Solapas principales

Proyecto Urbas Fuenlabrada 20/21: lavado de cara en busca del equilibrio

  • La plantilla más compensada de los últimos tres cursos
  • Equilbrio entre debutantes y renovaciones
  • Plantilla de 14: adelantándose al Covid-19

Es especialmente significativo para lo que vivió Fuenlabrada el pasado curso que lo primero que se pueda decir al echar un vistazo a la plantilla para este extraño curso 2020/21 es que el trabajo en verano ha sido bueno. Se empezó temprano y se cerró el equipo antes que ningún otro ACB, lo que quiere decir principalmente que se han firmado las primeras, segundas o terceras opciones que se manejaban para cada puesto. Algo decisivo para un club que en muchos mercados ha tenido que estar a expensas de lo que pasaba con las demás piezas de dominó para firmar jugadores, estrategia que a veces funcionaba bien (Popovic) y otras no tanto (Nogueira).

Esto lo primero en lo que puede derivar es en poder evitar lo que marcó a los dos últimos proyectos: las rectificaciones durante el desarrollo del curso. Hace dos años, el club hizo dos apuestas arriesgadas en un mismo puesto (Zanna y Nogueira) que después llevaron al equipo a un sobresfuerzo económico en fichajes durante el curso (Kemp y Kravtsov, más algunos temporeros), mientras que la pasada temporada se apostó por una plantilla más cargada en el perímetro y justa de efectivos en la pintura (con la triple apuesta del debutante Mockevicius en el '5' titular y de los jóvenes Ehigiator y Sikiras en la rotación) que tuvo que terminar compensando con la reconversión de Eyenga al '4' y de Bobrov al '5', amén de las ya comentadas lesiones que castigaron durante toda la temporada especialmente a los jugadores exteriores (hasta 9 escoltas y aleros y 3 bases pasaron por la plantilla).

Este año, y eso es lo siguiente que llama la atención cuando ya se analiza de manera más detenida la escuadra fuenlabreña, Ferrán Lópex y Paco García han parecido buscar mucho más equilibrio.

Equilibrio como regularidad

Después de dos temporadas en el alambre, el nuevo Fuenlabrada, que además de jugadores también estrenará nuevo patrocinador y nuevos colores, va a buscar mantener una regularidad que pase principalmente por ganarlo (casi) todo en casa. Ese era el principal objetivo que confesaba haberse marcado en rojo en la agenda Ferrán López al confeccionar la dirección deportiva de este nuevo curso.

Lo que pasa es que este nuevo curso es el más excepcional al que se han enfrentado los clubes de baloncesto probablemente desde que la ACB es ACB. Aunque aún es una incógnita, como casi todo lo referente a esta temporada, lo más probable es que los partidos vayan a disputarse sin público durante una buena porción del curso. Este hecho dificulta el objetivo de volver a hacer del Fernando Martín un fortín, porque el 99% de lo que es esa cancha lo es por la gente que la llenaba cada fin de semana hasta este pasado marzo. Sin ellos, el objetivo se emborrona.

ehf9q0bwoaefzhr.jpg

Upshaw, nueva referencia en la pintura (Imagen: Alba Pacheco).

Equilibrio en la plantilla

Además, el equilibrio también va a llegar desde una plantilla que esta vez sí va a tener en casi todos los puestos hasta a 3 jugadores para rotar, algo que choca frontalmente con la plantilla diseñada para el pasado curso, toda la campaña coja en el puesto de base, escasa de talento en el de pívot y sobrecargada de caras nuevas en el exterior, además de evidentemente muy maltratada por todo tipo de lesiones.

Se ha curado de espanto Ferrán López firmando un base potente para compartir el puesto de base con Bellas, un buen relevo para Karvel Anderson en el '2', una nueva apuesta en el pívot, esta vez respaldada por la pieza de Chema González como tercero en la rotación, y un par de aleros potentes, uno nuevo y ambicioso y otro viejo conocido como guinda del pastel. Todo ello aderezado por una nueva apuesta por la juventud en Ziga Samar y en la continuidad de Njegos Sikiras, fichas 13 y 14 que dotarán al equipo de profundidad en la plantilla, de intensidad en los entrenamientos y de algo más de tranquilidad a la hora de afrontar imprevistos en forma de contagios en esta nueva normalidad que también salpica al baloncesto.

Equilibrio en los galones

El último aspecto desde el que se va a buscar el equilibrio va a ser en el de la proporción de caras nuevasy de nombres conocidos: han llegado 5 jugadores que debutarán en ACB (Trimble, Emegano, Samar, Meindl y Upshaw), sí, pero irán acompañados de hasta 7 jugadores que continúan del anterior proyecto (Bellas, Urtasun, Marc García, Eyenga, Bobrov y Ehigiator) y de otros dos que vuelven a una ciudad que ya conocen en mayor (Chema González) o menor grado (Siim-Sander Vene).

ehijmnnwoaaigru.jpg

Emegano y Bellas celebran una acción ante Tenerife (Imagen:Alba Pacheco).

Siguen, por tanto, pesos pesados ya para Fuenlabrada como Bellas, Bobrov, Eyenga o Marc García, vuelve uno de los más apreciados por la grada como es Chema González y llegan jugadores con fuerte personalidad como Leo Meindl o Obi Emegano. Un trabajo desde los despachos equilibrado en lo deportivo, pero que también tiene en cuenta la personalidad del club.

LA PLANTILLA AL COMPLETO. PUESTO A PUESTO, NOMBRE A NOMBRE

BASES: MELO TRIMBLE, TOMÁS BELLAS Y ZIGA SAMAR

Melo Trimble (25 años, 1,91m)

Aunque hay varias apuestas importantes de Fuenlabrada este curso, la de Trimble es la más grande. El base, de 25 años, llega por fin a España desde Australia después de que su llegada a Estudiantes nunca llegara a producirse por el parón de la competición. A su marcha, Trimble era ya uno de los mejores bases de la liga oceánica y parecía estar en un momento de maduración perfecto para afrontar un salto competitivo. El estadounidense es un base eminentemente anotador, que además goza de recursos técnicos para hacerlo casi en cualquier situación, pero también ha mejorado en su lectura táctica y puede asistir para que un compañero aproveche las ventajas que genera. All-in por él.

ehabtocwkaazmrp.jpg

Trimble intenta la bandeja ante Brown (Imagen: Alba Pacheco).

Tomás Bellas (33 años, 1,85m)

Después de una temporada en la que Tomás Bellas tuvo que jugar prácticamente todo el curso como único base de la plantilla, el madrileño se ha ganado tener un rol con menor carga, después de que el pasado curso la sobrecarga de minutos le obligara a jugar incluso con molestias físicas en más de una ocasión. Con todo y con ello, Bellas se las arregló para jugar una de sus mejores campañas en ACB, si no la mejor. Ahora partirá con un rol secundario por detrás de Trimble, pudiendo aportar minutos de calidad desde el banquillo y soluciones desde el pase cuando el equipo se atasque.

Ziga Samar (19 años, 1,97m)

Tomó pronto la dirección deportiva la decisión: querían a Ziga Samar este curso con la dinámica del primer equipo. Después de firmarle el pasado curso y cederle de manera satisfactoria al Zamora en LEB Plata, se consideraba desde el principio del verano que Samar podía estar en la plantilla del primer equipo para elevar el nivel competitivo en el puesto de base y para, incluso, rotar a los escoltas. La realidad del COVID-19 ha reforzado esa idea y su buena pretemporada la ha refrendado aún más: Samar puede aportar ya.

VALORACIÓN SOLOBASKET: el puesto más mejorado de toda la plantilla. Fuenlabrada tiene en su base titular a uno de los debutantes con mayor atractivo de la competición y su repuesto es un Tomás Bellas que viene de uno de sus mejores cursos en ACB. Para redondear, Ziga Samar, que ha apuntado grandes cosas en la pretemporada, estará preparado para darles relevo cuando alguno de los dos tenga cualquier problema físico. Uno de los puestos mejor cubiertos de toda la plantilla.

ESCOLTAS: OBI EMEGANO, MARC GARCÍA Y ÁLEX URTASUN

Obi Emegano (27 años, 1,91m)

Será el segundo escolta titular debutante en Fuenlabrada en el segundo año sin Marko Popovic y Pako Cruz. El pasado curso Karvel Anderson sí cumplió con las expectativas, pero los problemas físicos le privaron de tener toda la continuidad que hubiera deseado y para este verano, con su contrato terminado, su caché ya era demasiado elevado. Por él llega Obi Emegano, un escolta tirador, como Anderson, Popovic o Cruz, pero que además va a suponer una mejora en lo físico. Su pretemporada ha apuntado además a una rápida adaptación. Su fit con Trimble además parece ideal.

Marc García (23 años, 1,97m)

Afronta ya el último curso de aquel ambicioso contrato de 3 años que firmaba en 2018 y desde entonces Marc García no ha hecho más que mejorar. A fuego lento, el escolta formado en la cantera del Barça ha ido sumando a esa tremenda facilidad para anotar que siempre mostró mejorías en el tiro, cada vez más consistente y con un rango más largo, en la toma de decisiones, gustándole cada vez más tomar la posesión en momentos calientes, y en la defensa, el aspecto que le ha venido impidiendo ser titular desde que aterrizara en Fuenlabrada. Afronta uno de los años más importantes de su carrera desde que debutara en ACB.

Álex Urtasun (36 años, 1,93m)

Volvió a Fuenlabrada como un auténtico avión, como si no se hubiera ido nunca. Una lesión se interpuso en su camino durante un par de meses y a su vuelta el inquilino en el banquillo era otro que no le veía tan fino, como el propio Álex ha contado este mismo verano. Los meses de obligado asueto le han venido bien al escolta para volver a ponerse a punto, esta vez para un rol más limitado en lo deportivo pero no en lo anímico, como uno de los jugadores más experimentados en la plantilla.

VALORACIÓN SOLOBASKET: por segundo año consecutivo Fuenlabrada tendrá en el '2' a un debutante en ACB. Habrá dependencia de cómo se adapte Emegano al juego español, pero no habrá tanta necesidad de que lo haga muy rápido porque Marc García, este año sí, parece que podrá jugar bastantes minutos como '2', el puesto en el que menos sufre a nivel físico y más puede marcar diferencias. Para rematar, el tercero en discordia será un Álex Urtasun que aportará experiencia, ayuda a los bases en la construcción de la jugada e, incluso, si el físico acompaña, posibilidades para resolver él mismo jugadas.

ALEROS: LEO MEINDL Y CHRISTIAN EYENGA

Leo Meindl (27 años, 2,01m)

Es una apuesta que llega desde una liga como la brasileña, variso escalones por debajo de la española a nivel competitivo, pero con todo la apuesta de Leo Meindl es tremendamente excitante para Fuenlabrada. El alero viene de su mejor año, convertido en un jugador muy completo que puede aportar en múltiples facetas y que se va a poder adoptar a varios roles. Todo ello avalado por un Paco García que ya le conoce y por una apuesta que en lo económico no exige tanto a Fuenlabrada. Meindl es un '3' fuerte que puede defender duro, jugar al poste, rebotear, jugar el point-forward, tirar a pies parados... puede ser lo que Paco García requiera en cada momento.

Christian Eyenga (31 años, 1,98m)

Fue la renovación por sorpresa cuando ya se daba prácticamente por cerrada la plantilla. Después de un año en el que 'Matrix' no respondió a la altura de las responsabilidades de la capitanía de Fuenlabrada, parecía que el matrimonio Fuenlabrada-Eyenga había llegado a su fin. De hecho, Eyenga llegó a salir al mercado pero, tras no encontrar ofertas del todo satisfactorias, y encontrándose Fuenlabrada aún con algo de margen económico, Ferrán López y el alero volvieron a sentarse para negociar una renovación a la baja que terminó llegando a buen puerto. Segunda oportunidad, epílogo inesperado del capítulo Eyenga en Fuenlabrada, esta vez con un rol en el que se espera que el congoleño pueda volver a brillar. Meindl le quitará presión en el puesto de alero y el juego que pretende desarrollar Paco García a priori debe potenciar sus grandes cualidades físicas. Necesario borrón y cuenta nueva.

VALORACIÓN SOLOBASKET: dos jugadores con galones de titulares se disputarán el puesto de '3'. Dos aleros, además, con puntos coincidentes pero con muchas cualidades diferentes en su juego, siendo Meindl un alero al que se puede buscar para jugar on-ball y siendo Eyenga casi todo lo contrario, más brillante cuando puede moverse sin balón y correr a campo abierto. Dependiendo aún así de una vuelta de Eyenga a buen nivel, el puesto de alero a priori está más que bien cubierto, a pesar de ser el único en el que solo se cuenta con dos aleros naturales, más allá de que otras piezas (Marc García, Sikiras o Vene) puedan hacer el '3' puntualmente.

ALA-PÍVOTS: SIIM-SANDER VENE, VYACHESLAV BOBROV Y NJEGOS SIKIRAS

Siim-Sander Vene (29 años, 2,01m)

Realmente muy poco se puede objetar de la incorporación de Siim-Sander Vene a Fuenlabrada. Con un paso fugaz hace dos cursos, Vene vuelve a aterrizar en Fuenlabrada, ahora con dos años de contrato bajo el brazo para jugar como '4' titular. Puede jugar el clásico '4' abierto, siendo como es eléctrico en el catch and shoot, pero también puede anotar desde situaciones algo más variadas de las que lo hacía su predecesor, Pierre Gillet. Es, por lo tanto, una mejora sobre el papel que además ha dejado muy buenas sensaciones en pretemporada. Llega en la edad perfecta y con la intención, esta vez sí, de encontrar regularidad en un equipo.

ehawk_hxkaenqkm.jpg

Vene se cuadra en el triple (Imagen: Alba Pacheco).

Vyacheslav Bobrov (27 años, 2,03m)

Le restaba un año de contrato y aún asi Fuenlabrada quiso renovar a Vyacheslav Bobrov este verano para otra campaña más, con la firme intención de convertir al '4' en uno de los pesos pesados del vestuario. De su juego se sabe perfectamente que esperar, aportando la dosis más física de la plantilla en el puesto de ala-pívot. Rebote, defensa, juego por encima del aro y continuaciones son las mayores virtudes sobre el parqué de un jugador que además se ganó muy rápidamente a la grada, lo que le convierte además en un jugador importante en el otro baloncesto, el de los intangibles.

Njegos Sikiras (21 años, 2,06m)

En circunstancias normales la decisión más sensata que tomar con Njegos Sikirias era la de cederle a un equipo en LEB Oro para que pudiera sumar todos los minutos de competición que el año pasado le faltaron. Y de hecho esa era la que iba a tomar la dirección deportiva de Fuenlabrada. Pero evidentemente las circunstancias no pueden ser más extraordinarias. Los posibles problemas de contagios han llevado a los equipos a pensar en confeccionar plantillas más largas y Fuenlabrada no ha sido menos. Sikiras ocupará el último puesto en la rotación del '4', pero por sus cualidades podría sumar desde el '3', así que no se puede descartar que pueda entrar en más de una lista esta temporada y quien sabe si en una de esas oportunidades que le caigan no termina haciéndose con una porción de importancia más grande de la que a priori parece que le va a tocar.

VALORACIÓN SOLOBASKET: apuesta continuista, Se fue Gillet, '4' tirador y llega por él Siim-Sander Vene, '4' aún más anotador. Bobrov se mantiene como la alternativa física para duelos más duros o para momentos que exijan más juego por encima del aro y el tercero en discordia será el joven Njegos Sikiras, un jugador a caballo entre los dos perfiles que aguardará su oportunidad desde el banquillo o desde la grada. En caso de incendio en el puesto, tanto Eyenga como Meindl pueden ser bomberos temporales. Rotación más que completa.

PÍVOTS: ROBERT UPSHAW, OSAS EHIGIATOR Y CHEMA GONZÁLEZ

Robert Upshaw (26 años, 2,13m)

Como cada verano desde ya hace unos cuantos, toca preguntarse si esta sí será la buena. Si este sí será el pívot que funcionara en Fuenlabrada. Akindele, Stevic, Hettsheimeir, Olaseni, Karnowski, Noguiera, Kravtsov, Mockevicius... desde 2014, los únicos pívots que han repetido más de un año en la plantilla de Fuenlabrada han sido Chema González, Osas Ehigiator y Blagota Sekulic, y sólo el montenegrino tenía el rol de titular. Un agujero de '5' que ya se ha convertido en algo endémico y que esta vez espera llenar Robert Upshaw. El estadounidense es un pívot grande, intimidador, de juego algo pesado y que ha ido desarrollando en su periplo pro Europa unos cuantos recursos de espaldas al aro.

Osas Ehigiator (20 años, 2,04m)

Curso acelerado de maduración para Osas Ehigiator el pasado. Partía como suplente de la gran apuesta para el '5', Egidijus Mockevicius, pero realmente él era la única alternativa al pívot lituano. Sólo hubo que añadir una temporada discreta de Mockevicius a la coctelera para que se dieran los ingredientes perfectos para que Ehigiator cobrara importancia. Y el sevillano, que es de carácter, agarró esa oportunidad y la aprovechó para terminar promediando casi tantos minutos como el lituano sobre el parqué. Este año tiene un compañero que debería librarle de más responsabilidad si sale bien, pero si no lo hace también está en plantilla Chema González para librarle de tanta carga. Sin ese entorno de presión, debería verse favorecida su progresión.

ehk_mnewsae4lqq.jpg

Ehigiator, a hundir el mate (Imagen: Alba Pacheco).

Chema González (29 años, 2,06m)

Después de un curso fuera vuelve el pívot maño para retomar un rol de tercer pívot que nadie ha sabido asumir tan bien como él en el último lustro en Fuenlabrada. Chema conoce sus limitaciones y las limitaciones de su rol y eso le permite sumar más de lo que se suele esperar de él en los minutos que se le dan, ganándose incluso más importancia durante el curso de la que solía tener al arrancarlo. Lo demás ya lo conocemos: pívot duro, buen reboteador y que corre muy bien la pista.

VALORACIÓN SOLOBASKET: la incorporación de Chema González, aunque en principio anecdótica, marca la diferencia en el puesto este curso. Vuelve a haber una apuesta para el pívot titular, esta vez la de un jugador más grande como Upshaw y su recambio es de nuevo un Osas Ehigiator un año más maduro, pero la figura del pívot maño como tercera opción va a reducir las cargas de los dos primeros. A expensas de la calidad, se cubre el puesto con cantidad.

OBJETIVOS Y VALORACIÓN SOLOBASKET

En un contexto absolutamente excepcional se hace difícil lanzar al aire predicciones. De primeras, el baloncesto sin público va a influir de manera decisiva en un equipo que tradicionalmente suele depender de lo mucho que empuja su Fernando Martín para sumar victorias, y eso es un factor determinante en contra de Fuenlabrada. El objetivo, evidentemente, tras el susto del pasado curso, no debe ser otro que el de la salvación. Una salvación que además es cada vez más cara en una liga que cada año está más apretada desde la mitad de tabla para abajo.

Pero este verano la sensación, como hablábamos al principio, es de que la confección de la plantilla es buena. Que el trabajo tan temprano en los despachos ha permitido un trabajo temprano en los parqués y que todo ese rodaje, refrendado con una pretemporada muy positiva tanto en juego como en resultados (5 de 6 victorias), puede permitirle a Fuenlabrada, como poco, entrar en la competición con una marcha o dos más que otros conjuntos. Y un buen arranque puede influir en una temporada tanto como uno malo, como fue el de la pasada.

Se ha mantenido a los jugadores que se querían mantener, han llegado debutantes que lo tienen todo para funcionar y se ha encontrado equilibrio en una plantilla que además se ajusta al baloncesto que quería la otra pieza importante del nuevo proyecto, Paco García. El vallisoletano buscaba un salto físico en la plantilla y casi cada jugador nuevo que ha llegado mejora en ese aspecto a su predecesor.

Luego llegará el salto inicial y todo esto tendrá que echar a rodar.

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
6 años 2 semanas
#contenidos: 
162
#Comentarios: 
326
Total lecturas: 
348,203

Comentarios

Por delante, mi perdición total por un entrenador que tendría que haber estado en ACB mucho más tiempo, Paco García. Pero como con Porfi Fisac, ni sus apellidos, ni su carnet, ni su caracter ayudan a darles la confianza que merecen y que se han ganado a base de mucho sudor y sacrificios.

Del equipo: Ferrán López ha vuelto a hacer magia y parece muy compensado y con mucho mordiente físico, con 2-3 jugadores de cierto nivel para cada puesto, siendo posiblemente el "5" donde más dudas iniciales se podría tener (también es el puesto más caro de cubrir).

Deseo y espero que sea el año de la explosión total de García y Ehigiator (con González a la intendencia), que cuentan con el entrenador y el entorno perfecto.