Solapas principales

Khimki: Shved tendrá que compartir el balón con una gran plantilla

  • Los fichajes de Mozgov, Jerebko, Jovic, Bertans, Karasev o Booker elevan mucho su nivel y los convierten en uno de los aspirantes a playoffs de la mejor Euroliga de la historia

VOLVER A LA GUÍA SOLOBASKET EUROLIGA 19-20

www.bckhimki.ru

@Khimkibasket

Canal Youtube

Video Preview: Khimki Moscow region

JugadorPOSALTAÑO
1Alexey ShvedBase1.981988
3Chris KramerBase1911988
5Devin BookerPívot2.051991
6Janis TimmaAlero2.011992
7Sergey KarasevAlero2.011993
8Vyacheslav ZaytsevEscolta1.901989
9Egor VialtsevEscolta1.931985
10Andrei DesiatnikovCenter2.201994
11Jonas JerebkoAla-pívot2.081987
12Sergey MoniaAlero2.021983
13Anthony GillAla-pívot2.041992
24Stefan JovicBase1.981990
25Timofey MozgovPívot2.161986
31Evgeny ValievAla-pívot2.051990
40Jeremy EvansAla-pívot2.061987
45Dairis BertansEscolta1.921989

Entrenador: Rimas Kurtinaitis

Khimki ha puesto a disposición de Rimas Kurtinaitis la que seguramente es la mejor plantilla de su historia y eso es bastante decir en un proyecto que lleva varios años gastando mucho dinero en sus fichajes. Tras realizar una gran campaña en la temporada 2017/18, el curso pasado bajó el nivel de esas contrataciones, lo que sumado a las lesiones de Alexey Shved y al cambio de Bartzokas por Kurtinaitis acabó consumando un año decepcionante. Para esta 2019/2020 quieren dar otra vez un salto hacia adelante y han conformado un equipo de lujo, apuntándose a la tónica de repatriar a europeos NBA en las figuras de Jonas Jerebko y Timofey Mozgov.

Sin duda el pívot ruso y el versatil sueco son los nombres más llamativos, pero hay hasta siete jugadores con pasado NBA en el conjunto ruso: Shved, Karasev, Evans, Bertans, Monia y los mencionados Jerebko y Mozgov. Y no hay que descartar tampoco los fichajes de dos jugadores que han tenido momentos muy protagonistas en Europa como Janis Timma, Stefan Jovic, Devin Booker y Chris Kramer. La plantilla ha sido totalmente renovada pero continuan los que han sido sus dos mejores jugadores en estos dos últimos años: Alexey Shved, que seguirá siendo la estrella del equipo manteniendo sus galones, y Anthony Gill, que no pudo refrendar las sensaciones de su primer gran año por culpa de las lesiones y que casi se puede considerar un fichaje más. Doce jugadores de muy alto nivel que serán completados por jugadores de intendencia y carácter como Vialtsev, Valiev o Zaytsev.

La plantilla de este Khimki es tan deslumbrante a priori que pensamos en titular su análisis con un "este año, sí" pero el nivel general de la Euroliga ha subido tanto en cuanto a nombres, con un desembarco NBA de muy alto nivel, y con muchos equipos haciendo una apuesta realmente fuerte por esta competición, que hay que ser cautos con los pronósticos. Y ya se sabe que un gran conjunto de estrellas no siempre se convierte en un buen equipo. El primer gran reto de Kurtinaitis será conseguir que Shved comparta más el balón, ya que ahora sus compañeros tienen muchos puntos en las manos, y así convertirse en un jugador más efectivo para conseguir victorias grupales. También genera dudas la adaptación de Jerebko en su vuelta y cual será el estado físico de Mozgov tras no jugar la temporada pasada. Gill, si está sano, Booker y Jovic son tres seguros de vida en su rendimiento, pero jugones como el mayor de los Bertans, Jeremy Evans o la pareja formada por Timma y Karasev, que deslumbraron juntos en Zenit hace unos años, han sido más irregulares en sus carreras. Conjuntar a todos esos nombres y sacarles el mayor rendimiento será la principal tarea de Kurtinaitis, que es un histórico de Khimki con grandes resultados especialmente en Eurocup, pero que quizás no sea un entrenador considerado a un nivel tan alto como a los que se enfrentará en Euroliga.

dsc_6021.jpg

Kurtinaitis, habla con Vyaltsev. (JM Casares)

DIRECCIÓN DE JUEGO: Khimki ha sustituido a Stefan Markovic por su tocayo Jovic, siendo una versión más joven y en mejor momento de su carrera que su compatriota. Los de Kurtinaitis siguen apostando por la combinación de un base con un gran físico, buen director y defensor, con un "combo guard" extremadamente anotador y con mucho protagonismo en la ofensiva como Shved. Chris Kramer y Dairis Bertans forman el mismo estilo de "backcourt" con un poco de menos nivel que la pareja titular pero también mucho talento. Es inevitable meter a Shved y Bertans en el apartado de dirección de juego, ya que, aunque son también ejecutores, tendrán el balón mucho tiempo en sus manos y crearan juego para sus compañeros gracias a la atención defensiva que generan. Jovic y Kramer subirán el balón, pero al llegar a campo de ataque se lo darán a Shved y Bertans para que organicen y decidan la ofensiva la mayor parte de los ataques rusos.

5_klv_2909.jpg

Jovic será el base puro de Khimki (foto: bckhimki.com)

JUEGO EXTERIOR: Aquí también debería figurar la pareja más mencionada, ya que la posición inicial de la estrella rusa y del cohete letón será la de escolta, aunque Karasev podría ocupar puntualmente ese puesto buscando un quinteto más alto. La segunda pareja rusoletona formada por Sergey Karasev y Janis Timma ya coincidió en el Zenit St Petersburg en la temporada 16/17, sumando 29 puntos por partido entre los dos en Eurocupa, con 12'8 del ruso y 16'2 del letón. Si consiguen volver a rendir a ese nivel conjunto, aprovechando los tiros abiertos que generaran entre Shved y Bertans, el ataque exterior de Khimki será una maquina de producir puntos y un dolor de cabeza para las defensas rivales. Lo que se echa en falta en esta posición es defensa, ya que rebote si aportan los treses, y que es algo que casi queda reservado a los minutos de Vialtsev y a sí los letones se centran en aportar en este aspecto.

sergey-karasev-zenit-st-petersburg-photo-zenit-ec18_1.jpg

Sergey Karasev anotando con la derecha (foto:eurocupbasketball.com)

JUEGO INTERIOR: El juego interior es a priori muy compensado pero queda principalmente la duda del estado físico y de forma de Timofey Mozgov. Booker realizará un trabajo regular, Evans aporta su físico explosivo y puede ser importante si está centrado, y Jerebko podría ser un jugador determinante si se adapta bien y formar una pareja de ala-pívots de muy alto nivel con Gill, si se recupera, pero la clave es Mozgov. Con todo esto, Khimki puede permitirse muchos partidos jugando "small ball" con jugadores físicos, atléticos y versatiles y esa opción será parte clave de su juego pero en esta Euroliga de los Tavares, Milutinov, Vesely o Gudaitis, será muy importante si el poderoso pívot ruso puede rendir a buen nivel con regularidad en la posición de cinco nato. Si Mozgov está a ese nivel, el resto consiguen buena química y los exteriores los surten de balones, estaríamos ante un juego interior muy a tener en cuanta en esta euroliga.

timofey-mozgov-khimki-moscow-region-media-day-2019-eb19.jpg

Mozgov, fichaje de renombre (foto: bckhimki.com)

LA ESTRELLA: Alexey Shved. "Pero sigo siendo el rey". A pesar de la gran plantilla que ha conformado los rusos a las órdendes del mítico Rimas Kurtinaitis, nadie duda que el papel de estrella sigue siendo propiedad del mejor anotador de los últimos tiempos en Europa. Como ya comentamos arriba, tampoco cabe duda que una de las claves más importantes de que este Khimki vaya adelante es que Shved comparta el balón y el protagonismo de una forma que no ha hecho desde su vuelta a Rusia. Sus tiros se deberían reducir mucho ante la gran cantidad de compañeros con capacidad de anotar que tendrá esta temporada, pero será Alexey quien se juegue la gran mayoría de ataques en los momentos decisivos.

Super Shved is back for Khimki

LA APUESTA: Las dobles parejas del frontcourt. Si recuperamos un termino algo en desuso en esta época aposicional y de "small ball" vemos el dúo Timma/Karasev en el tres, Gill/Jerebko ocupando el cuatro y Mozgov/Booker al cinco. Esos seis nombres nos ha impedido elegir a alguno de ellos de forma individual como apuesta clara de Khimki, así como nos ha hecho olvidar la calidad del backcourt formado Jovic y Dairis Bertans. Si definimos este apartado como que entraña cierto riesgo, quizás deberíamos centrarnos en la pareja interior formada por Jerebko y Mozgov, por las dudas que pueden generar su readaptación al baloncesto FIBA y al mismo tiempo ser los que más nombre tienen. Especialmente hay interés en ver en que estado de forma está Timofey, tras no haber jugador la temporada pasada y solo haber participado en 85 partidos sumando las dos anteriores.

Jonas Jerebko End of Season Highlights 17-18

VOLVER A LA GUÍA SOLOBASKET EUROLIGA 19-20

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
3 años 6 meses
#contenidos: 
903
#Comentarios: 
2,249
Total lecturas: 
2,145,289