Se encuentra usted aquí

La tremenda pitada de la Fonteta tras el descalabro histórico ante ASVEL

El Valencia Basket afrontaba hoy una auténtica ‘Final’ en la Euroliga. Los de Álex Mumbrú necesitaban ganar al ASVEL Villeurbanne para seguir en la pelea por entrar en el play-in. El margen de error estaba prácticamente agotado. A falta de dos jornadas para finalizar la Fase Regular, sólo valía ganar. Los de Álex Mumbrú se jugaban su continuidad esta temporada en la máxima competición continental en las dos últimas jornadas: hoy en la Fonteta ante el ASVEL y el próximo jueves, 12 de abril, ante el Partizan Belgrado.

Los taronja llegaban a esta jornada 33 en situación límite: eran decimocuartos empatados a 14 victorias precisamente con el Partizan, Olimpia de Milán y Zalgiris Kaunas y a un triunfo del décimo, el Efes Estambul. El objetivo del Valencia Basket era alcanzar esa décima posición que les aseguraría como mínimo disputar una eliminatoria más en la Euroliga. Este año se estrena sistema de competición y los equipos situados del 7 al 10º disputarán el play-in en busca de los play-offs, los octavos de final, ronda al que acceden de forma directa los seis primeros de la tabla.

 

 

Finalmente, Valencia Basket se despide de la Euroliga cayendo por 29 en casa ante el penúltimo. Noche para olvidar en la Fonteta. Y para reflexionar muy seriamente sobre presente y futuro. El Valencia Basket se perderá casi con total seguridad los Play-In tras caer ante el ASVEL.

 

LA REACCIÓN DE LA FONTETA

 

 
Te la juegas en casa ante el colista de la Euroliga y al descanso pierdes de 14 y la reacción es incluso peor: parcial de 7-27 en el tercer cuarto, llegando a perder por 34 puntos.
 
 
 
Antes, 52 puntos había metido ASVEL a Valencia Basket en una primera mitad mientras se juega estar en play-in de Euroliga. Y la Fonteta, como no podía ser de otra manera, dedicando una sonora pitada a la imagen de su equipo. Era ganar o morir.
 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
0 seg
#contenidos: 
171
#Comentarios: 
438