Solapas principales

Real Madrid se evita sustos y apaliza a Baskonia en el tercer cuarto (98-91)

  • Un 31-13 en el tercer cuarto emborronó una primera mitad soberbia de Baskonia
  • Otro increíble duelo entre Jaycee Carroll (16) y Matt Janning (18 con 6/6 en triples)

El Real Madrid castigó la insolencia de Baskonia en el primer partido, aunque el equipo de Pedro Martínez estuvo, por momentos (28-33 al final del primer cuarto; 52-52 al descanso), amenazando con dar una segunda puñalada que, para los de Laso, habría sido mortal.

El entrenador vitoriano apostó por un quinteto diferente al del primer encuentro, cambiando a 3 de los titulares del miércoles. Confió en la continuidad de Jaycee Carroll (otra vez, máximo anotador, junto a Thompkins, de los suyos) y apostó por la potencia de Taylor y Felipe. Parecía que la apuesta salía adelante y el cordobés conseguía sumar, además de sacar dos faltas a Shengelia que condicionaron todo el encuentro.

Pero, enfrente, un Baskonia idílico desde la larga distancia, conseguía mantener el pulso ofensivo, inalcanzable para pocos equipos en Europa (15-15 en menos de 4 minutos). El desmadre blaugrana comenzaba a imponerse y el tercer triple sin fallo de Matt Janning (acabó con 6/6) comenzaba a disparar a Baskonia, que se colocaba 10 arriba tras la suspensión de Voigtmann (17-27, min 7). Pero no todo eran buenas noticias para los vascos, que a los problemas de Shengelia se sumaba la lesión del alemán, que tenía que poner rumbo a los vestuarios tras torcerse el tobillo. El Madrid aprovechó para acercarse, pero los 33 puntos de Baskonia en los primeros 10 minutos eran un primer golpe muy duro para un Madrid que estaba jugando con fuego.

Marcelinho Huertas tomó el testigo de Vildoza para anotar 11 puntos en este tramo, manteniendo la ventaja para los suyos, pero la segunda unidad interior del Madrid empezaba a funcionar y con Ayón como eje de distribución (6 puntos, 5 rebotes y 3 asistencias en la primera mitad), conseguía ponerse por delante tras una asistencia suya para el triple de Thompkins (41-40). El Madrid encontraba en la pintura a su mejor aliado, mientras Janning seguía castigando desde fuera con dos nuevos triples que dejaban el empate tras una primera parte formidable en el Wizink Center (52-52).

El tercer cuarto lo cambió todo. El Real Madrid fue capaz de dar rienda suelta a todo su talento ofensivo para asestar un parcial de 31-13 que acabó con el encuentro. Los blancos sí pudieron mantener el ritmo ofensivo, frente a un Baskonia que, sin el tremendísimo acierto exterior de la primera parte, sucumbió esta vez ante las torres madridistas. Con Trey Thompkins en estado de gracia y Campazzo poniendo el galope nadie, te lo hace pagar caro. Tavares se encargó de contener a Poirier y los exteriores marcaron un ritmo defensivo inalcanzable. En poco más de 5 minutos el Madrid había alcanzado la veintena (77-57) y el partido ya estaba muerto.

Quién lo iba a decir después de la primera parte que ofrecieron ambos equipos. Lo que está claro es que Baskonia puede sufrir mucho la baja de Voigtmann durante el resto de la serie (no tiene pinta de que pueda volver a jugar), ya que ni Diop ni mucho menos Malmanis están preparados para asumir los galones del alemán. En cualquier caso, la serie viaja a Vitoria y son ahora los locales quienes tienen el factor cancha y la posibilidad de ganar el título de la Liga Endesa delante de su público. Que se prepare el Buesa Arena.

Etiquetas

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
7 años 4 semanas
#Contenidos: 
257
#Comentarios: 
1,719
Total lecturas: 
1,133,553

Comentarios

En un playoff da igual ganar de 1 que de 20. Por ahora 1-1 y veo igual de posible el 3-2 y el 1-3 . Dos partidos muy duros en el Buesa Arena y que ya deben jugarse al limite y sin guardar nada. El publico puede ser decisivo y que Basconia recupere a Voigtman. Que un jugador como A. Randolph no juegue un minuto indica un fondo de armario tremendo o que esta muy mal.

Anoche era susto o muerte. Y, de momento, nos quedamos en el susto. 1-1 y el Madrid parece que ya ha entrado en la final. Estamos jugando al ritmo que marca Baskonia, vamos a rebufo de lo que marca Martínez, nos están cosiendo a triples... anoche quebramos la resistencia baskonista defendiendo duro en el tercer cuarto y dominando con nuestros interiores. Pero por fuera estamos teniendo problemas. Salvo Carroll, nuestros exteriores no están anotando con regularidad ni están cómodos. Llull, Doncic, Causeur, Rudy, Campazzo... nos faltan sus puntos. Y en defensa estamos teniendo muchos problemas para defender su tiro exterior. Al descanso estaban en un 60 % en triples y con 52 puntos anotados. Así no ganamos la final. Ni a Baskonia ni al Aceitunas Fragata Morón.
Tenemos que ir a Vitoria a defender mucho más duro, jugar más intensos, defender mejor sus líneas de pase, apretar más a sus exteriores, que hagan tiros forzados... hay que sacar el bidón extra de gasolina o no podremos ganar.

Un saludo.

Pd: si Huertas debe ser un factor determinante para Baskonia, como madridista me quedo más tranquilo.

Vildoza ya no creo que vuelva a ser factor sorpresa. Es hora de que Huertas y Toko se echen el equipo a sus espaldas, pero el Madrid por fin empezó a defender como en unas finales de verdad en el 3er cuarto, y esto cada vez se pone más interesante si Pedro es capaz de volver a dar la talla

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar