Solapas principales

Milwaukee Bucks, mejor preparados que nunca

  • Dos victorias en dos partidos contra los Nets dan confianza de cara a playoffs
  • Las novedades de Holiday y Tucker mejoran el equipo de la temporada pasada

Tras dos fracasos consecutivos en playoffs, todos dudábamos de los Bucks este año, yo incluido. Unas temporadas regulares perfectas que no sirvieron a la hora de enfrentarse a equipos más duros y con más recursos como los Raptors de Kawhi y los Heat de Jimmy Butler. Antetokounmpo ganó los dos MVP de aquellas temporadas regulares, pero en las eliminatorias se le vieron todas sus costuras cuando le permitían el tiro exterior y le cerraban la zona. Además, Budenholzer no supo diseñar una alternativa al griego, ya que más allá de Middleton no había un juego colectivo capaz de generar juego. Pero esta temporada el plan ha cambiado, se ha impuesto un ritmo al ralentí en temporada regular y hay más recursos para sobreponerse a los momentos complicados que llegarán en playoffs.

Ligero cambio de juego de Antetokounmpo

La temporada de los Bucks está yendo a velocidad de crucero. Saben, por experiencia propia, que liderar la temporada regular no influye mucho en las eliminatorias y por ello se lo están tomando con una marcha menos que en las temporadas anteriores. Pero las dos últimas victorias contra los Nets han dado alas a los de Wisconsin, que se ven capaces de pelear de tú contra el ogro neoyorquino.

Los dos partidos contra los Nets ya han dejado ver algunas de las claves que se va a encontrar Giannis en playoffs. Fue defendido en muchos minutos por el pívot rival (DeAndre Jordan o Griffin), que le cedía el triple y le esperaba en la zona. Giannis no ha rehusado intentar el triple (4/8 y 4/12), pero a pesar de su buen porcentaje no se le ve cómodo a la hora de jugar lejos de la zona y ha intentado más el posteo contra esos hombres grandes. Es un recurso que le hemos visto en escasas ocasiones, pero si el griego lo utiliza más puede sacar grandes réditos.

Antetokounmpo está descendiendo su protagonismo en pista (32,6% de uso, 36,3% la pasada temporada) y los Bucks están atacando mejor con él en pista esta temporada (116,7 de ratio ofensivo, 112,8 la pasada temporada), aunque Budenholzer debe cambiar una cierta tendencia que se va repitiendo año tras año. El griego sigue siendo el eje vertebrador del ataque de Milwaukee, lo que, como comentaba anteriormente, le deja muy al descubierto en playoffs, cuando los rivales potencian sus debilidades. Antetokounmpo solo mete el 41% de sus tiros de dos tras asistencia, lo que es un dato bajísimo. Con un físico tan arrasador, el griego debería ser el finalizador del juego que generen jugadores como Holiday o Middleton y no el generador en la mayoría de ocasiones.

 

Holiday como el gran salto de calidad

Milwaukee se ha dado el batacazo dos años seguidos, lo que dejó a las claras que la plantilla necesitaba refuerzos. Llegó Jrue Holiday en un traspaso en el que los Bucks enviaron varias rondas y swaps a Nueva Orleans y se intentó el fichaje de Bogdan Bogdanovic, que finalmente no cuajó.

Holiday está haciendo una temporada notable, en la que está mostrando las cualidades que Eric Bledsoe no tenía. Sus promedios no son demasiado destacados (17,4 puntos, 5,9 asistencias), pero está mejorando mucho a su antecesor en el acierto en el triple (39,4%), cuidado del balón (2,2 pérdidas) y una defensa más intensa. Pero donde más puede aportar el base es en los playoffs, donde tiene que ganar protagonismo (solo un 21,5% de uso ofensivo) y ser el principal generador de juego desde el exterior. De momento, parece que en Milwaukee están contentos con él, razón por la cual le firmaron una renovación por 160 millones en 4 años.

 

Pero no solo Holiday mejora la plantilla del curso pasado. En verano también llegaron Bryb Forbes y Bobby Portis, piezas útiles en la rotación de Budenholzer, y la guinda del pastel ha sido PJ Tucker. El veterano jugador aporta todo lo que un entrenador le pide a un jugador de rol: multiposicional, gran defensor, buen reboteador y con esa experiencia de años y años compitiendo en playoffs. Tucker ya tiene 36 años, pero puede seguir aportando minutos de calidad, especialmente si está acertado en los triples (47,8% desde que llegó a Milwaukee).

Un año en que van de tapados

Poco se está hablando de los Bucks este año, dan la sensación de ser un equipo peligroso, pero que en los momentos de la verdad tiene una cierta falta de competitividad que le hace competir de tú a tú con los favoritos. Pero este año puede ser el de los Bucks. Con unos Sixers mejores que nunca y un Big Three que da miedo en Brooklyn, no descartemos a Milwaukee, que puede ser el equipo que tumbe más de un pronóstico, y esta vez a su favor.

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
5 años 2 semanas
#contenidos: 
256
#Comentarios: 
634
Total lecturas: 
775,860

Comentarios

Respecto a la segunda mitad del primero de los partidos (cuando vea la segunda del segundo comentaré por aquí) varias consideraciones:

1. El Darantula ya puede venir de parón o lo que quieras que es inabarcable, en flu ya puedes poner a Tucker o al Lucero del Alba que no hay nada que hacer.

2. Brook sigue siendo el ilegítimo center de los cerveceros, y una napia más propia de haber estado de farranda. Richaun Holmes sería su next gen.

3.Holiday es un salto cualitativo exponencial, competitivo como pocos, esas otras cosas que cuentan: una screen dura sobre el pívot rival, una reflection, un box out...

4. Middleton sigue siendo sospechoso aunque puede que se haya quitado de encima unos cuantos kilos de presión. Debe ser más diferencial atrás.

5. El core se porta bien con mención especial al transalpino.

6. Antetokounmpo como amenaza de tiro aunque a medias, sigue sin ser fiable un tiro así... no digamos en momentos de tensión. Progresa adecuadamente.

7. Griffin. No estuvo mal defendiendo al greak freak. Aunque mejor estuvo contra Adebayo en un partido que vi reciente. Ojo a ese dato que puede ser clave para el devenir de los acólitos de Jay-Z. Ni que decir que Jordan fue una caricatura contra el espécimen.

8. Se echó en falta a Bruce Brown, aunque sin la Barba al lado funciona peor.

Me inclino a pensar que estas dos victorias sobre Nets son un espejismo. Les falta Harden, que si vuelve al 70 u 80% y con Durant algo más rodado, serán imparables.
A parte la linea exterior de Bucks (DiVincenzo, Forbes y Connaughton) es demasiado regulera