Solapas principales

Los pívots, la nueva base del Real Madrid

El Real Madrid se estrenó en la Liga Endesa 2021/22 en un partido complicado contra el Hereda San Pablo Burgos. Pese a que el resultado final (70-63) fue positivo para los intereses blancos, las sensaciones a lo largo de los cuarenta minutos no fueron idóneas.

Como reconoció Adam Hanga -quien tuvo un peso enorme en la victoria final-, los tiros exteriores no entraban (8/27 para un 30%), pero un esfuerzo colectivo fue el motor principal del triunfo.

De todas maneras, también hay algunas conclusiones positivas del primer choque liguero para los de Pablo Laso. Uno podría centrarse en la adaptación de Hanga -con mayor responsabilidad ofensiva si se le compara con su última versión en el Barça- o la de Yabusele. Incluso Llull podría tener su espacio al erigirse como capitán y salvador en diferentes momentos. Pero el premio se lo lleva la pareja de pívots madridista.

 

 

Desde la contratación del galo, podía parecer una obviedad que Edy Tavares y Vincent Poirier se iban a convertir en una pareja dominante en la pintura. Pero existían algunas incógnitas con respecto al tiempo de juego y si Laso iba a encontrar un equilibrio entre los dos.

De momento, en la final de la Supercopa y en esta primera jornada, Poirier ha cubierto con creces a un Tavares con muy pocos entrenamientos a sus espaldas y con un desgaste evidente por su participación histórica con Cabo Verde en el AfroBasket. El exjugador de Gran Canaria todavía pudo aportar al equipo con ocho puntos, cinco rebotes y -especialmente- tres tapones. Estos datos entran en conflicto con la sensación de que todavía le falta algo de tono físico.

En este sentido le va a ayudar mucho el descanso que le va a aportar Vincent Poirier. El francés llegó mediada la temporada pasada, pero después de adaptarse con más tranquilidad al equipo y la ciudad, está empezando a desplegar su calidad en ambos lados de la pista. Su gran actuación contra el Barça (16 puntos y once rebotes para 26 de valoración) fue el preludio de lo que iba a ocurrir contra Burgos. Los castellanos además vieron como en cinco ocasiones el ex de los Celtics abortaba abruptamente sus tiros. Una exhibición defensiva que no pasó desapercibida para el público del WiZink Center.

 

 

A falta de la adaptación de los dos nuevos bases, este nuevo Real Madrid ha sentado sus raíces en las zonas. Tavares y Poirier otorgan a sus compañeros una gran tranquilidad a ambos lados de la pista aprovechándose de su altura e intensidad. En el momento que los exteriores aumenten sus prestaciones, los blancos tomarán vuelo.

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
1 año 2 meses
#contenidos: 
45
#Comentarios: 
126
Total lecturas: 
77,440

Comentarios

El Real Madrid de este año tiene muchas soluciones tácticas tanto por dentro como por fuera. A destacar la actividad de manos de Williams-Goss, gran acierto, jugador muy amoldable a cualquier posición perimetral.

Pues veo a Poirier de titular y a Tavares de reserva de lujo.
Mucha producción realiza el francés en la cancha. Lo de Tavares queda en los intangibles en la defensa que por supuesto son importantes.

Un lujazo de juego interior !