Solapas principales

Final Four de la BCL: análisis de los rivales del UCAM Murcía

Se abre el telón de la Final Four de la Eurochallenge FIBA, y un año más un equipo español podrá optar al ansiado trono. El UCAM Murcia deberá asaltar el fortín griego (la fase final del campeonato se celebra en el OAKA Olympic Indoor Hall, hogar del AEK de Atenas), para lograr repetir la proeza cosechada por el Iberostar Tenerife la pasada campaña. 

Los hombres de Ibon Navarro han vivido una temporada de altibajos, ganando solidez y confianza en su juego con el paso de los partidos. Para la fase decisiva de la temporada, el equipo murciano ha recuperado a jugadores importantes en el juego interior como Vitor Faverani o el capitán José Ángel Antelo (lesionado de gravedad desde septiembre de 2017), incrementando el potencial del equipo con el regreso de Augusto Lima.

ucam.jpg

Plantilla UCAM Murcia

En el juego exterior, la gran simbiosis formada por Clevin Hannah y Charlon Kloof dota al conjunto pimentonero de una dirección de juego completa. Mientras Hannah lidera a los suyos desde la faceta anotadora (12 puntos y 4,1 asistencias por partido en la competición), Kloof sella la retaguardia del equipo gracias a su formidable físico. Como acompañantes de Hannah en la faceta anotadora, Bradf Oleson y Vitor Benite se ocupan de ametrallar a los rivales desde la larga distancia (11,4 y 11,2 puntos por partido respetivamente). Un juego exterior muy dinámico y móvil, bien secundado por la veteranía de Alex Urtasun y el “trabajo sucio” del guerrero Sadiel Rojas (8,3 puntos, 5,9 rebotes y 1,3 robos por partido).

En la pintura murciana, el regreso del hijo prodigo Augusto Lima ha permitido modificar los sistemas ofensivos de Ibon Navarro, ganando velocidad e intensidad a ambos lados de la pista (10 puntos, 7,3 rebotes y 1,3 tapones de media para el pivot del Real Madrid). La recuperación del capitán Antelo (que junto a la llegada de Lima supusieron las salidas de Lukovic y Olaizola) ha dotado de mayor garra al equipo, configurando una segunda unidad de garantías para el juego interior junto a Delía y Tumba. Pero si hay un nombre clave en el equipo, ese es Ovie Soko. El jugador británico se ha consagrado como líder del equipo, siendo el caballo de batalla de Ivon Navarro durante toda la temporada. Pese a haber tenido que cambiar de posición al inicio de temporada por el cúmulo de lesiones en la pintura (pasando del puesto de alero en el que se ha desenvuelto toda su vida al de cuatro), Ovie ha revertido la a priori desventaja en una gran virtud. Como cuatro abierto, Soko está consiguiendo sus mejores registros ofensivos (12,9 puntos y 7,3 rebotes por partido) sin bajar la guardia en la faceta defensiva (1,1 robos).

El UCAM Murcia aterriza en Atenas con aspiraciones a todo, habiéndose ganado un nombre tras dejar en tierra a unos de los grandes favoritos como Pinar Kasiyaka; y con una plantilla motivada y bien reforzada para luchar por el título. Pero la conquista de Atenas no será fácil y tendrá que verse las caras con los siguientes aspirantes al título:

aek.jpg

AEK Atenas

El anfitrión de la fase se presenta con un equipo conformado por el binomio jugadores nacionales – anotadores americanos. Los helenos, con el factor cancha a su favor, se plantan en la final four tras derrocar a otro de los grandes candidatos al título (SIG STrasbourg) en una eliminatoria muy igualada. Un equipo en un estado de forma admirable, que se ostenta el tercer puesto en la clasificación de la liga doméstica, y que ha conseguido proclamarse como campeón de copa tras vencer en la final al todopoderoso Olympiacos.

En una plantilla con mucho viejo conocido de la liga española (Xanthopoulos, Vasilopoulos, Mavroeidis, …), la figura más destacada es el ex NBA Manny Harris. El escolta norteamericano ha sido uno de los grandes anotadores de la competición ejerciendo de líder del equipo ateniense durante toda la temporada (17,4 puntos, 5 rebotes, 2,4 asistencias y 1,9 robos por partido). Con Harris como estandarte ofensivo, el resto de los puntos “llueven” de las manos de los jugadores americanos (el escolta Kevin Panter (15 puntos), el interior ex PAO Vince Hunter (10,2 puntos, 4,2 rebotes) y el base Mike Green (11,3 puntos y 5,2 asistencias por partido) y del interior serbio Dusan Sakota (13,8 puntos y 4,4 rebotes por partido). Pese a su gran altura (2,10 metros), Sakota es el gran francotirador del equipo, capaz de anotar casi tres triples por partido (2,8 triples anotados, lanzando 5,5 por partido). El resto del roster queda confeccionado por un fondo de armario “producto nacional”, donde se pueden observar viejas caras conocidas del baloncesto español como el base ex Obradoiro Vasilis Xanthopoulos, el ex MIB Dimitris Mavroeidis o el ex Valladolid Panagiotis Vasilopoulos; o el “proyecto fallido” del Olympiacos Vasilis Kavvadas.

monaco.jpg

AS Monaco

Un equipo desconocido a inicios de temporada, que ha demostrado tener mucho que decir en esta competición. El conjunto del Principado, que llega a Atenas tras derrocar a uno de los gallos de la competición como Banvit, presenta un equipo físico con unas capacidades defensivas envidiables (10,7 robos por partido).

El equipo de la ProA francesa tiene dos claros referentes: el playmaker Gerald Robinson en el juego exterior (15,1 puntos, 3,1 rebotes y 3,3 asistencias por choque), y el gigante bosnio ex Alba Berlín Elmedin Kikanovic (15,1 puntos y 4,3 rebotes por partido). Con un predominio de jugadores físicos en todas las posiciones, este conjunto marcado por la velocidad e intensidad en toda la pista basa sus ataques en las dos estrellas previamente mencionadas, las capacidades ofensivas del alero americano Chris Evans (13,4 puntos y 4,3 rebotes por partido) y el buen hacer del interior galo Amara Sy (12,2 puntos, 4,4 rebotes y 1,5 robos por partido).

La faceta defensiva es el sello de identidad de este conjunto, teniendo a un buen número de “perros de presa” en la plantilla. Junto a Sy, Paul Lacombe (1,6 robos) y DJ Cooper (1,8 robos, siendo el segundo mejor asistente de la competición con 6,5 pases de canasta por partido) cierran las líneas del equipo, con mención especial para el stopper Aaron Craft. El base galo es uno de los grandes “carteristas” de la competición (2,1 robos por partido), siendo capaz de desquiciar a los bases rivales con defensas asfixiantes y lecturas de pases magistrales. Para cerrar la plantilla, mencionar la presencia de tres ex ACB: el tirador ucraniano Sergii Gladyr (ex Manresa y Fuenlabrada), el interior francés Ali Traoré (ex Esstudiantes) y el interior croata ex NBA Damjan Rudez (fichaje invernal del Valencia Basket que terminó dejando el equipo al poco de llegar).

riesen.jpg

MHP Riesen Ludwigsburg

El gran “desconocido”. El conjunto bávaro, con un rostes que cumple a la perfección la definición de equipo al no gozar de “ninguna estrella” que destaque de sobremanera sobre el grupo, se ha colado en la fase final de la competición gracias a la gran aportación de todos sus integrantes y la brillantez táctica elaborada por su técnico. En la faceta ofensiva, el tridente de exteriores americanos Dwayne Evans (13,3 puntos, 6,2 rebotes), Thomas Walkup (11,3 puntos, 4,3 rebotes, 4,4 asistencias y 1,8 robos por partido) y Elgin Cook (10,7 puntos y 3,7 rebotes por partido). En el juego interior, el ex Brose Bamberg Johannes Thiemann actúa de torre del equipo aportando solidez y presencia física bajo aros (10,2 puntos y 4,9 rebotes por partido).

A priori el equipo más “débil” de la fase, pero que deberá ser tenido muy en cuenta dado el nivel mostrado durante toda la fase. Pese a tener la plantilla más corta, su juego combinativo y las altas dosis de motivación con las que llegan a Atenas, les convierten en un lobo con piel de cordero.

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
2 años 4 meses
#contenidos: 
421
#Comentarios: 
1,174
Total lecturas: 
1,304,140

Comentarios

El favorito para mi al empezar la competición era el monaco, ya el año pasado eran probablemente los más fuertes pero tuvieron una caraja ante el banvit en los últimos minutos y se dejaron remontar. Físicamente son como su sobrenombre indica una roca. Este año han sido los mejores de la competición. MHP no tiene ninguna estrella pero los 2 partidos ante el Canarias (curioso que perdieran ambos de forma contundente y en cambio llegaran mucho más lejos) mostraron una presión tremenda en cancha contraria desde el 1er al último segundo de partido. AEK mucho conocido español pero ni idea de su potencial.

Yo, en la pagina de Fiba Champions Basketball League, he visto el Ludwigsburg Mónaco, que por cierto han ganado cómodamente los monegascos. saludos