Solapas principales

Proyecto Unicaja 18/19: a recuperar el sitio en la Euroliga

Se acabó la era de Joan Plaza en Málaga. El entrenador catalán ocupó el banquillo del club de Los Guindos durante las últimas cinco temporadas y, pese a algunos altibajos, y a que un sector de la afición del Carpena no acabó de estar muy de acuerdo con algunos planteamientos suyos, lo cierto es que ha consolidado de nuevo a Unicaja entre los 6 grandes del baloncesto español (junto a Madrid, Barça, Baskonia, Valencia y Gran Canaria), y ha llevado a sus vitrinas su primer título desde la ACB de 2006 (la Eurocup de 2017). Además de él, también se ha marchado Nemanja Nedovic, el jugador estrella del club en las últimas dos temporadas, y uno de los más talentosos que se han visto en Málaga en los últimos tiempos.  

casimiro.jpg

Luis Casimiro, nuevo entrenador del Unicaja. Foto: ACB Photo

Para el puesto de entrenador jefe, en la secretaría técnica malagueña han confiado en todo un veterano de los banquillos españoles: el ciudarrealeño Luis Casimiro, de 58 años, procedente del Herbalife Gran Canaria. Un técnico con experiencia en todo tipo de equipos: entrenó al Manresa campeón de Liga en el 98, al Pamesa Valencia, al Fórum Valladolid, al Etosa Alicante, al Fuenlabrada, al Estudiantes, al Cáceres, al Baloncesto Sevilla, al Gran Canaria, e incluso ya tuvo un breve paso por Málaga, en el tramo final de la temporada 2011/12. No fue una experiencia positiva, pues el Unicaja arrastraba una terrible racha de derrotas sufridas con Chus Mateo como entrenador, que Casimiro no consiguió revertir, quedando el Unicaja fuera del play-off por primera vez desde 1999. En esta ocasión, en la que el manchego comienza la temporada desde el principio, se espera que todo sea distinto.

Pese a la relativa decepción que supuso quedarse fuera de la Euroliga de esta temporada (el Unicaja fue eliminado por el Baskonia en cuartos de final tras terminar séptimo la Liga Regular), Luis Casimiro no ha introducido ninguna revolución en la plantilla, manteniendo hasta ocho nombres de la campaña pasada (Alberto Díaz, Salin, Waczynski, Milosavljevic, Dani Díez, Shermadini, Carlos Suárez y Okouo), y recurriendo a cuatro incorporaciones, un número relativamente bajo para los tiempos que corren. Tres de ellos son jugadores con experiencia en Euroliga: los ex de Olympiacos Roberts y Wiltjer, y el ex pívot de Estrella Roja, Mathias Lessort. Jugadores que pueden resultar decisivos especialmente en la Eurocup. La otra incorporación es la de Jaime Fernández, posiblemente la más importante, pues viene a reemplazar a Nedovic y a proveer al Unicaja de una fuente constante de puntos y asistencias.

1718_uni-mov_21.jpg

Landesberg intenta la canasta ante la defensa de Suárez (ACB Photo/ M. Pozo)

Por lo tanto, el entrenador manchego contará con un elenco largo de 12 jugadores, con bastantes tiradores, como suele ser habitual en sus equipos (solo los tres pívots, Shermadini, Lessort y Okouo no tienen rango de tiro más allá del 6,75), con un buen equilibrio exterior e interior (siete jugadores entre bases, escoltas y aleros y cinco entre ala-pívots y pívots), y haciendo mucho uso de las rotaciones, siguiendo el patrón establecido en Gran Canaria. La repartición de los minutos suponía uno de los puntos de desencuentro entre Joan Plaza y un buen sector de la afición del Carpena; si Casimiro saca el mejor rendimiento posible a sus jugadores, habrá cumplido con su cometido. En definitiva, el gran objetivo de Luis Casimiro en Málaga es hacer todo lo posible para devolver al Unicaja a la Euroliga. Una misión difícil, pero factible.

1718_vbc-uni_6.jpg

Alberto Díaz, aplicado en defensa (JM Casares)
Por supuesto, además de cumplir con los objetivos deportivos, está la cantera, que tantas alegrías ha dado al Unicaja produciendo grandes jugadores como Carlos Cabezas, Berni Rodríguez o Fran Vázquez. La plantilla cajista actual cuenta con dos canteranos: el base malagueño Alberto Díaz, que sin contar cesiones cumple su sexta temporada en el club, y que ya ha debutado con la selección española; y el pívot congoleño Viny Okouo, que debutó en plena campaña 2015/16, pero que está teniendo problemas para asentarse en el primer equipo. Apretando por detrás aparecen nombres como los de Morgan Stilma, alero nacido en Fuengirola de 2,02 m y 19 años que este año tendrá ficha del equipo EBA; no es descartable que Luis Casimiro le dé minutos tanto en ACB como en Eurocup.

LA PLANTILLA AL COMPLETO. PUESTO A PUESTO, NOMBRE A NOMBRE

BASES: BRIAN ROBERTS Y ALBERTO DÍAZ

Brian Roberts

Brian Roberts

-Brian Roberts (32 años, 1,88 m)

El veterano combo estadounidense llega a Málaga para aportar su oficio, experiencia y buen tiro exterior. Procedente del Olympiacos, Roberts será el previsible base titular, aunque ha demostrado que puede jugar de escolta, pareciéndose en este sentido a otro de los fichajes, el teórico escolta titular Jaime Fernández, por lo que no sería extraño ver a ambos alternándose en esas posiciones. Jugador de dilatada experiencia (52 partidos de Euroliga y 324 de NBA), Roberts posee características opuestas al hombre al que sustituye, Ray McCallum, pues su juego es bastante más pausado y cerebral, siendo un tirador de triples más fiable, pero sin esa explosividad que mostraba McCallum. Eso sí, no es un anotador puro ni un dechado en el arte de la asistencia (6,9 puntos y 1,4 asistencias de media en la pasada Euroliga), por lo que son el liderazgo y la regularidad en el juego las cualidades que más se esperan de un jugador que parte, junto con Carlos Suárez, como el más mayor de la plantilla.  

-Alberto Díaz (24 años, 1,88 m)

El canterano malagueño, recién internacional con España, cumple su cuarta temporada consecutiva como jugador de pleno derecho del primer equipo de Unicaja, tras sus cesiones en Bilbao y Fuenlabrada, y su debut en ACB con el propio Unicaja, con apenas 17 años, en la lejana campaña 2011/12, curiosamente con Luis Casimiro en el banquillo (es el único jugador que permanece en el club de aquella época). Aunque la comparación con Carlos Cabezas aún le queda un poco grande, Díaz se ha asentado como un buen base en la rotación cajista, aportando sacrificio defensivo, dirección de juego y un correcto tiro exterior (36% en triples la pasada campaña, llegó a tener un 43 en la 2016/17), sin ser un anotador. El fichaje de Roberts, un jugador menos pasador que McCallum, le obligará a tomar mayores responsabilidades en la dirección.

1718_uni-mba_3.jpg

Alberto Díaz intenta el robo ante su entonces rival, ahora compañero, Jaime Fernández (ACB Photo/ M. Pozo)

VALORACIÓN SOLOBASKET: El principal cambio en la posición de playmaker con respecto al año pasado reside sin duda en el fichaje de Brian Roberts, un hombre más sosegado en su juego que Ray McCallum, además de más fiable en el tiro. Se mantiene un Alberto Díaz que, tras haber aumentado su caché con su debut con la Selección española, tendrá mayor presencia en el equipo que en anteriores temporadas, especialmente en la creación de juego, sin olvidar a un Jaime Fernández que podrá jugar minutos de base. Considerando a éste último en el capítulo de escoltas/aleros, la pareja Roberts-Díaz destaca por su templanza y buena lectura del juego, pero adolece, en un principio, de la explosividad y capacidad anotadora con la que cuentan bastantes bases hoy en día. Su principal misión será la de surtir de buenos balones a los muchos tiradores con los que cuenta Luis Casimiro en su equipo.

ESCOLTAS Y ALEROS: JAIME FERNÁNDEZ, SASU SALIN, ADAM WACZYNSKI, DRAGAN MILOSAVLJEVIC Y DANI DÍEZ

-Jaime Fernández (25 años, 1,86 m)

El canterano del Estudiantes es probablemente el fichaje estrella del Unicaja para esta temporada, al menos para las posiciones exteriores. Y es que viene a sustituir nada menos que a Nemanja Nedovic, el referente ofensivo de los verdes en las últimas temporadas, y un jugador al que Jaime se le parece bastante, pues puede actuar tanto de escolta como de base, y destaca no sólo en el capítulo anotador, sino también en el pasador. Tirador simplemente correcto, el madrileño destaca más por sus penetraciones, por lo que cobrará especial importancia a la hora de abrir espacios para sus compañeros tiradores, como Salin, Roberts o Waczynski. En su debe, no es un brillante defensor, lo que en un equipo como Unicaja podría limitar su minutaje, pero si cumple en este aspecto, será posiblemente la referencia exterior de su equipo (como lo fue en Andorra junto a Blazic), pues es el jugador exterior del Unicaja más peligroso a la hora de generar en el 1 contra 1 y, en general, el que más recursos ofensivos posee. Sus números en Andorra (12 puntos y 4 asistencias por partido) le han convertido en uno de los jugadores españoles más destacados de la competición.

Jaime Fernández MoraBanc Andorra

Jaime Fernández MoraBanc Andorra

-Sasu Salin (27 años, 1,90 m)

El escolta finés, que cumple su quinta temporada en ACB, y la segunda en Málaga, comienza a ser un clásico de nuestra competición. Viejo conocido de Luis Casimiro, que lo entrenó en Gran Canaria en la 16/17, Salin es un fantástico tirador exterior, como lo acreditan sus 2 triples por partido, con un 41% de acierto, que registró la pasada temporada, ejemplificando el gusto por los tiradores del entrenador manchego. Será por tanto uno de los mayores destinatarios de las asistencias que repartan Suárez, Díaz o Jaime, y una de las claves para desatascar desde el tiro exterior partidos que se le espesen al Unicaja. Además, Salin también destaca por su aplicación en defensa, emparejándose con frecuencia con el mejor tirador exterior rival. La mayor pega de su juego se encuentra quizás en su unidimensionalidad en ataque, pues no es Salin un jugador muy hábil a la hora de generar juego en el 1x1, ni de fabricarse sus propios tiros. En cualquier caso, su tiro de larga distancia a pies parados es sin duda uno de los mejores de la competición.

1718_tcz-uni_38.jpg

Salin lanza un triple ante Blums

-Adam Waczynski (28 años, 1,99 m)

Tras especularse con su salida, el alero polaco finalmente renovó hasta 2020 por el Unicaja, por lo que la 18/19 será la tercera campaña del ex jugador del Obradoiro en Los Guindos. Waczynski es otro de los grandes francotiradores del club malagueño, llegando a acreditar la pasada temporada un 42% en triples en ACB, y casi un 50 en Euroliga, pudiéndosele considerar uno de los mejores lanzadores del continente. Además, en comparación con otro tirador como su compañero Salin, Waczynski es un anotador algo más completo, capaz de generar algo más desde el bote para conseguir tiros de media distancia o penetraciones, si bien esas cualidades no las ha mostrado tanto en el Unicaja como sí hizo con frecuencia en el Obra. En resumen, Adam debe ser un año más una de las referencias ofensivas de Unicaja, moviéndose en torno a los diez puntos por partido.

1617_uni-rnm_17.jpg

Adam Waczynski (ACB Photo/ Mariano Pozo)

-Dani Díez (25 años, 2,01 m)

El alero madrileño cumple su cuarta temporada en el Carpena, convirtiéndose en uno de los miembros más veteranos del plantel, junto a Carlos Suárez y Alberto Díaz. Saliendo normalmente desde el banquillo, Díez el exterior más físico del plantel, capaz de emparejarse en defensa con algunos ala-pívots rivales, y de anotar en posiciones cercanas al aro, siendo además un decente tirador de tres. Resulta fundamental además su aportación al rebote ofensivo, sobre todo en un equipo que va tirar mucho desde la larga distancia. La marcha de Jeff Brooks (capturaba casi 2 rebotes de ataque de media la pasada campaña) al baloncesto italiano dotará de mayor responsabilidad a Díez este año en esa faceta. Por lo demás, es previsible que mantenga su rol de suplente, jugando en torno a 15 minutos por partido, como lleva haciendo desde su llegada a Unicaja en 2015.

daniel-diez-celebrates-unicaja-malaga-eb17.jpg

Dani Diez celebra el triunfo (foto: Euroleague)

-Dragan Milosavljevic (29 años, 1,98 m)

El serbio continúa en el Unicaja a pesar de su decepcionante primera temporada, muy lejos del nivel que apuntó en el Partizan, en el Alba Berlín o en la selección de Serbia. Milosavljevic estaba llamado a ser uno de los hombres importantes en el juego exterior cajista por su capacidad para aportar en múltiples facetas del juego, incluyendo el tiro, ayuda al rebote y visión de juego, pero lo cierto es que apenas se han visto detalles en su primer año en Málaga. Una de las razones puede estar en que se trata de un jugador que necesita minutos y balón para destacar, y en un equipo como el Unicaja está complicado. Sin embargo, Luis Casimiro confía en su experiencia para incluirle en la rotación de la plantilla cajista este curso.

img_1559.jpg

Dragan Milosavljevic. Foto: Ekaitz Otxoa

VALORACIÓN SOLOBASKET: el Unicaja cuenta con una muy completa línea exterior que aúna capacidad de anotación en las figuras de Jaime Fernández, Waczynzki o Salin, resultando ser el polaco y el finés dos de los mejores tiradores de la Liga Endesa, mientras que el madrileño, uno de los mejores jugadores españoles de la liga el año pasado en Andorra, encara la difícil misión de suplir los puntos y asistencias de Nedovic. Además, Dani Díez aporta físico y capacidad reboteadora ante hombres más grandes, mientras que Milosavljevic tiene talento para ser uno de los mejores aleros todoterreno de la competición española, si muestra el nivel que ofreció en las Ligas de Serbia y Alemania. Una completa rotación de cinco jugadores, además del base Brian Roberts, que puede ocupar la posición de escolta, para afrontar con garantías el binomio Liga-Eurocup en esta temporada, y pelear las eliminatorias por el título a los Madrid, Barça, Valencia y Baskonia de turno.

ALA-PÍVOTS/PÍVOTS: CARLOS SUÁREZ, KYLE WILTJER, GIORGI SHERMADINI, MATHIAS LESSORT Y VINY OKOUO

-Carlos Suárez (32 años, 2,03 m)

El alma, el corazón, el capitán del Unicaja cumple su sexta temporada en Málaga, convertido en uno de los ídolos de la afición. La garra y el indudable compromiso mostrado por el madrileño a lo largo de estos años ha conquistado al Carpena, considerándolo, pese a no ser canterano, casi como un jugador más de la casa, como lo fue Carlos Jiménez en su momento. Y curiosamente se pueden establecer muchos paralelismos entre la trayectoria en el club del actual Director Deportivo del Unicaja y Carlos Suárez: aleros reconvertidos a la posición de ala-pívot abierto, que aportan en múltiples facetas del juego, especialmente en defensa. Y es que Carlos Suárez es un auténtico jugador todoterreno, que la pasada temporada fue el segundo máximo reboteador del equipo en ACB tras Augustine (4,9 rebotes de media), y el cuarto máximo asistente (2,4), que le sirvieron para ser el segundo más valorado de la plantilla (12,4), pese a no tener una destacada media anotadora (6,9). Excelente defensor y jugador de equipo, contribuye como nadie al rebote ofensivo y su lectura del juego es excelente, si bien podría tomar más tiros de los que toma, pues su tiro de tres, si le dejan cierta distancia, es peligroso, y puede provocar faltas jugando al poste bajo, y aprovechar así sus excelentes porcentajes en tiros libres, que rozan el 90%. Además, esta temporada Carlos Suárez se reencontrará con Luis Casimiro, el entrenador con el cual el madrileño explotó como uno de los mejores aleros de la ACB, llegando a integrar, en las filas del Estudiantes, el Quinteto Ideal de la ACB 2009/10. Su ascendencia en el juego del Unicaja es muy grande, y su presencia en la cancha es fundamental si Unicaja quiere aspirar a volver a la Euroliga, ya sea vía ACB o Eurocup.

1718_uni-fcb_11.jpg

Carlos Suárez rozó hoy el triple-doble en la victoria de su equipo (Photo/M. Pozo)

-Kyle Wiltjer (25 años, 2,08 m)

El primer fichaje que llegó este verano es un ala-pívot canadiense especialista en el tiro exterior (42% en el triple en la pasada Euroliga), que en principio partirá con un rol de suplente de Carlos Suárez, con la misión de abrir el campo con sus lanzamientos, y aportar algo más de intimidación con sus 208 cm. No se puede decir que aporte muchas variables nuevas al equipo, pues el juego exterior ya cuenta con bastantes tiradores exteriores, y además pierde en la comparación con el jugador al que sustituye, Jeff Brooks, en lo que a intensidad y atleticismo se refiere, cualidades que sí incorpora el otro pívot fichado, Mathias Lessort. De todos modos, su corpulencia puede ser útil en la defensa del poste bajo. Además, su experiencia en un equipo grande europeo como el Olympiacos garantiza que se trata de un jugador no egoísta, que no requerirá de muchos minutos ni balones para aportar, y no tendrá problemas en aceptar un rol secundario.   

wiltjer.jpg

Kyle Wiltjer (Unicaja)

-Giorgi Shermadini (29 años, 2,17 m)

El gigantesco pívot georgiano parte, en su segunda temporada en el Carpena, como la referencia interior del Unicaja, y uno de los pívots más determinantes de la Liga ACB. Le costó arrancar al principio, especialmente por la dura adaptación al estricto sistema de rotaciones que imponía Joan Plaza, pero una vez que lo consiguió, Gio Shermadini mostró todo su repertorio de fantásticos movimientos en la pintura, así como su enorme efectividad tanto para resolver bajo canasta (70% en tiros de dos en la última Liga Endesa) como desde la línea de tiros libres (90% desde el 4,60). El ex de Andorra y Zaragoza demostró su capacidad para aportar mucho en poco tiempo, y acabó convirtiéndose en el segundo anotador y el más valorado del equipo con 9,9 puntos y 13,5 de valoración media, en apenas 17 minutos de juego. Solo las lesiones en el tramo final de la temporada le impidieron llegar de forma óptima al playoff y a la pelea por entrar en los cuartos de final de la Euroliga, pero ahora, totalmente recuperado, puede formar una gran pareja de pívots con Lessort. Y es que el pívot francés puede paliar el mayor defecto de Shermadini, que reside en una cierta desidia y falta de agresividad a la hora de definir, teniendo en cuenta sus 2,17 de estatura.

20172018_uni-bur_2.jpg

Deon Thompson defiende a Gio Shermadini (ACB Photo/ M. Pozo)

-Mathias Lessort (23 años, 2,05 m)

La gran apuesta de esta temporada para el juego interior del Unicaja es este joven y hercúleo pívot francés, que supone un gran cambio en el perfil de jugador con respecto a James Augustine. El americano era un interior veterano, con un juego más inteligente que físico, gran defensor gracias a su efectiva lectura del juego rival, además de un buen reboteador. Lessort, por el contrario, es un auténtico saltarín, un jugador enormemente intenso e intimidador pese a no ser muy alto en su puesto, con un excelente timing de salto que le permite taponar y cambiar tiros rivales, y que no tiene contemplaciones en machacar el aro contrario. Además, su velocidad y atleticismo le permiten saltar a la ayuda del compañero y recuperar su posición con rapidez. Sus condiciones aumentarán la presencia física del quinteto en pista, lo que ayudará bastante en la competición europea. En general, pese a que ocupará el puesto de Augustine en el equipo, sus características, especialmente las defensivas, se asemejan mucho a las de Jeff Brooks. En ataque, además de los mates es capaz de ejecutar ciertos movimientos al poste bajo, pero su escaso rango de tiro limita sus posibilidades en la parcela ofensiva. Sobre todo, sus porcentajes de tiros libres apenas rondan el 60%, una cifra que debe intentar superar en la Liga Endesa. En resumen, puede formar una pareja muy complementaria con Shermadini, pues prácticamente se compensan sus fortalezas y debilidades.

lessort.jpg

Mathias Lessort (Photo: Euroleague)

-Viny Okouo (21 años, 2,14 m)

El joven pívot congoleño, canterano del Unicaja desde 2012, finalmente ocupará un año más el último lugar de la rotación interior, pese a haber manifestado inicialmente su intención de marcharse cedido para tener más minutos. El club le puso la condición de renovar su contrato, que vencía en 2019, y la falta de un acuerdo ha desembocado en esta situación, nada fácil para Okouo, que tiene por delante a Shermadini y Lessort, y necesita de minutos en un año clave, por ser el último en el que puede declararse elegible para el draft de la NBA. Lo cierto es que el Unicaja sigue confiando en un jugador joven, muy físico, excelente intimidador y con margen de mejora por delante, pero que no acaba de asentarse en la competición profesional tras debutar con el primer equipo en 2016. Veremos si Luis Casimiro es el entrenador que consigue sacar a relucir todo su potencial.

24714009034_36d39c6817_h.jpg

Viny Okouo (Foto: Guille Del Castillo)

VALORACIÓN SOLOBASKET: a priori, el Unicaja cuenta con un completo juego interior, especialmente en la posición de cinco, pues el talento técnico y ofensivo y la productividad de Shermadini, se complementan con la contundencia, la intimidación y el atleticismo de Lessort, en la que puede ser una de las mejores parejas de pívots de la ACB. Como tercer pívot, el congoleño Viny Okouo, que debe aprovechar todos los minutos posibles en un año decisivo en su carrera, con el draft de la NBA en mente. Por otra parte, Suárez y Wiltjer forman una pareja de cuatros abiertos ya habitual en el baloncesto moderno, con el madrileño actuando como pegamento, aportando puntos, rebotes, asistencias y mucha defensa, y el canadiense abriendo el campo con su tiro exterior, y usando su corpulencia en la defensa del poste bajo. Cinco jugadores, como es habitual en los equipos de Luis Casimiro, que forman un elenco interior muy potente en Liga ACB y Eurocup.

OBJETIVOS Y VALORACIÓN PLANTILLA SOLOBASKET

El Unicaja ha construido una plantilla bastante equilibrada, tratando de paliar las importantes bajas que ha sufrido (Nedovic, McCallum, Brooks, Augustine), pero sin cambios rimbombantes y manteniendo hasta 8 jugadores de la temporada pasada, con pesos pesados como Shermadini, Suárez o Waczynski. El tiro exterior y el rebote, especialmente el rebote ofensivo, son los puntos fuertes de una plantilla en la que, no obstante, el mayor reto será sustituir los puntos de Nedovic. En principio Jaime Fernández, tras su explosión en Andorra la pasada temporada, será el mayor responsable, sin olvidar a un Waczynski que en Obradoiro fue uno de los mejores anotadores de la ACB. Por dentro, los Shermadini y Lessort pueden ser letales. Especialmente el pívot francés puede hacer estragos en la pintura por su potencia física y velocidad, si aprovecha los espacios que generen sus compañeros tiradores (puede formar una interesante combinación interior con el ala-pívot tirador Wiltjer).

Una plantilla que sitúa al Unicaja en un escalón inferior al Real Madrid, Barça Lassa y Baskonia (los tres máximos favoritos al título ACB), pero a la altura del Valencia Basket o Gran Canaria, por no decir algo superior. En la Eurocup, los de Luis Casimiro están entre los favoritos al título, junto al propio Valencia y a los conjuntos rusos del Unics Kazan (con el que comparte grupo) y el Lokomotiv Kuban. De esta forma, el objetivo del Unicaja debe ser clasificarse para la Euroliga, ya sea ganando la Eurocup (algo que ya consiguió en 2017), o siendo el mejor equipo ACB aparte de Madrid, Barça y Baskonia. Es decir, accediendo como mínimo a las semifinales de la Liga. Para ello, deben sumar desde el principio victorias en la Liga y no caer en los errores de la pasada temporada, que le llevaron a enfrentarse demasiado pronto con uno de los cocos de la competición en playoff: el Baskonia en cuartos.  

 

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
4 meses 3 días
#contenidos: 
15
#Comentarios: 
28
Total lecturas: 
39,755

Comentarios