Solapas principales

Foto: Jose Navas

Entrevista a Roberto González: ¿Cómo consigue el club incorporar nuevos jugadores?

  • Solobasket charló con el técnico pucelano en plena lucha por la permanencia

Han pasado ya muchos años desde que Roberto González Presas (1968) abandonara su puesto de maestro en el colegio de las Agustinas de Valladolid, o desde que se proclamara campeón de España Júnior con el Fundación Fórum de la hornada de San Emeterio en Tenerife en 2002. Tras aquel logro, que califica como “el mejor momento de mi carrera por lo que significó”, pasó a formar parte del organigrama del primer equipo pucelano (por aquel entonces Fórum Valladolid), donde ha compartido banquillo con entrenadores de la talla de Chechu Mulero, Luis Casimiro, Manel Comas, Paco García, Javier Imbroda o Porfi Fisac, y ha visto pasar a jugadores de la talla de Carlton Myers, el jugador que “más le ha impresionado”. El año pasado abandonó la cómoda posición de segundo entrenador por necesidades del guión para asumir mayores responsabilidades como primer técnico.

Hoy es uno de los principales motivos por los que el Blancos de Rueda lleva bien encaminado su objetivo para este año, la salvación, pese a todas las dificultades extradeportivas que está sufriendo el club. El entrenador pucelano atendió a Solobasket en plena lucha por la permanencia.

 

- Buenas tardes, Roberto. Lo primero, aunque ya ejerció de primer entrenador el pasado año tras la marcha de Luis Casimiro, ¿qué le llevó a aceptar el puesto de primer entrenador del equipo para este año?

Probar como primer entrenador desde una situación más normal, de poder empezar una pretemporada, de poder tener un equipo desde el principio, aunque al final no fue normal, por las condiciones que ya sabemos de llegada de jugadores y demás, pero creía que ya que había dado el paso en la temporada anterior en esta tenía que continuar.

- ¿Cómo vivió esa situación de descenso, no-descenso y qué opinión le merece?

Hubo muchos temas que complicaron en demasía el poder llegar a saber realmente dónde se iba a jugar y eso complicó el poder empezar en unas condiciones normales la pretemporada, pero no dejan de ser temas extradeportivos, por lo que puedo opinar por lo que oigo, por lo que leo, pero no porque tenga conocimiento real de lo que pudo pasar.

- ¿Cuáles fueron sus principales miedos al inicio de la temporada?

Yo digo siempre que no son miedos, sino que lo principal es la responsabilidad. La responsabilidad de poder hacer un buen trabajo, de hacer las cosas bien y de que la ciudad, el club y la gente que está detrás puedan quedar satisfechos con los juegos y los resultados del equipo, que para eso eres el primer entrenador y el máximo responsable ahí.

- ¿Cómo fue la planificación de la plantilla en una situación tan caótica como la que se vivió en pretemporada? Porque pese a todos los problemas al final los fichajes han resultado un éxito.

Aquí Eduardo Pascual es el principal responsable porque es el director deportivo y porque, aunque sí que es cierto que todos los fichajes los hemos hablado, mirado y decidido, ha sido él quien se ha encargado de mirar y gestionar con agentes y de formar la plantilla.

- ¿Qué predominó en los entrenamientos de pretemporada, el aspecto táctico o el psicológico? ¿Cómo fue el trabajo desarrollado en este sentido?

El psicológico era muy importante porque cada partido que jugábamos era una derrota abultada y había que hacerles ver que el trabajo se estaba haciendo bien, que lo que necesitábamos era incorporar jugadores y que cuando llegaran las cosas iban a cambiar. Pero una cosa es decirlo y otra cosa es asimilarlo. Si cada vez que tú les das un discurso eso no cambia a lo mejor pueden decir que no vale para nada.

Respecto al tema táctico y el tema físico, había que ir metiendo cosas, pero sí que es cierto que al no saber los jugadores con los que íbamos a contar fuimos metiendo un “por si acaso”, dejamos abiertas vías para luego ya poder concretar más cuando se fueran incorporando.

- Por lo que se ve los jugadores fueron muy receptivos con este tema.

Sí, sí. De los jugadores no se pueden decir nada más que cosas buenas. A la vista está, ellos, al igual que tú, sufres en la pretemporada. Ellos, que están viendo cómo va el equipo y que todavía no se está montando, sufren más y la verdad es que desde el primer momento han tenido una muy buena actitud y buena respuesta al trabajo y a todo lo que hemos ido haciendo.

- Hasta 16 jugadores han formado parte del equipo esta temporada, y prácticamente todos han cumplido con creces en su paso, salvo algunas excepciones. ¿Cuál es el secreto del grupo?

Una parte importante de esa buena adaptación es suya, el buen hacer es de cada jugador, pero también el grupo hace mucho porque la aceptación y la incorporación a este grupo de jugadores ha sido muy fácil por la forma de trabajar, por la forma de ser de ellos, y eso al final ayuda mucho. El llegar a un sitio que no conoces y que haya un buen ambiente de trabajo, que los compañeros te acojan bien y que lo hagan todo más fácil siempre ayuda.

- ¿Cómo se consigue que todos los jugadores mantengan un nivel de compromiso tan alto pese a todas las dificultades económicas que se están viviendo?

Pues es lo mismo. El nivel de compromiso es de cada uno. Cada jugador de los que están aquí mantiene el compromiso porque ellos están involucrados, están metidos y porque han dicho “no nos vamos a parar”. No hay más historia que los jugadores y en este sentido su nivel personal tiene mucho que decir tanto o más como el profesional.

- ¿Cómo está llevando la situación actual, en la que prácticamente cada semana surge la duda de si alguno de sus jugadores no jugará el partido siguiente?

La planificación más corta no puede ser, es prácticamente semanal. Hay que intentar ser práctico y positivo a pesar de todo. Focalizar en el equipo, en los que estamos, si alguien se nos ha ido centrarnos en lo importantes que van a ser los que están que antes a lo mejor no lo eran...Como digo yo, a lo mejor hemos hecho tres pretemporadas dentro de una misma temporada, lo que pasa es que como tiene que ser todo con la carrera ya empezada resulta un poco más difícil y hay que adaptarse un poco más rápido.

- ¿Cómo consigue el club incorporar nuevos jugadores pese a todos los problemas económicos y cómo llegan estos fichajes? Sobre todo en relación a la última incorporación de Antonio Porta...

Yo lo que haga el club no lo sé, yo sólo sé que su mentalidad ahora mismo es que para él es una gran oportunidad estar dos meses en la Liga Endesa, que es una manera de disfrutarlo, de decir “eh, señores, aquí hay un jugador que puede disputar esta liga” y que además voy a ayudar a un equipo que está en dificultades a estar ahí, a mantenerse y ganar partidos.

- ¿El balance hasta el momento en la que está siendo su primera temporada completa como primer entrenador en ACB tiene más de positivo o de negativo?

Yo el balance lo puedo hacer cuando acabe la temporada, porque ahora a lo mejor puede ser positivo, pero si aquí en estas diez jornadas se tuerce demasiado pues no nos sirve. Lo positivo es que hasta ahora el grupo sigue compitiendo, sigue siendo un grupo, un equipo que está fuerte y que eso es muy importante para nosotros.

Lo negativo, que me hubiera gustado que el equipo que iba rodado y que iba haciendo las cosas tan bien para allá finales de noviembre principios de diciembre se hubiera mantenido unido y hubiera seguido y ahora posiblemente estaríamos hablando de otra manera.

- ¿Qué perspectivas de futuro ve en el club? Porque se habla de la permanencia como objetivo, pero la situación actual no aclara si va a haber un próximo año.

Aquí hay que procurar que cada uno haga lo que tiene que hacer. Tú haces y preparas la entrevista en condiciones porque eso es lo que tienes que hacer y lo haces, yo tengo que preparar al equipo para que gane partidos y lo hagamos lo mejor posible y otros se encargan de hacer otras cosas. Entonces se trata de que cada uno hagamos lo que tenemos que hacer y buscar una solución quien la tenga que buscar. Ojalá a nivel deportivo nos mantengamos y a nivel económico y estructural esto se arregle, que pueda ser estable y que sea bueno para todos ya.

- ¿Cómo ve el futuro de la Liga Endesa ante los problemas económicos por los que atraviesan muchos equipos, no sólo el Blancos de Rueda?

Yo aquí creo que alguien tiene que pensar un poco cómo está todo, cómo está la sociedad y cómo está la liga y qué se puede hacer para que vaya todo mejor. Yo no sé lo que puede ser, yo no sé si hay que bajar el canon o hay que subirlo, hay que cerrar la liga o hay que abrirla más...yo no sé cuál será la solución, pero sí que es cierto que hay que saber adaptarse y las dificultades ahora mismo son para mucha gente y supongo que algún cambio o alguna solución se podrá buscar.

- ¿Cree que una posible solución para intentar mejorar este problema económico podría ser la cantera?

El tema de la cantera, o de las canteras en general en España, es complicado porque Unicaja puede ser una de las mejores canteras con la del Joventut, pero miramos el primer equipo y vemos que no hay jugadores. Que el equipo el año pasado estaba en Liga LEB y que descendió...Las exigencias y los intereses del club son muy grandes y difíciles de llevar para equipos que a lo mejor si descienden desaparecen. Aquí hay que plantear si decidir jugar con cuatro o cinco chicos de 18 ó 20 años, y el problema es que todo el mundo va a querer que yo gane y lo más probable es que no pueda ganar. Si en las mejores canteras de España no están preparados los chicos para rendir a ese nivel...que podría ser una solución, pero tendría que tener todo el mundo claro cuáles son los objetivos, cuáles son los jugadores con los que se cuenta y hasta dónde se puede llegar.

- ¿Ve algún jugador en la cantera que pudiera formar parte del primer equipo en el futuro?

El salto de júnior al primer equipo es muy difícil, y o eres un gran jugador de  mucha clase, de primera línea o es muy difícil el poder entrar y rendir inmediatamente. Ahora mismo yo creo que ese salto es demasiado grande. ¿Poder formar parte en el puesto 11 o el puesto 12? Pues seguramente sí, y eso podría ser paulatino y poco a poco ir bajando esos puestos con un trabajo de más largo tiempo.

 

*Agradecimientos al departamento de prensa del Blancos de Rueda y al propio Roberto González por las facilidades dadas para la realización de esta entrevista.

 

Etiquetas

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
7 años 2 meses
#Contenidos: 
95
Visitas: 
495,631
Comentarios: 
617

Comentarios

Roberto es un todo un ejemplo de profesionalidad , junto con el núcleo de jugadores y empleados del club en estas circunstancias tan penosas. Nada que reprocharle y mucho que agradecerle este año, sobre todo.

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar