Solapas principales

Los salarios de OKC meten en problemas a Sam Presti

  • OKC busca la manera de liberar salario y no pagar 300 millones de dólares

Sam Presti afrontaba el verano con un objetivo muy claro. Traer de vuelta a Paul George y lograr buenas incorporaciones por dinero bajo para seguir mejorando el equipo de cara al año que viene. Nerlens Noel, renovar a Jerami Grant o a Raymond Felton... todo iba enfocado hacia ese objetivo. Por eso, cuando Carmelo Anthony optó en su opción de jugador de casi 28 millones de dólares, el plan se vio puesto en peligro. La solución parecía clara -deshacerse del contrato de Carmelo- pero no asemejaba ser fácil de traspasar sin dar nada valioso a cambio.

paul-george-thunder.jpg

Paul George con Oklahoma

Pero Adrian Wojnarowski y Royce Young han dado información muy positiva para la franquicia. La directiva de Oklahoma estaba buscando la forma de no contar con los 28 millones de Carmelo este año en sus cuentas. La buena relación de Sam Presti con su agente, Leon Rose, facilitaría su salida. ¿Las opciones? Tres. Cortarle, utilizar la stretch provision, o encontrar un traspaso para él.

Oklahoma tiene tres opciones sobre la mesa

Cortarle mediante un buyout parece una de las opciones que más gusta en la franquicia. Supondría que Carmelo perdonase algo de dinero para poder abandonar la franquicia. Y de ejemplo está el caso de Dwight Howard. El pívot contaba con 23 millones de dólares de contrato este año cuando fue enviado a Brooklyn a cambio de Mozgov. Cuando el traspaso se hizo oficial empezó a negociar un buyout por 4 o 5 millones y así firmar con los Washington Wizards. Y esto sería lo que supondría para Carmelo. Perdonar 20 millones y poder unirse a otro equipo.

Utilizar la stretch provision parece la segunda opción. Mediante la misma se divide el pago del contrato que le falta al jugador por percibir en 2 años más de lo que le falta. Por ello, los casi 28 millones se dividirían de igual manera en 3 años a razón de poco más de 9 por temporada. Esta opción es la que más gusta y más interesa a ambas partes. Porque tiene dos razones positivas, a pesar de un inconveniente claro para la franquicia. Si deciden llevarlo a cabo ahorrarían 91 millones de impuestos este año y Carmelo percibiría su contrato de igual manera, pero seguirían teniendo los 9 millones los dos años siguientes. Esto fue lo que echó para atrás a los Knicks con el contrato de Noah. Y el año que viene ya tienen 132 millones comprometidos sin contar con una posible renovación de Roberson, Noel o Felton, o la parte de la stretch provision de Carmelo.

okc.jpg

Carmelo en Oklahoma, el intento fallido

Y la tercera opción, que parecía difícil pero no está vista con malos ojos, es el traspaso. Carmelo cuenta con una cláusula anti-traspaso que le permitiría vetar cualquier traspaso que no le parezca bueno para sus intereses. Y aunque esto sea así, ya se ha confirmado que la retiraría siempre y cuando fuera a una franquicia en la que le cortaran para poder dejarle libre y sin perder millones en el contrato. Y los equipos que podrían asumir su contrato son Chicago, Atlanta o Sacramento.

Más allá de lo que acabe sucediendo, Presti ha realizado muy buenas incorporaciones pero ahora se enfrenta a un problema que requiere de ingienería salarial para no tener que gastar 300 millones de dólares y conformar el equipo más caro de la historia.

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
2 semanas 2 días
#contenidos: 
4
#Comentarios: 
5
Total lecturas: 
7,458

Comentarios

Bien pero a esos equipos no les interesa absorber el caramelo para crear espacio mediante el buy out puesto que no compiten por nada. A no ser que a través de un sign and trade lo acompañen con algún joven interesante -que no sobran en OKCorral - o rondas que serían picks bajos. Al margen de que no sé si seria posible juntando salarios llegar al porcentaje mínimo exigido para rubricar la operación, si no es con el añadido de trade exception que no tiene visos vayan a usar equipos en modo "tanking".