Solapas principales

Washington Wizards: ¿Una alternativa real a los Cavs?

  • Son el mejor equipo del 2017
  • Han encadenado 17 victorias de manera consecutiva en el Verizon Center

Análisis Golden State Warriors: De equipo perdedor a dominar la NBA

Análisis Dallas Mavericks: Un proyecto en declive

Análisis Charlotte Hornets: Cómo liderar la Conferencia Este años después del peor balance

Aprovechando el parón por el All Star que se ha celebrado estos días en Nueva Orleans, vamos a analizar a uno de los equipos más en forma de toda la NBA.

Hablamos de unos Wizards, que tras coquetear dos años con las Finales del Este, el pasado curso se quedaron sin pisar la postemporada. Un paso atrás para una franquicia que parecía estar llamada a ser una de las alternativas en la Conferencia Este. Ni siquiera la llegada del ala-pívot Markieff Morris a mediados del curso pasado pudo salvar una mala temporada, que acabó con Randy Wittman fuera del banquillo de los Wizards. Una vacante que acabaría cubriendo el que fuera entrenador de los Thunder, Scott Brooks, que tras ganar el título a mejor entrenador del 2010 y ser finalista en 2012, llegaba a la capital de Estados Unidos cuestionado por sus aptitudes tácticas, pero con la vitola de gestionar bien un vestuario lleno de egos. Sin cambios significantes en un roster en el que lograron mantener a Bradley Beal tras renovarle este pasado verano por 5 años a razón de 128 millones de dólares y manteniendo el mismo quinteto titular que el año pasado, la franquicia capitalina afrontaba esta nueva temporada con la ilusión de volver a pisar los playoffs.

Bradley Beal Scores Career High 42 in Win l 11.21.16

Pero la temporada no iba a empezar como esperaban. Tras un mal arranque que les situaba con una victoria y cinco derrotas primero y con dos victorias y ocho derrotas poco después, los fantasmas del curso pasado volvían a sobrevolar el Verizon Center. Con un ataque poco fluido y al que le costaba circular el balón, la mala defensa no le ayudaba para ganar partidos. Con un Net Rating de -5.6 puntos, se echaba de menos una mayor aportación de uno de los peores banquillos de la NBA en palabras del propio Marcin Gortat, que al inicio de esta campaña llegó a declarar: “Tenemos uno de los peores banquillos de la NBA. Necesitamos energía. Necesitamos esfuerzo. Creo que hay muchas cosas que podemos hacer mejor”.

Punto de Inflexión

Pero en Diciembre algo empezó a cambiar en los de la capital. Guiados por un gran John Wall (24.5 pts y 10.5 as) que acabó llevándose el premio al mejor jugador del mes de Diciembre, por delante del mismísimo Isaiah Thomas, los Wizards empezaron a defender mejor y los rebotes en aro propio les daban la oportunidad de correr la pista y anotar así un mayor número de puntos en transición. Esto le dio mayor fluidez a un ataque que pasó de anotar 102 puntos a lograr 111 por partido.

John Wall Scores Career High 52 | 12.06.16

Un gran inicio de año

No hay otro equipo que gane más partidos que los Wizards en este inicio de año. Los de Washington suman 18 victorias y 5 derrotas en lo que vamos de 2017 y tan solo han perdido un partido de los últimos doce. Se han convertido en el cuarto mejor ataque en lo que vamos de año con 111.5 puntos (100 posesiones) y son ya la cuarta mejor defensa con tan solo 103.6 puntos (100 posesiones) encajados. Si echamos la mirada atrás, la diferencia entre los Wizards de principios de curso y estos nuevos Wizards, es abismal. Han pasado de tener un Net Rating negativo de 8.4 puntos en los primeros partidos, a uno positivo de 7.8 (el tercero mejor de 2017). Ahora son mucho más consistentes y se han hecho especialmente fuertes en el Verizon Center, donde llegaron a encadenar 17 victorias de manera consecutiva y suman tan solo una derrota desde el 8 de Diciembre.

Este gran arranque les ha llevado a la primera posición de la División Sureste y les coloca en tercera posición de la Conferencia Este a tan solo dos victorias del segundo clasificado, que son los Boston Celtics. Tal es el estado de forma de los de Scott Brooks, que los aficionados al baloncesto se empiezan a preguntar si estos Washington Wizards podrían ser una alternativa a los Cleveland Cavaliers.

Washington Wizards on a Roll! BEST of 14-Game Home Win Streak

¿Una alternativa real?

Todavía no, pero están en el buen camino. Si bien es cierto que poseen uno de los mejores quintetos del Este, les falta fondo de armario para ser realmente una alternativa a estos Cavs que dominan el Este desde la vuelta de “su hijo prodigo”, Lebron James.

Tienen un backcourt de los más potentes de la liga con John Wall (22.8 pts y 10.6 as) y Bradley Beal (22.2 pts y 3.7 as) combinandose para 45 puntos cada noche y donde ambos se aprovechan del gran trabajo que realiza Marcin Gortat (11.9 pts y 11.4 rb) a la hora de realizar bloqueos y pantallas que les hace la vida más fácil. Otto Porter y Markieff Morris completan un quinteto de ensueño, en el que ambos jugadores están completando su mejor temporada desde que aterrizaran en la NBA. El primero, que se convertirá en Agente Libre Restringido este próximo verano, está promediando 14.6 puntos y 6.7 rebotes, mientras que Morris está firmando unos números muy parecidos con 14.9 puntos y 6.8 rebotes.

Lo malo para estos Wizards, es que no tienen ningún recambio de garantías. De hecho, el banquillo de los capitalinos es el segundo peor de toda la NBA y tan solo aporta 23.4 puntos en los 14.3 minutos que están sobre la cancha. Unos números que reflejan la total dependencia sobre un quinteto titular en el que cualquier lesión o contratiempo podría traer consigo un desenlace fatal para los de Scott Brooks.

La franquicia de Washington ha sabido reconducir la situación y ha vuelto a la buena senda. Pero el trayecto es largo y espinoso, por lo que si realmente quiere llegar a la meta, debería reforzarse con un par de jugadores que puedan dar minutos de calidad desde el banquillo. Los playoffs no son la Regular Season y la exigencia es máxima.

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
3 años 4 meses
#contenidos: 
93
#Comentarios: 
168
Total lecturas: 
287,698

Comentarios

El problema del banquillo está en casi el 100% en el entrenador, ya se vió en Thunder que era incapaz de dar confianza a los suplentes y acabó jugando con 8 jugadores prácticamente todos los playoffs.
Trey Burke no ha hecho malos números en Utah, el problema es que promedia 10 minutos, cuando venía de hacer 25.
Lo mismo pasa con Satoransky, que además puede jugar de 2 sin ningún problema, sobre todo en defensa, pero no llega a 3 tiros por partido, y así dificil producir.
Thorton es un jugador experimentado, que puede liderar la segunda unidad, pero promedia 6 tiros por partido, es imposible producir en ataque con semejante reparto de tiros.
Yo el agujero lo veo más por dentro, Jason Smith no me gusta, rebotea poco, intimida poco, y anota poco, y Mahinmi, es Mahinmi, después de tantos años en la liga, no puedes esperar que despierte con Brooks.

Por cierto estaba pensando en el movimiento de Plumlee a Denver, bien les hubiera venido...! Dan a cambio a Jason Smith que no es peor que Nurkic. Y disponibles en el mercado Mirotic o Matt Barnes. Y si no me lo desmiente la trade machine, les hubiera quedado tal que:

Wall-Beal-Porter-Morris-Plumlee
Satoransky-Oubree-Barnes-Mirotic-Gortat

Not bad...para aspirar a algo que no sea ser comparsa en postemporada.

Ahora mismo están en ese cuarteto con Celtics, Raptors y Hawks por la pelea por el segundo puesto del Este. Eso sí, como los Celtics fichen una estrella tendrán que conformarse con las Semifinales de Conferencia. Deberían intentar mejorar su juego interior, porque la inestabilidad de Gortat y Morris no será positiva en playoffs. Además, ahora que están haciendo buena temporada y tienen contratos asequibles es el momento de traspasarlos. el juego exterior es un auténtico lujo y si Brooks da un poco más de bola a Satoransky y Oubre no les haría falta fichar para reforzar el banquillo.

Un resfriado de cualquier titular les condena. Tienen a Oubree como lo más potable desde el banco. Burke y Sato dan vergüenza ajena, a lo mejor el checo por la falta de confianza de un coach que no es capaz de ver lo intrascendente del juego del ex Utah. Y por dentro más de lo mismo, y eso a pesar de que hubo quién decía que contaban con la mejor pleyade interna de la liga. Les queda la progresión en línea recta de Otto y la esperada resurrección de Kiff, a expensas de que el día menos pensado se le vuelva a cruzar el cable. Wall, por su parte, siendo un jugador con más posibilidades y recursos que Westbrook gestiona fatal los momentos de bache de su equipo, esto en PO es mortal de necesidad (eso sí en la buena ola es imparable, un poco a lo Ricky que parece más preocupado en divertir que en competir): A sumar que Beal me parece cada vez peor jugador en el clutch o más inconsistente. Como ven derrocho optimismo por todos los poros.