Solapas principales

Olimpia Milano pone en jaque al Bayern München (80-69)

  • Los italianos ponen el 2-0 y obligan al Bayern a una remontada sin precedentes
  • Punter (20 puntos) fue su estilete en ataque con el Chacho golpeando en momentos importantes
  • Trinchieri fue expulsado con una doble técnica seguida cuando su equipo se acercaba en el marcador

 OLIMPIA MILANO 80-69 BAYERN MÜNCHEN

 
Tras el mazazo que supuso la derrota en el último segundo del primer partido, el trabajo de Andrea Trinchieri con los suyos seguramente tuvo que hacer incidencia en el plano psicológico, y el comienzo del partido de su equipo fue prometedor, un 0-5 de salida, aunque sería del todo un espejismo. A partir de este momento, el Bayern entró en colapso, tardó casi seis minutos en volver a anotar, y el partido comenzo a tomar tintes parecidos al del martes, pero a la inversa.
 
Olimpia Milano cogió carrerilla tras un inicio dubitativo, con 9 puntos de Kevin Punter en cinco minutos, protagonista absoluto de este primer cuarto, mientras que Delaney y LeDay empezaban a abrir una brecha importante en el marcador. El parcial llegaría a un sonrojante 20-0, con el Bayern totalmente fuera del partido, protagonizando sus peores minutos de la temporada, bajo la dirección de unos desafortunados Baldwin y Seeley que personificaban la impotencia de un equipo que no encontraba solución alguna. Solamente asomaría la casta de Reynolds, para cerrar el primer parcial en 26-12.
 
El comienzo del segundo cuarto fue una prolongación del final del anterior, y Punter y LeDay volvían a aparecer con sendos triples para poner la máxima diferencia del partido hasta el momento, 40-18, min.24 y la amenaza de romper definitivamente el partido. El objetivo del conjunto bávaro pasaba por intentar recortar lo máximo posible antes del descanso y hacer borrón y cuenta nueva de cara a la segunda mitad. 
 
Con Armani Milano bajando un tanto el pistón en ataque, un triple de Lucic seguido de un 2+1 por parte de Baldwin ponían por primera vez en pie al banco alemán, pero en esas, un triplazo del Chacho Rodriguez volvía a bajar los humos a los invitados, 47-29 al descanso.
 
El segundo tiempo comenzó con ritmo alto pero escasez de puntos por parte de ambos equipos, aunque el Bayern al menos, había mejorado en defensa. Un activo Gist a ambos lados del campo, con 5 puntos consecutivos, intentaba revitalizar a los suyos pero, una vez más, sería el americano Punter, que a estas alturas llevaba 20 puntos en su tarjeta de anotación, quien volvía a dejar su huella en el partido, dando un zarpazo a su rival.
 
El conjunto bávaro volvió a rearmarse desde la defensa, con Baldwin en esta ocasión más acertado, tirando del carro (15 puntos), y por primera vez, surgían las dudas en las filas de Olimpia MilanoMessina se vio obligado a pedir tiempo muerto, y un 2+1 de Gist tras una serie de rechaces ponía el 55-49, min.28. Tarde, pero el Bayern había llegado al partido.
 
No volverían a acercarse tanto los alemanes, con un desquiciado Reynolds desaprovechando varias acciones cerca del aro. En el último minuto del cuarto, y tras una posible falta no pitada en una entrada a canasta de Baldwin, Trinchieri estallaba en el banquillo y era expulsado al señalársele dos técnicas seguidas, dejando huérfano a su equipo. Por su parte, el Chacho aprovechaba la coyuntura para volver a hacer sangre desde el triple,  aunque Baldwin contestaría con un triplazo sobre la bocina, 65-53, min.30.
 
La sensación fue que Armani respondió con eficacia a cada intentona de los de Múnich de engancharse al encuentro. De nuevo sería el base español (13 puntos), apareciendo en momentos importantes, el encargado de abrir brecha, 72-55, min.32. Para el Bayern, con Baldwin a la cabeza, fue un quiero y no puedo, con una losa que arrastraba desde la primera mitad y que a la postre, resultó definitiva.  Aún así, tuvo la última oportunidad de meterse en el partido: primero con una acción bajo canasta de Gist taponada de manera majestuosa por Shields, y luego tras un triple de Lucic, 77-69, min.38.  Bayern tuvo posesión para acercarse aún más, pero el intento de triple de Baldwin fue escupido por el aro y al otro lado del campo, LeDay desde la esquina sentenciaba con el definitivo 80-69.
 
Al final del partido, con toda la tensión acumulada durante la semana, enganchón entre Delaney y Reynolds, con los jugadores de ambos equipos teniendo que intervenir para separar, aunque la cosa no fue a mayores. La serie se traslada la próxima semana a Múnich, con el pase encarrilado para Olimpia Milano y los ánimos caldeados . Pero este Bayern ya ha demostrado que nunca se rinde y promete guerra en casa.
 
 

boxscore.jpg

euroleague.net
 
 

Etiquetas

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
2 años 9 meses
#Contenidos: 
162
#Comentarios: 
135
Total lecturas: 
389,424

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar