Solapas principales

El 'Sargento Ivanovic' pierde su primera batalla (81-57)

  • Décima derrota de un Baskonia inmerso en una gran crisis

Shavon Shields, un oasis en medio del desierto: El éxito de cualquier equipo siempre anida en el colectivo, y hoy en día ese es un termino inexistente en lo que a Baskonia se refiere. No hay ideas, no hay sistemas y no hay juego en equipo. En ese caos generalizado, los vitorianos juegan a individualidades, y ahí es donde ha aparecido la figura de Shavon Shields. Encadena 2 semanas siendo el mejor jugador del equipo con diferencia. Liderazgo, valentía y convicción a la hora de tomar decisiones. La gran aparición del estadounidense con pasaporte danés es una de las mejores noticias para un Baskonia en un mar de lágrimas.

La pizarra de ‘Aito’: Muchas veces, a la hora de calificar a un equipo, cometemos el error de fijarnos solo en las estadísticas, o en este caso, en la clasificación. Esta superficialidad puede llevarnos a pensar que Alba de Berlín es un equipo débil, o un ‘caramelito’ para el resto de los equipos. Ni mucho menos. El conjunto germano, pese a sus limitaciones económicas, es un equipo forjado bajo la batuta de un Aito Garcia Reneses que lleva tiempo trabajando en este proyecto, picando con ‘cincel’ día a día hasta implantar su sello. El ‘Alba’ es un equipo agradable de ver para todos los espectadores, con un estilo de juego muy reconocido y con un núcleo de jugadores muy anexionado. Hoy, Baskonia se la pegó ante un equipo muchísimo más curtido y preparado que ellos, y gran parte de la culpa es del técnico español.

Los números hablan por sí solos: ‘Verba volant, scripta manent’ dice un proverbio latín que ahora nos sirve como anillo al dedo. Todo lo que yo pueda aquí contar será olvidado, pero lo escrito perdurara en el tiempo, y lo mismo ocurre con las estadísticas del partido de esta noche y con lo que de ellas podemos sacar entre líneas. 101 créditos de valoración de Alba Berlín por 42 de Baskonia; claro ejemplo de que el dominio local ha sido abrumador en todos los aspectos, no solo en anotación, que también. 3 triples de 19 intentos ha anotado Baskonia en todo el partido, con un paupérrimo 15% de acierto, por un 9/21 para los locales rozando el 50% desde la larga distancia. Además, el equipo de Aito ha repartido casi el doble de asistencias que los de Ivanovic, claro ejemplo una vez más de la falta de fluidez que carece Baskonia.

 

Cuando un club o entidad deportiva apela a un cambio de dinámica, lo más común es prescindir del técnico que estaba al mando del equipo, y traer a otro con ideas nuevas y renovadas. Esta tendencia se da incluso cuando la culpa no es del ‘coach’, que normalmente es la victima fácil cuando llegan las vacas flacas. Tras un comienzo de temporada horrible tanto a nivel nacional como en Euroleague, Baskonia prescindió de Velimir Perasovic tras una racha de derrotas que hizo insostenible su continuidad. El testigo lo cogió el que hasta entonces era su ayudante; Josep Maria Berrocal. El técnico barcelonés tuvo su oportunidad ante San Pablo Burgos, pero sin embargo Baskonia volvió a perder en casa ante el conjunto castellanoleonés y el presidente Querejeta vio obligado un nuevo entrenador. O no tan nuevo. El elegido no podía ser otro que un viejo conocido de Vitoria. Sí, aunque su ‘look’ pueda recordarnos a personajes de películas o villanos malvados, no es otro que Dusko Ivanovic. El técnico montenegrino asume por tercera vez el mando de la nave baskonista. De esta manera, la cúpula de Baskonia recurre a su entrenador más exitoso y laureado para intentar revertir esta situación. Sin embargo, por mucho que cambies el capitán a los mandos del timón, si el barco hace aguas por todas partes, la reacción es difícil de apreciarla. Y eso se ha visto hoy reflejado sobre la cancha del Mercedes Benza Arena, ante un equipo muy trabajado como es el ‘Alba’ de ‘Aito’.

A 5 días de que concluya el año en el que se conmemora el treinta aniversario de la caída del muro de Berlín, Baskonia llegaba a esta emblemática ciudad germana con la ilusión de derribar el muro que le separa de los puestos altos de la clasificación bajo las órdenes del ‘Sargento Ivanovic’. Sin embargo, el estratega Aito García Reneses tenía una emboscada preparada para un equipo en horas bajas y sumergido en una crisis de resultados e institucional. Con tan solo 4 victorias en su casillero, el conjunto alemán venía demostrando tiempo atrás que son un equipo peligroso, que tienen las ideas muy claras y que en esta Euroliga tan igualada pueden dar un susto a cualquiera.

El partido comenzó con una dinámica completamente diferente en ambos lados de la cancha. Mientras el plantel local demostraba ideas claras, sistemas establecidos y trabajados además de unos automatismos bien adquiridos, Baskonia se mostraba totalmente antagónico. Los de Dusko Ivanovic eran un equipo absolutamente anárquico, sin conexión, sin ideas y cada uno haciendo la guerra por su cuenta. Baskonia solo avazaba a base de individualismos y chispazos esporádicos, y de esta manera cayó en una vorágine de la que difícilmente se puede salir cuando en frente tienes un equipo que realmente sabe a lo que juega. El primer cuarto concluyó con un 23-15 que todavía otorgaba alguna oportunidad a los azulgranas, pero rápidamente esas opciones se esfumaron. Ante esa situación, Alba Berlín se encontró ante una oportunidad pintiparada, no solo de ganar, sino de ganar y gustarse ante una parroquia local entregada a los suyos. Cada ataque vitoriano moría en la orilla de un engranaje local perfectamente engrasado, una telaraña por la cual era imposible pasar. Ante esa situación, Dusko Ivanovic intentaba transmitir calma e ideas nuevas, pero este ‘alter ego’ del técnico montenegrino no dio resultado alguno. 11 puntos respectivamente anotó Baskonia en los siguientes 2 cuartos, permitiendo a los alemanes lograr una renta más que holgada.

Rokas Giedraitis, Hermansson y Landry Nokko con un doble-doble de 11 puntos y 11 rebotes lideraron a un Alba Berlin que consigue una victoria más y se coloca a tan solo una de un Baskonia que se va alejando paulatinamente de los puestos altos de la clasificación. 81-57 terminó el partido, una vez más, con Baskonia llevándose una contundente derrota en la competición continental. Tras el duro traspiés de hoy, Baskonia se la juega el próximo sábado en el Pabellón Príncipe Felipe ante el Casademont Zaragoza, con el pase a la Copa del Rey de Málaga todavía en el aire para los vitorianos.

 

alba.jpg

Euroleague

baskoniaaa.png

Euroleague

 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
8 meses 2 semanas
#contenidos: 
35
#Comentarios: 
99
Total lecturas: 
49,764