comienzo del cuarto final, el Real Madrid cambió su cara y gracias a 5 puntos consecutivos de Llull, se pusieron a 8 puntos en el marcador a falta de casi 9 minutos por jugarse. Sin embargo, muy poco le duraría la racha al conjunto blanco, ya que dos tiros libres de Todorovic tras una falta antideportiva de Andrés Nocioni, un lanzamiento de media distancia y un triple de Shved hacían que el conjunto ruso rearfirmara su ventaja en el luminoso, colocándose 14 puntos arriba (68-54). Todorovic encontraba muchas segundas oportunidades debido a la falta de intesidad del Real Madrid a la hora de cerrar el rebote, dejando en bandeja dos canastas consecutivas del ala-pívot montenegrino cerca del aro, que ponía el 72-56 en el marcador a falta de 5:50 por jugarse.

El partido llegaría a su fin sin que el Real Madrid fuera capaz de reaccionar y ni siquiera fuera capaz de disminuir la ventaja de la barrera psicológica de los 10 puntos. Las canastas de Llull y Ayón eran rápidamente respondidas por un Khimki entonado y concentrado en no ceder ni un solo punto de su colchón, y en el que todos sus integrantes aportaban. Dos tiros de media distancia de Davis ponían el 84-68 a falta de 1:20 por jugar y dejaba el partido finiquitado, si no lo estaba ya. Dos tiros libres de Llull pondrían el 84-70 definitivo con el que se llegó al final del partido en el Basketball Center of Moscow Region.

 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
2 años 6 meses
#contenidos: 
42
#Comentarios: 
434
Total lecturas: 
157,538

Comentarios

Teneis razón en que no es la solución a nada pero ahora mismo no hay recambio en el pivot. Hernagomez es un tío que tiene futuro y condiciones, pero aún está muy muy verde. Cuando Ayon se va al banquillo se nota demasiado y hay muchos huecos en la zona. Lima cubrirá ese gran deficit que está teniendo el Madrid ahora mismo. Yo si creo que arreglará la mitad de los problemas del Madrid, la otra mitad la arreglará la recuperación de Taylor

Ya se que estamos empezando, pero es preocupante la desgana, la dejadez o la desidia con que están jugando los partidos.Si tan mal están algunos jugadores, pues que Laso no los exprima más y jueguen menos.

Yo no creo que estén cansados físicamente, les veo saturados mentalmente.Como sabiéndose que lo importante empieza en Enero, pero perder partido tras partido en un grupo fuerte como es el que tenemos en Euroliga, quizás no haya Enero, pues a lo mejor caemos eliminados y luego está el prestigio ganado la temporada pasada y que nos la estamos dejando actualmente con la indolencia con la que afrontamos los partidos.

Ayer fuimos un coladero en la zona, con los cambios constantemente y que dejaban a nuestros exteriores con sus pivots.Como decía Loncar en la retransmisión, se puede cambiar cuando queden pocos segundos, pero nada más empezar la jugada estar cambiando crea desajustes, que sumados a que no cerrábamos el rebote y las pérdidas de balón, junto a su intensidad y acierto en el tiro, pues describen el partido.

Y no creo que Lima sea la solución.Si hay que esperar a Enero, yo hubiera esperado a algún descarte de la NBA, que es donde están los buenos.

Sinceramente, me parece un poco precipitado decir a principios de temporada, en pleno mes de octubre, si el Madrid o el Barça van a ganar títulos o no.
Yo creo que los dos equipos tienen plantilla y potencial de sobras para poder competir por todos los títulos en juego, tanto en España, donde son los dos máximos favoritos, como en la Euroliga, en una terna de candidatos a llegar, como mínimo, a la final four. Luego, el desarrollo de la temporada (preparación física, lesiones, etc) irán marcando el camino.

Tampoco me parece razonable pensar que la entrada o salida de un jugador vaya a marcar el devenir de un equipo como el Madrid. En Europa no tenemos un Michael Jordan o un Lebron James. Ni la salida de Slaughter va a resultar trascendental, ni el fichaje de Lima va a ser salvador de nada. El Madrid tiene una plantilla con 10 jugadores de primer nivel, más 2 chavales jóvenes con un potencial brutal. Hay de sobras para pelear por todos los títulos otra vez.

El problema que veo es que los jugadores parecen a medio camino entre una nube de autocomplacencia por los títulos ganados y en una vorágine de lamentos por el verano tan cargado y la pretemporada tan dura. Y así hemos llegado a finales de octubre, recordando el calendario, el cansancio y las lesiones y paseando las copas por el pabellón.
Mantener el hambre de victorias y volver mentalmente a la competición. Son para mí las claves. Y que las lesiones nos respeten a lo largo del curso. Con esto, candidatos a todo.

Un saludo.

Amigos madristas, igual que el año pasado dije que optabais a ganar toda competición te tuvieseis, este año, por mucho reservismo planificado que haya, no veo visos de mejora, ni fichajes desequilibrantes.
Intuyo que el plan Kurtinaitis de buscaros partidos hiperfísicos, va a cundir como ejemplo, y salvo gran fichaje de restos NBA (Lima desde luego no es un mesias) dudo que levantéis titulo alguno. Sin acritud

Otra derrota que dentro de unos meses será intrascendete y de la que nadie se acordará (os acordáis de que Italia nos ganó en el eurobasket? anecdótico, no?). Hay que ir recuperando físicamente a los jugadores porque ahora es cuando estamos haciendo la pretemporada (la última frase quería ponerla en cursiva o negrita pero no puedo, y queda feo escribir en mayúsculas como aragueño). Estoy de acuerdo en no dar una imagen pobre en la pista, pero hasta dentro de unas semanas no se verá el nivel real del equipo, y en primavera es cuando hay que estar bien, no ahora (recordemos la gloriosa etapa de Messina, donde era al revés). Que no decaiga el ánimo, aún me dura la resaca de la temporada pasada.

PD: Eso sí, que nuestros amigos murcianos vayan rastreando ya el mercado de hombres altos (Begic?), porque en enero van a tener una baja definitiva

Un partido pésimo del Madrid, sin paliativos. No se trata de sacar a pasear los cuchillos, pero tampoco se puede seguir por el camino de la indolencia y las excusas.
El comienzo de temporada está siendo un desastre. Los rivales nos están pasando por encima a nivel colectivo, a nivel físico, por intensidad, en el rebote y en cada balón disputado.
Ahora mismo el Madrid es una banda y veo a los jugadores, no sé si también a Laso, esperando que llegue el cambio, que vengan las victorias. Error. El cambio de dinámica lo tienen que buscar ellos mismos con trabajo y sin lamentos. Saliendo a cada partido, contra el rival que sea, dispuestos a bajar el culo y apretar los dientes. Hay que ir a buscar las victorias.
¿Que no ha habido casi pretemporada? Sí. ¿Que hay cansancio? Evidentemente. Pero el momento de los lamentos y el lloriqueo ya pasaron. Ahora toca sudar la camiseta, volver mentalmente a la competición y olvidarse ya de una puñetera vez de las victorias pasadas, los títulos logrados y de las excusas del calendario.
Un saludo.
Pd: digo como ya dije, y diré mil veces: Laso tiene todo el crédito y más.