Solapas principales

El fin de "la era Uli Hoeness" en el Bayern: su legado en el baloncesto

  • Deja la presidencia tras cuatro décadas en la cúpula directiva
  • Calidad deportiva, solidez económica y valores sociales han sido los pilares de su gestión
  • Ha sentado las bases para que el Bayern pueda convertirse en un grande europeo a corto plazo
  • Su condena por evasión fiscal, la gran mancha de su gestión

EL FIN DE "LA ERA HOENESS" EN EL BAYERN

 
El pasado domingo, en el partido de liga disputado en el Audi Dome entre el Bayern Múnich y el Alba Berlín,Uli Hoeness se despedía públicamente como máximo mandatario del Bayern después de casi cuatro décadas formando parte de la cúpula del club.
 
El próximo 15 de noviembre, fecha en la que se celebra la asamblea general anual del club, supondrá el punto y final de "la era Hoeness" tras cuarenta y nueve años ligado de una u otra manera al equipo bávaro. En dicha asamblea, el aún presidente no se presentará a la reelección, y Herbert Hainer, quien ha declarado que pretende "ser el presidente de todos", asumirá el relevo, pese a que en los últimos meses se había especulado también con el nombre del ex guardameta y actual comentarista deportivo de la televisión alemana Oliver Kahn.
 
Aunque el propio Hoeness se veía con fuerzas para continuar, cree que ha llegado el momento de dejarlo. "Pensé: el presidente de Estados Unidos tiene 73 años, su contrincante 78, y el gran portador de las esperanzas demócratas, 70, y tú idiota, lo dejas con 67. Sin embargo, tenía que vaciar mi oficina, porque me conozco, de lo contrario, nada hubiera cambiado".
 

futbolista_scoopnest.jpg

Uli Hoeness encarando a Miguel Reina. Final 1974 (scoopnest)
En 1970, un chico de apenas dieciocho años procedente de la cercana Ulm, ingresaba en el club como una de las grandes promesas del fútbol alemán, convirtiéndose tras una prolífica carrera, la cual tuvo que abandonar por sus lesiones crónicas, en una de sus grandes leyendas
 
Grandes momentos que han escrito con letras de oro la historia del club bávaro: sus goles junto a los del Torpedo Müller en aquella final de Copa de Europa de infausto recuerdo para el Atlético de Madrid, la Copa de Europa conseguida en 2013 en Wembley... Y también, por supuesto, momentos malos, como la final de Liga de Campeones de 1999 en Barcelona, que se escapó de las manos en un dramático desenlace, o aquel marzo de 2014 cuando admitió en sede judicial el desvío de unos treinta millones de euros a diversas cuentas de Suiza.
 
Desde aquellos remotos años setenta, la biografía de Hoeness ha estado íntimamente ligada a la del Bayern, con la excepción del periodo que pasó en la cárcel, entre 2015 y 2016, tras ser condenado a tres años y medio de prisión por evasión fiscal, pena que luego quedó reducida a la mitad por buen comportamiento. 
 
Ese ha sido sin duda el gran punto negro de su gestión y el gran error de su vida, como el propio Uli reconoce siempre que se le pregunta sobre ello. Momentos difíciles que permanecerán para siempre en su memoria. No obstante, pocos meses después de abandonar la penitenciaría, era respaldado por la asamblea del club para volver a ocupar el puesto de presidente del equipo más importante de Alemania y uno de los más poderosos de Europa.
 
El diario alemán Bild recuerda que Hoeness, de 67 años, ha guiado al club bávaro de éxito en éxito, y reforzado también económicamente sus estructuras.
 
A pesar de ser un hombre criado en el mundo del fútbol, Hoeness siempre ha demostrado su pasión por el baloncesto, deporte que lo fascinaba desde su etapa de estudiante.
 
Debido a su gran interés por este deporte, mantiene desde hace muchos años una gran relación con el veterano manager de Brose Bamberg Wolfgang Heyder, arquitecto de aquel equipo que dominó la Bundesliga durante una década. Siempre han estado en contacto directo y no esconde que le ofreció ser el gerente del proyecto de desarrollo del baloncesto en Múnich.
 
Sin embargo, declaraba al diario alemán, que la decisión del club de involucrarse profesionalmente en el baloncesto, no solo surgió de sus propias emociones, sino que fue más bien una decisión estratégica, ratificada mediante una encuesta a miembros de la asamblea y que contó con un 73% de aprobación.
 

hoeness_audi_dome.jpeg

Un asiduo en las gradas del Audi Dome (fcb.de)
En una entrevista concedida a Big, revista alemana especializada en baloncesto, afirmaba que su sucesor en el cargo tendría que ser una persona entusiasmada por el deporte de la canasta. Y es que Hoeness siempre ha creído en una sólida implantación de este deporte en una ciudad predominantemente futbolera.
 
Además, en dicha entrevista, enfatizaba que todo el club apoya esta decisión, lo que hace que el presidente no esté solo en esta tarea. "Ahora tenemos una organización que trabaja profesionalmente para el baloncesto".
 
Desde las altas esferas se espera que el equipo tenga un papel protagonista en Euroliga a más tardar en 2021, fecha en la que se producirá el traslado al nuevo pabellón multifuncional, situado en el precioso Olympiapark, marco de los Juegos Olímpicos de 1972, a escasos metros de la piscina donde Mark Spitz consiguió 7 oros en natación o de la Villa Olímpica, donde se produjo el atentado terrorista de Septiembre Negro. Para ello, considera imprescindible invertir más dinero en el baloncesto.
 
 Por otro lado, piensa que los aficionados, "mimados" por el fútbol, solo aceptarán uno o dos años más el hecho de no competir a la par con los clubes más poderosos de la Euroliga. "Tenemos que intentar reducir la brecha salarial con respecto a los clubes de Rusia, Turquía o España".
 
La sección de baloncesto está inevitablemente conectada a su persona, pero a pesar de ello, confía en que el proyecto tendrá el suficiente respaldo sin él. "Amo el baloncesto y quedará en mi corazón. Pero al igual que sucede con todo el club, el baloncesto tiene que aislarse de mí a medio plazo. Marko Pesic hace un gran trabajo, y  Hainer  nunca ha tenido en mente solo al fútbol en Adidas. El SAP Garden (nombre del nuevo pabellón)será una gran oportunidad. Si nos convertimos en un grande internacionalmente en dos o tres años, y tenemos todos los requisitos para ello, no me preocuparé por el futuro".
 

el futuro de nowitzki

 
En la cadena de televisión MagentaSport, Uli Hoeness afirmaba que le abriría las puertas del Bayern de par en par a Dirk Nowitzki. "Me lo puedo imaginar dirigiendo al equipo, desde el banquillo o desde las oficinas.Hemos mantenido ya contactos. Si tiene ganas de trabajar en Alemania, sabe que tiene esta oportunidad. Aunque creo que es bueno que se tome un descanso primero y que luego se siente con su familia para decidir qué es lo que realmente quiere".
 
El ex jugador de 41 años, quien terminó su carrera en abril después de 21 años en la NBA, declaraba al final de la estación que "ha terminado mi tiempo en el baloncesto y estoy listo para el siguiente paso". Nowitzki quiere mantenerse "conectado con el mundo del baloncesto, pero no creo que sea entrenador".
 

MODELO DE GESTIÓN Y "MIA SAN MIA"

 
Podríamos decir que: la calidad deportiva, la solidez económica y los valores sociales, son los pilares sobre los que se ha sustentado su gestión, en un club entendido como una empresa destinada a invertir capital local y a producir y repartir beneficios entre sus socios. "No hay ningún otro club en el mundo que se administre desde el lado de las inversiones. Por el contrario, muchos clubes se encaminan hacia la acumulación de una montaña de deuda superior a los mil millones. Eso nunca nos pasará a nosotros y será un gran acierto".
 
Por otro lado, Hoeness siempre se ha mostrado como un fiel defensor de los valores tradicionales y particular filosofía del club: el famoso Mia San Mia. "Es una característica única que hace que nuestra marca sea tan popular, y el Bayern es uno de los principales productos que Baviera exporta al mundo". 
 
"No es una coincidencia que nuestro club tenga alrededor de 295000 socios, más que cualquier otro club en el mundo. Cuando la gente dice que lideramos al Bayern como en el pasado, significa que nuestro estilo no es tan malo, y que muchas personas se identifican con él. También cuando viajamos fuera, a menudo nos preguntan cómo es posible que estemos donde estamos sin contar con capital extranjero".
 

fc_bayern_oktoberfest_3.jpg

jugadores disfrutando del Oktoberfest (fcb.de)
Ante la pregunta de qué significa Mia San Mia, expresión que viene del dialecto Bayrisch, podríamos decir que se trata de una arenga que se relaciona directamente con Baviera. Es un símbolo de orgullo de una de las regiones más fuertes culturalmente de Alemania, y de un pueblo que lleva sus costumbres allá donde va. 
 
"Nosotros somos nosotros" sería su traducción literal al español, aunque el sentido de la frase tiene un significado mucho más profundo. El Bayern Múnich posee una identidad muy clara como club y frente a eso, son los demás quienes deben impresionarse ante el conjunto bávaro, y no al revés. "El Bayern es el Bayern y los demás se adaptan".
En definitiva, los bávaros, en general, son vistos como un pueblo de costumbres muy marcadas, con una cultura  y un dialecto propios, y "Mia San Mia" abarca todo lo que tenga que ver con la idiosincrasia de Baviera.
 
Al frente de la sección de baloncesto, Uli Hoeness ha cosechado en estos años cinco títulos, el último de ellos, la liga del año pasado, tras una dura final frente al Alba Berlín de Aíto, resuelta en el quinto y último partido. Aquel día, el presidente lloró de alegría e inmediatamente tras finalizar el partido, se fundió en un abrazo con Marko Pesic. "El equipo tiene huevos. Nunca nos rendimos, estemos como estemos. Aunque tenemos muchos extranjeros, han demostrado que han interiorizado el Mia san mia", respondió aquella tarde Hoeness apelando al credo del club.
 
El binomio Hoeness-Pesic ha llevado al Bayern a comer en la mesa de los poderosos en Europa , pero la relación no ha sido fácil. "Hemos discutido muchas veces de manera abierta". Es de sobra conocido el hecho de que a Hoeness le gusta expresar su opinión de una manera clara y concisa, y transmitirla sin importarle la crítica".
 
Marko Pesic recientemente revelaba una anécdota con él. "En una reunión tres semanas antes del partido de Euroliga frente a Asvel Lyon-Villeurbanne tuvimos por primera vez una durísima discusión. Abandoné la reunión sin decir adiós, aunque eso contradice totalmente mi educación. Después de eso, no hablamos en las siguientes tres semanas. Entonces llamó mi asistente diciendo que quería reunirse conmigo en el restaurante Beetle. Mis dudas de si sería una persona vengativa se disiparon cuando al entrar me pidió disculpas y dijo que había sido su culpa. Fue un gran gesto por su parte".
 
Así ha transcurrido la vida de Uli Hoeness, una persona sin pelos en la lengua, que nunca ha dejado indiferente a nadie y que, a pesar de ello, da un paso hacia el lado sin rencores y dejando un legado a la altura de la historia del  Bayern Múnich. "Mi relación es impecable con los inversores y permaneceré en el consejo de supervisión. Seguiré teniendo relación con el club. No soy tan ambicioso como para pretender dejar mi sello. Nunca pensé que lo sabía todo, por eso tenía mano a personas a las que pedir consejo y que me corregían. Ahora me gustaría ser precisamente eso, un guía para los demás". 
 
Se seguirá viendo asiduamente a Uli por el Audi Dome, aunque desde el próximo domingo como un aficionado más, y también por las oficinas del club, compaginando lo que ha sido su vida con sus otras grandes pasiones: pasar tiempo con sus nietos, el golf , las tardes dedicadas al Schafkopfen (popular juego de cartas de Baviera) y las jornadas familiares en el idílico lago Tegernsee.
 
 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
1 año 4 meses
#contenidos: 
85
#Comentarios: 
69
Total lecturas: 
166,009