Solapas principales

Casademont Zaragoza logra la clasificación en un show circense de triples (88-90)

  • Un partido que parecía ser muy negro para los zaragozanos pero que conseguían remontar en el ultimo cuarto para poner el 2-0 y meterse en cuartos de final.

Sin pasar por casa y volando desde Madrid, el Casademont Zaragoza se medía sin descansar apenas en el Cido Arena de Panevėžys al Lietkabelis en el segundo encuentro de los octavos de final de la Basketball Champions League.

Salida a la pista muy dubitativa por parte de un conjunto zaragozano que parecía estar pagando en parte el poco descanso y en parte esas desconexiones que muestran en algunos partidos los maños, y que les estaba costando que los locales se pusieran desde el primer momento por delante en el marcador y ellos apenas hubieran podido meter 6 puntos en 5 minutos. El desarrollo del primer cuarto estaba marcado por el porcentaje casi inmaculado de Lietkabelis desde el triple y al que quería unirse poco a poco Casademont Zaragoza, logrando también unos grandes guarismos en esas lides para poner el marcador final en 31 a 25.

El segundo cuarto comenzaba y se desarrollaba de la misma forma que el primero: con un conjunto local que anotaba casi todo lo que tiraban desde el 6’75 y con un equipo maño que estaba sin actitud y desganado en la cancha, viendo como el partido podía romperse de un momento a otro, pero sin terminar de hacerlo por parte de los lituanos. Porfi Fisac agotaba su rotación y ponía a Vit Krejci en pista para dirigir al equipo junto a Ennis y Seeley y parecía dar con la tecla de como cambiar el encuentro: el ataque maño tomaba una mejor forma y parecían acercarse de nuevo a ese nivel que exhibían los hombres liderados por Dimsa y Sakic, que no obstante conseguían irse con 6 puntos de ventaja al descanso a pesar de la leve mejora maña y que los lituanos habían anotado el 84% de los triples intentados (54-48).

Si esperábamos una salida de vestuarios con una cara totalmente diferente de los rojillos, lo que encontrábamos era algo absolutamente opuesto. No había forma alguna de generar juego a través de los bases y costaba sudor y sangre anotar algún punto, mientras que los locales conseguían sacar partido de prácticamente cualquier ataque, algo a lo que ayudaba que Casademont Zaragoza estuviese en bonus prácticamente a los 4 minutos de cuarto. Lo que dejaba claro que Lietkabelis era un rival un tanto menor que los zaragozanos era que a pesar de estar realizando un gran partido en cuanto al acierto exterior y siendo muy superiores en el partido, nunca la ventaja lituana se marchaba por encima de los 10 puntos haciendo peligrar el partido para los visitantes, y eso ante equipos así es muy peligroso. El cuarto terminaba en el Cido Arena con tan solo 4 puntos de ventaja a favor de Lietkabelis y los nervios empezaban a olerse en el ambiente ante el miedo de una remontada de la marea roja.

¡Y por fin apareció el Casademont Zaragoza! Los últimos diez minutos de partido mostraban a un equipo zaragozano con el cuchillo entre los dientes y que habían apretado filas en defensa para poder atacar mucho más cómodo, bajando los estratosféricos porcentajes lituanos y, tras un triple de Brussino, poner el partido por primera vez con ventaja rojilla: 77-80. El alero argentino se había puesto la capa de superhéroe de nuevo en este partido para llevarse junto a él al equipo y poder liderar la remontada, pero errores de ambos equipos nos dejaban dos minutos finales de infarto, con un electrónico prácticamente empatado. Si bien los maños se mostraban más enteros y seguros de sí mismos, dos triplazos de Dimsa volvían a encender a la grada local, pero un error de Sakic al tirar un triple en transición sin posibilidad de rebote y una falta en ataque a falta de 4.7 segundos del final, sumando al acierto maño en sus ataques daban la victoria por 88 a 90 a los maños y la clasificación para los cuartos de final para Casademont Zaragoza en su primera aventura en la BCL.

Triple va, triple viene y Brussino se entretiene. Tremendo partido desde el 6’75 que nos han mostrado ambos conjuntos con unos porcentajes muy lejos de ser normales: 64% de acierto para Lietkabelis y 55.6% de acierto para Casademont Zaragoza. Durante todo el partido tanto Dimsa como Sakic eran un auténtico dolor de cabeza para la defensa maña, a los que se sumaban Normantas y Valinskas para rematar la faena desde el triple, pero no conseguían terminar de cerrar el partido y ahí un héroe llegado desde Argentina les enseñaba el gran error que habían cometido. Nicolás Brussino metía 21 puntos (solo 2 triples fallados, 8/10TC), capturaba 4 rebotes, repartía 3 asistencias y recuperaba 5 balones para sumar 31 de valoración final. Partido sin parangón del alero que estuvo muy bien acompañado de Ennis (19 puntos, 7 asistencias) y de Thompson (13 puntos y 7 rebotes.

 

Casademont Zaragoza necesita despertar a sus bases maños… Por desgracia para los intereses del conjunto zaragozano ya van varios encuentros en los que el desarrollo del juego en ataque a través de los directores de juego es muy escaso y deficiente, mostrándose muchas carencias en el juego en estático y siendo un verdadero quebradero de cabeza esta faceta para todo el equipo. Si el conjunto zaragozano quiere pasar de ronda y poder meterse en la Final Four, al igual que continuar en esos puestos privilegiados de la ACB, necesitan recuperar la mejor versión tanto de Rodrigo San Miguel como de Carlos Alocén.

 

… si no vemos más en acción a Vit Krejci. Y es que hoy el exterior checo salía a pista algo más de cinco minutos en el segundo cuarto del partido cuando su equipo estaba totalmente a la deriva y necesitaba un revulsivo que cambiase el partido, y en el 27 rojillo encontraba la solución el equipo. Algunos de los mejores minutos del partido se veían mientras este estaba en pista antes del descanso y dejaba de nuevo la desventaja en 6 puntos, pero no volveríamos a verle más en lo que restaba de partido. Si la dirección de juego formada por los dos maños no termina de despegar, no me cabe duda de que veremos más a Krejci en pista, ya que su equipo lo necesita y el jugador siempre responde.

https://i.gyazo.com/c314820342cbd61a16a794b822e47240.png

https://i.gyazo.com/c3a0b470ad8c464821ffdd528993a6e8.png

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
2 años 8 meses
#contenidos: 
129
#Comentarios: 
273
Total lecturas: 
292,429

Comentarios

Sin embargo, los bases aportaron 18 ptos. También hay que destacar a Thompson, que sin dar mucha sensación de seguridad, la verdad que se las apañó para aportar su granito de arena.