Se encuentra usted aquí

‘Quijote’ Brown y ‘Sancho’ Díaz hacen molinos a los gigantes lituanos

España ha hecho historia en el Eurobasket 2022, ha conseguido acceder por vigesimoprimera vez consecutiva a los cuartos de final del campeonato. Se convierte en la selección más regular en la cita continental desde 1979. Ha desbancado a la URSS, que lo logró veinte veces seguidas.

 

 

Y lo ha logrado doblegando a Lituania, selección con un discreto papel en la Fase de Grupos, donde pasó como cuarta, pero que está repleta de talento: Bazdeikis, Sabonis, Jokubaitis, Kuzminskas, Lekavicius y el gigante Valanciunas conforman los pilares de una generación que dará que hablar en el basket lituano.

Lituania tuvo a España contra las cuerdas. Tras un primer cuarto de tanteo la electricidad imprimida al juego por Jokubaitis, y la efectividad desde el perímetro de Brazdeikis , Kuzminskas y Lekavicius, convirtieron el partido en un correcalles donde España se mostraba perdida. Lituania llegó a tener una renta de hasta 12 puntos. Sólo el esfuerzo defensivo español y lo errores lituanos (20 pérdidas en el partido), mantenían a España en el partido. La frase que resumía el partido la dijo Juancho Hernángomez en un tiempo muerto en las postrimerías del tercer cuarto: “Lo estamos haciendo mal pero estamos ahí”. A pesar de todo el equipo dirigido por Sergio Scariolo afrontaba el último cuarto con tan sólo 5 puntos de desventaja.

Zona 2-3 y Caja - uno

El técnico italiano, ante la efectividad rival en el perímetro, ordenó a sus jugadores realizar una defensa zonal 2-3 presionan, que alternó con una 4-1, lo que se conoce en baloncesto como la “caja”. Esta defensa comenzó a plantearle bastantes problemas a los lanzadores lituanos, comenzaron a llegar los fallos en el lanzamiento mientras las pérdidas seguían produciéndose.

Lorenzo Brown, que hasta el momento estaba haciendo un aceptable partido, superado por el joven base del FC Barcelona Jokubaitis, se vio forzado, casi siempre por la defensa lituana, a tomar el mando en la anotación, y lo hizo con brillantez. Acabó anotando 28 puntos junto a 3 rebotes, 8 asistencias y 2 recuperaciones.

España comenzó a remontar el partido a base de sacrificio defensivo colectivo, cerrar el rebote en el momento clave y los puntos de Brown. Varias acciones defensivas de mérito llevaban el sello de Alberto Díaz que, un día más, demostró ser ese jugador diferente en defensa que suma en cada acción.

Lituania se vio contra las cuerdas, España entraba en el último minuto del partido mandando en el marcador, con ventaja de dos puntos a falta de 14 segundos para el final tras tiro libre errado por Willy Hernángomez (21 puntos, 8 rebotes). Lituania tuvo el “tiro ganador” errado por Jokubaitis gracias a una buena defensa española, pero al palmeo Brazdeikis consiguió forzar la prórroga in extremis.

 

 

Tiempo extra, la hora Garuba

Comenzó España forzando una falta en ataque de Domantas Sabonis gracias al genio defensivo de Alberto Díaz una vez más. Siguió anotando Lorenzo Brown y España tomó cierta ventaja. Lituania comenzaba a remar de nuevo contra corriente pero se topó con un escollo inesperado. Usman Garuba emergió en ambas zonas de la pista intimidando en defensa, bloqueando y finalizando en ataque, pero sobre todo, cosechando rebote tras rebote hasta ser protagonista silencioso de un tiempo extra que permitió a España entrar en cuartos de final, esta vez, contra todo pronóstico.


 

Sobre el autor

 
Imagen de jequ Jesús Quero @JesusQueroMi pasión por el baloncesto se encendió cuando era un niño, con las retransmisiones radiofónicas, las pocas retransmisiones de TVE y aquellas maravillosas décadas que van de los 80 al 2000. He visto con mis ojos muchos cambios en el deporte de la canasta, ojos curiosos que siempre han tratado mirar un poco más allá del resultado, y esa curiosidad me llevó, casi por casualidad, a solobasket. Tras 16 años escribiendo en esta web, mi pasión ha aprendido a ser analítica y crítica, además de poder crecer personalmente aprendiendo cada día de aciertos y erorres, propios y ajenos, en esta apasionante aventura. He podido vivir el baloncesto desde dentro, conocer a mis ídolos de dentro y fuera de la pista, ponerle piel a "Dioses del balón naranja" y comprobar que no sólo son terrenales, sino que en las distancias cortas tambien son humanos, con todo lo que ello conlleva. Hasta que la pasión me aguante seguiré intentando transmitir cómo vivo el baloncesto, y lo haré donde siempre me he sentido como en casa, aquí, en solobasket.com. Informático de profesión, cronista por vocación, basketballer por devoción, honesto por convicción, no me pliego a filias y fobias, soy fiel a la honestidad y receptor de cualquier crítica constructiva.
Antiguedad: 
16 años 6 meses
#Contenidos: 
1,132
#Comentarios: 
6,531

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar