Solapas principales

Grimau busca el aro frente a la defensa de Sastre (Foto: Luis Fernando Boo).

Joan Sastre, la promesa se hace tirador

  • Tras batir desde 6.75 al Blancos de Rueda Valladolid, el joven alero del Cajasol ha dejado claro el daño que puede inflingir con su muñeca (a estas alturas de competición: 20/38 en triples en ACB, 11/23 en Eurocup) si se le deja un hueco para tirar

 

46058_0.jpg

Grimau busca el aro frente a la defensa de Sastre (Foto: Luis Fernando Boo).
Cajasol ante el Blancos de Rueda Valladolid, última jornada de la Liga Endesa, agoniza el primer cuarto con un 13-16 en el marcador. Tras un tiempo muerto, entran Blakney y Sastre desde el banquillo. El primero se alza y empata el duelo con un triple. Después llega el turno del mallorquín: tres veces solo y tres disparos letales desde 6.75 casi seguidos que llevarían el duelo a un 25-16, clave para el posterior dominio de su equipo y victoria. A sus 21 años, ya sabe lo que es marcar diferencias en un encuentro de la máxima categoría del baloncesto español.

Ha llovido mucho desde que Sastre llegara a la ACB. En 2009 fichó por el Cajasol de Joan Plaza, en plena reconstrucción, para compaginar junto a Tomas Satoransky el filial y el primer equipo. Desde el primer día, el checo tuvo que asumir galones como escudero de Calloway y a día de hoy, con la misma edad que su compañero, dirige a los de Aíto con números de líder (su media actual, 12.3 ppp. 3.6 rpp. y 3.9 app. para 12.3 puntos de valoración). Sastre, por su parte, fue entrando más tardíamente en la rotación ante la energía sin fin de un emblema como Kirksay y, tras conquistar con la Selección el oro del Eurobasket U20 en 2011, erigiéndose tercer pilar de aquel bloque junto a Franch y Mirotic, una protusión discal en la espalda terminó con cualquier expectativa y su posible explosión en ACB. Cinco meses después, regresaba a las pistas. Tocaba volver a empezar.

34278_0.jpg

Josep Franch y Joan Sastre alzan el trofeo de campeones de Europa sub20.<br> <br> Foto: Luis Fernando Boo.
Desde que llegó a Sevilla, su punto débil se ha concentrado en su físico. Con 2.01 de altura, algunas voces decían que le faltaba peso y envergadura, cuerpo en definitiva para hacer frente a sus competidores en el puesto de 3. Esta carencia en su volumen corporal la suplía con una muñeca hábil, y no eran pocos los que pensaban que se podía sacar de él más rendimiento situándolo como escolta; incluso la planificación inicial del club de cara a esta temporada parecía contemplarlo como recurso. El domingo ya lo vimos hacer de la carencia virtud con una ágil entrada a aro pasado que se saldó con la antideportiva de Renfroe. La fragilidad se vuelve ahora velocidad, y es que Sastre es capaz de aprovechar su cuerpo para moverse con una marcha más que sus defensores, driblar con facilidad y al contragolpe además de complicar los marcajes.

Pero vamos con los números. En estas 15 jornadas de liga ha duplicado sus minutos (de 8 a 15) respecto a la 2011-12 y promedia 5.2 puntos, 2.2 puntos y 1.3 rebotes para 4.6 puntos de valoración. Frente a sus porcentajes en tiros de 2 (25%) y tiros libres (57%), sus números en el perímetro empiezan a hacer sangre: 20/38, por encima del 50%. En la travesía paralela de su equipo por la Eurocup (6.8 ppp, 1.8 rpp, 1 appp, 4.3 puntos de valoración por encuentro en esta primera fase) ya ha firmado sus 11/23 en triples.  

Este último partido ante los vallisoletanos firmó su mejor actuación en ACB superando su récord en anotación y valoración. Con un implacable 4/4 en triples, números que afilan sus porcentajes esta campaña, dejó claro que sabe aprovechar cualquier espacio que le cedan sobre la pista. Ágil, voluntarioso en la captura del rebote ofensivo, la creciente puntería de sus lanzamientos y mano de fuego contra Blancos de Rueda refrendó su talento de tirador, con la sobriedad y acierto como principales virtudes.

Un tirador de 21 años que ya ha dejado a un lado su condición de promesa y el objetivo de incorporarse a la rotación de su equipo, dejarle hueco para tirar empieza a ser peligroso. Futuro de la competición, ya sabe qué se siente al marcar el devenir de un encuentro de la Liga Endesa, pero también de qué es capaz con la muñeca caliente. 

Etiquetas

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
9 años 2 meses
#Contenidos: 
460
Visitas: 
2,375,366
Comentarios: 
3,213

Comentarios

Es comprensible k la gente se ilusione en ver k gente joven con talento vaya saliendo y le adjudiquen un puesto en la Selección : Evidentem de momento parece ser solo un proyecto de gran jugador, pero a la gente le "apetece" dejarse llevar antes de tiempo. Respecto a Corbacho parece que ya es una realidad, lo cuál me alegra, sin duda, y desde luego Claver es una enorme pena si finalm se queda ahí, sin acabar de explotar de manera clara.

Hay parecidos razonables entre Sastre y Claver en términos de potencial, confianza y atrevimientos. Esperemos que Sastre gane en confianza y tenga suerte con las lesiones

Si Sastre va al Eurobasket es que España juega el Eurobasket B o C. Veo a todo el mundo dudando para el "mismo cargo" de Corbacho que está siendo la referencia anotadora exterior de un equipo que funciona y ahora quieren poner al suplente de un equipo de la cola en la selección sin pestañear. País..

Sastre no es sólo un tirador, tiene potencial para mucho más. Pero como bien dice el artículo,lo de la espalda le ha frenado, creo incluso que a nivel de confianza para entrar con fuerza a canasta, aunque espero que sea cuestión de tiempo. El apoyo del entrenador lo tiene,y eso es lo más importante.

Estoy seguro que el día en que Claver tenga confianza en sí mismo y desarrolle un mínimo ego estaremos ante el mejor alero español que hayamos visto,tiene una facilidad técnica brutal y ya no hablemos de su físico,esperemos que algún día se de cuenta de lo que tiene.

Claver es muy buen tío para los concursos de mates y para ir a tomar unos cortos a media tarde. Para competir prefiero a mil tíos antes que a él (y que conste que es una pena, porque su potencial es tremendo. Pero d´on no n´hi ha no en raja)

Si por alguna razón apoyé la llegada de Aíto al Cajasol era por Joan Sastre y por Satoransky, pero el checo me importa menos, sabía que iba a ser bueno un año aquí antes de ir a la Nba. Que termine bien el año que no quiero ver por la selección a Suárez.

Ojalá siga esa progresión. Estamos muy carentes de jugadores exteriores de altura, pues San Eme no durará siempre, y de Claver ya sabemos qué podemos esperar: nada. Y cuando Juanki se retire, o en un paréntesis, Rudy debería volver al escolta, que es donde rinde de verdad. Ojalá Sastre, Mirotic y alguno más pueda ir incorporándose poco a poco a la selección con minutos.

Gran noticia para nuestro baloncesto. Con Aíto seguro que progresa como tantos otros jóvenes. Sabiendo que Orenga lo conoce, si sigue así, ¿Posible 11º o 12º jugador para el Eurobasket?

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar