Solapas principales

Los Jazz de Ricky, en racha de victorias

Los Utah Jazz es un equipo que siempre lucha en la Conferencia Oeste por entrar en PlayOffs. Este año, tras la pérdida de su mejor hombre en el mercado de verano, Gordon Hayward, se reforzó por tal de conseguir, no el registro de la temporada pasada que es difícil de igualar, pero si el luchar por un puesto entre los ocho mejores de la conferencia.

La marcha de Hayward a los Boston Celtics, fue un duro golpe para los de Utah, ya que la season 2016-2017 consiguieron para la franquicia una campaña para enmarcar. Un quinto puesto gracias al gran año de jugadores como el ya mencionado Gordon Hayward, que promedió 22 puntos por partido, su mejor año NBA. Como también lo fue para el francés Rudy Gobert, que consiguió promediar 14 puntos y 12 rebotes por encuentro. A estos dos grandes y jóvenes jugadores se les sumó la experiencia y el buen hacer de George Hill, Joe Jhonson y Boris Diaw.

Ese quinto puesto de la temporada pasada no lo conseguían desde 2010. En ese equipo los Jazz contaban con Deron Williams, que promediaba 18 puntos y 10 asistencias por partido, Carlos Boozer con unos números increíbles, 19 puntos y 11 rebotes por noche. Ambos jugadores lideraban al equipo, aunque iban acompañados de hombres como Paul Millsap, Mehmet Okur, Kirilenko, Wesley Matthews, C.J. Miles o Kyle Korver.

Los nuevos Jazz

Aunque se fuese el máximo referente del equipo, la franquicia se reforzó bien para suplir esa ausencia. Thabo Sefolosha, el rookie Donovan Mitchell y el español Ricky Rubio, además de otros jugadores que no están teniendo la misma importancia en el conjunto.

El suizo Sefolosha, antes de su lesión el 13 de enero ante los Charlotte, venía haciendo su mejor temporada en cuanto a puntos por partido se refiere. Su nombre como buen defensor, sigue intacto, pero en estos 38 encuentros disputados con los Jazz mejoró sus números de anotación.

Una de las sorpresas, es el rookie Donovan Mitchell, candidato a ser elegido como rookie del año. El joven de Connecticut, puesto número 13 del último draft, está destacando como gran anotador y poco a poco se está haciendo con el hueco que dejó Gordon Hayward. El match clave de Mitchell fue ante los New Orleans Pelicans, donde consiguió 41 puntos, con un 52% en tiros de campo y 6 de 12 en triples. En su primera temporada en la NBA está promediando 19 puntos, 3 rebotes y 3 asistencias por noche.

Hasta la fecha, solo LeBron James, Carmelo Anthony, Kevin Durant, Eric Gordon, Steph Curry y Blake Griffin, jugadores en activo, habían conseguido como rookies un partido de más de 40 puntos. Este dato habla de lo que puede llegar a ser Donovan Mitchell.

Donovan Mitchell Scores CAREER-HIGH 41 Points (Jazz Rookie Record) | December 1, 2017

Por su parte, el base español Ricky Rubio, ha conseguido este año mejorar sus tiros de campo y está consiguiendo números que no había hecho en los otros años como jugador NBA. Un claro ejemplo son los triples que ha encestado durante esta season. El de Masnou, está a tan solo dos triples de superar, los 62 que anotó hace dos campañas en Minnesota.

Además, el 4 de febrero, en la victoria ante los San Antonio Spurs, consiguió su récord de anotación. 34 puntos (11/14 en tiros de campo, 3 /4 en triples y 9/10 en tiros libres) acompañados de 9 asistencias y 3 rebotes.

Ricky en Utah ha dado un paso hacia delante. Es el tercer jugador con más puntos del equipo, con un total de 663. El jugador que más puntos reparte de los Utah Jazz, con 282 asistencias, además de ser el que más robos hace, con 83, 1’5 por encuentro. Por lo que es normal que Quin Snyder cuente con él y haya sido titular en todos los partidos que ha podido jugar.

Ricky Rubio Drops 34 Points and 9 Dimes vs. the Spurs | February 3, 2018

Rumbo a Playoffs

Aunque el equipo tiene jugadores que rinden bien como Mitchell, Joe Ingles, Gobert o Ricky Rubio, el conjunto no ha estado fino hasta ahora. No van a poder igualar los números del año pasado, pero van a luchar para entrar en los playoffs. A estas alturas de Regular Season, los Jazz del año pasado iban 35-22, en cambio, este año van 29-28 gracias a los últimos diez partidos.

Veremos que ocurre en estos últimos 24 partidos de temporada, tras la racha que han encadenado de 10-0 ante equipos como los Spurs, Golden State Warriors, Toronto o Detroit, que los coloca a tan solo dos victorias de conseguir la octava plaza del Oeste. Posición que, por lo que parece, se vende cara y que están dispuestos a disputar hasta el final, aunque se les haya ido Roodney Hood a los Cleveland Cavaliers.

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
1 año 9 meses
#contenidos: 
15
#Comentarios: 
19
Total lecturas: 
30,833