Solapas principales

Estados Unidos vence su primer partido ante República Checa sin ofrecer su mejor versión

Estados Unidos ha debutado con victoria en el Mundial de China 2019 ante República Checa, 67-88, en un partido en el que no han tenido serios problemas para ganar, pero en el que se echó en falta a algunos jugadores y un mejor juego y efectividad por parte de los de Popovich. Tomas Satoransky, con 17 puntos fue el máximo anotador del encuentro, y Donovan Mitchell el mejor de los EE.UU.

1. Calidad individual en ataque. A Estados Unidos le costó encontrar su mejor ataque en el partido y eso se notó, con un buen primer cuarto de República Checa por los fallos ofensivos de los de Popovich, que fueron más de los esperados. Una vez sus mejores hombres encontraron su acierto, poco pudieron hacer los checos. Donovan Mitchell con 16 puntos fue el más destacado, Jayson Tatum (10 puntos) y Kemba Walker (13 puntos) fueron los mejores en el primer cuarto. La calidad individual de los estadounidenses en ataque hizo parte del trabajo, ante un juego colectivo que queda por trabajar.

2. Poco más allá de Satoransky. A pesar de que República Checa no hizo un mal partido, la dependencia en el juego de su mejor jugador, Tomas Satoransky, se notó demasiado. El jugador fue el destacado en el primer cuarto en el que los checos jugaron de tú a tú a los estadounidenses, dotando de una buena dirección de juego y claridad a los suyos. Con él en el banquillo, EEUU empezó a marcharse, y cuando el checo volvió a aparecer en el encuentro ya no era lo mismo. Se notó una cierta reserva del jugador, para no desgastarlo para próximos partidos, en la segunda parte, en la que ya se veía clara la victoria estadounidense. Bohacik y Hruban fueron otros jugadores destacados, con 13 puntos cada uno.

image_1.jpg

Fuente: FIBA

3. Mucho que mejorar. Aunque EEUU ha debutado con victoria, no lo ha hecho por muchos puntos como debería, solo por veinte puntos, y con solo 88 puntos anotados, con una pobre efectividad de 49 % en el tiro. Además, los de Popovich permitieron tiros fáciles a los checos desde el triple, en el que dominaron con un porcentaje del 44 %. El rebote defensivo también es una faceta en la que tienen que mejorar, con 29 – 33 final y que no pueden permitir al rival. También, no hubo ningún jugador que no superara los 20 puntos, y faltaron actuaciones de jugadores que apenas aparecieron.

Le costó arrancar a las dos selecciones, pero fue Tatum quien puso los primeros puntos en el marcador con un triple. Hruban anotó los primeros cuatro puntos de República Checa en un mundial, y al aparecer Tomas Satoransky, el juego de los checos se animó. Un 2+1 de su mejor jugador empató el marcador (7-7). Tras ello, el buen movimiento de balón de los checos les hizo colocarse por delante durante unos minutos, pero la defensa estadounidense evitó que fuera así durante más tiempo. Sin Satoransky en pista, los checos sufrieron en las últimas jugadas del primer cuarto, que acabó con un 14-17.

Pero fue en el segundo cuarto cuando ya Estados Unidos encontró su ataque, y con Tatum como líder, se fueron cada vez más en el marcador. La República Checa por su lado, muy dependiente del juego de Satoransky, se quedó sin ideas claras en ataque, y sufrió, al no entrar los tiros demasiado rápidos. Kemba Walker acompañaba, mientras, el juego ofensivo, junto a Tatum, y que comenzó a hacer muy buena dirección de juego, que les permitió irse al descanso 29-43.

En el tercer cuarto, ninguna de las dos selecciones comenzó con acierto ni con ideas claras. Estados Unidos, sin embargo, encontró el acierto que los checos no tuvieron al correr demasiado en su juego y con ideas demasiado precipitadas. EE.UU sin mucho ruido seguía con la ventaja de más de veinte puntos, y República Checa perdida sin buenas actuaciones de su mejor hombre, Satoransky (48-66).

En el último cuarto, el partido ya estaba decidido y se notaba en el juego de ambas selecciones, sin fuertes defensas y dejándose llevar. Los hombres destacados, como Walker, Auda o Satoranksy, se fueron al banquillo para descansar para próximos encuentros y dar minutos para gente no tan habitual. Poco dejó este último cuarto más allá de la jugada de Donovan Mitchell, seguramente la mejor del encuentro.

Victoria al final para Estados Unidos 67-88, con muchas cosas a mejorar por parte de los de Popovich, y para República Checa, que poco pudo hacer ante la mayor calidad de EE.UU.

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
1 año 9 meses
#contenidos: 
121
#Comentarios: 
141
Total lecturas: 
277,912