Solapas principales

Jeff Gibbs, pequeño gran hombre (Foto: http://www.ulm-news.de)

Historias de (Solo)Basket: los pequeños grandes hombres de la zona

17257_0.jpg

Jeff Gibbs, pequeño gran hombre (Foto: http://www.ulm-news.de)
Hace breves fechas, en una de los muchas notas de prensa que llegan a diario a nuestra redacción, se afirmaba que JEFF GIBBS, el mejor reboteador de la Bundesliga alemana, dejaba su actual equipo, Ratiopharm Ulm, para probar fortuna en otro club. En principio, esta noticia no tenía excesivo interés, salvo cuando reparamos en las características del jugador al que se refería la nota. Jeff Gibbs es un ala-pívot que esta temporada ha promediado 13.2 puntos y 10.4 rebotes midiendo tan solo ¡1.88! de estatura. Increíble, pero cierto.

El caso de Jeff Gibbs (04/08/1980) es el ejemplo más extremo de jugadores interiores de baja estatura, es decir, de menos de 2 metros. Tal vez sea el hombre de menor estatura que juega en posiciones interiores en el marco del baloncesto de elite contemporáneo. Gibbs es, por su juego, un jugador interior genuino. No estamos ante un falso 4 que juega abierto para dejar espacios en la zona (apenas ha lanzado 21 triples esta temporada … para solo anotar 2). Muy al contrario, Gibbs, a pesar de que su estatura sea más propia de la de un base-escolta, se mueve en la pintura como pez en el agua. Supera a sus rivales por rapidez, tiene un especial don para situarse a la perfección en la lucha por el rebote, sus grandes cualidades atléticas y su robusto físico hacen que no se arrugue ante nadie… un jugador atípico, un enano en territorio de gigantes. Toda una anomalía en el baloncesto moderno.

Jeff Gibbs se formó como jugador de baloncesto en la Otterbein Collegue (1998-2002), cuya sección masculina de basket (conocidos como los Cardinals) disputa la 3º División de la NCAA. En este centro compatibilizó el deporte de la canasta con el Futbol Americano, despuntando en ambos deportes. En su última temporada en Otterbein (2001-02) fue designado All-American en su doble faceta de jugador de baloncesto y de futbol americano. En esa mismo temporada, y jugando de ala-pívot e, incluso de pívot puro, lideró a los Cardinals de Otterbein con unos espectaculares promedios de 22.3 puntos, 16.9 rebotes y 2.4 tapones, logrando para su Collegue el Titulo de la Division III de la NCAA.

Tras acabar su periplo escolar y después de una breve experiencia en las ligas menores norteamericanas, en 2004 dio el salto al viejo continente, concretamente a la 2º división alemana. Tras un primer año exitoso, promediando por encima de los 20 puntos y 10 rebotes, fue fichado por el Ulm, club que por aquel entonces aspiraba a poder ascender a la 1º Division del baloncesto alemán. El Ulm logró el ansiado ascenso, con un Gibbs firmando 16 puntos y 12 rebotes por actuación. El club del la ciudad del sur de Alemania siguió confiando en el pequeño Gibbs para ocupar una de las plazas de extracomunitario de la plantilla. Había gran expectación por conocer cual iba a ser el rendimiento de Gibbs en la máxima categoría del baloncesto teutón. Una vez más, el valeroso Gibbs asumió el reto y acabó la temporada 2006-07 con unos números espectaculares: 15.1 puntos y 9.6 rebotes por encuentro. Su segundo año en la BBL repetiría números (14.1 puntos y 9.1 rebotes), mientras que en la campaña que acaba de terminar sus números bajarían en anotación (13.2 puntos por encuentro), pero alcanzaría los dobles dígitos en rebotes (10.4 por encuentro), alzándose con el liderato en la clasificación de esta última especialidad. Además, su equipo lograría la mejor clasificación de su corta historia en la Bundesliga, nada menos que la 6º posición final.

ACTUALIZACIÓN 31-3-2014:

Desde 2010, Jeff Gibbs milita en los Toyota Alvark de la liga japonesa. Durante la temporada 2013-14 promedia 17.6 puntos y 10.2 rebotes por encuentro:

Jeff Gibbs - some JBL highlights

El increíble Gibbs en acción:

Jeff Gibbs

El caso de Jeff Gibbs puede ser considerado el ejemplo más extremo de jugadores de elite de corta estatura que juegan en posiciones interiores. Sin embargo, en el baloncesto profesional de los últimas 20-25 años podemos encontrar más ejemplos de esta rara avis.

En la NBA, dejando al margen a WES UNSELD (14/03/1946), que con sus escasos 2.01 de estatura fue uno de los mejores pívots de la década de los 70 y se retiró recién comenzada la década de los 80 con un promedio total en su carrera de 14 rebotes por encuentro, el caso paradigmático de jugador interior undersized es el de CHARLES BARKLEY (20/02/1963). El Gordo Barkley, con su 1.95-1.96 de estatura, ha sido uno de los mejores power-forwards de la historia de la liga profesional americana. Los promedio totales de sus 16 temporadas en la NBA (Sixers 1984-1992, Suns 1992-96 y Rockets 1996-2000) alcanzan unos espectaculares 22.1 puntos, 11.7 rebotes y 3.9 asistencias por partido, siendo uno de los 4 únicos jugadores de la historia de la Liga americana en superar en su carrera los 20.000 puntos, 10.000 rebotes y 4.000 asistencias (los otros 3 son, nada menos, que Kareem Abdul-Jabbar, Wilt Chamberlain y Karl Malone).

En sus primeros años con los Sixers conocimos a un jugador feroz, bestial, un hombre que, a pesar de medir mucho menos que sus oponentes, dominaba la pintura gracias a su fuerza bruta, volumen e increíble movilidad. Su estatura no le impidió llegar a recoger de media nada menos que 14.6 rebotes en la temporada 1986-87 (el tope de su carrera). Con lo años, Barkley perdería frescura física y capacidades atléticas, aunque se convertiría en un jugador mucho más completo. A pesar de no rechazar jamás el contacto en la pintura, el juego de Sir Charles iría evolucionando al de un 4 abierto, más moderno y más completo.

Barkley en estado puro:

Charles Barkley

En la actual NBA encontramos otro caso extraño de jugador interior de menos de 2 metros. Nos referimos a CHUCK HAYES (11/06/1983), un aguerrido ala-pívot de tan solo 1.98 de estatura que actualmente juega con los Houston Rockets. Sus actuaciones durante su periplo universitario en Kentucky (2001-2004, promediando 10.9 puntos y 7.7 rebotes de media en su año senior) no le sirvieron para ser elegido en el Draft de 2005. Pero, tras un paso por la NBDL y firmar un contrato de 10 días con los Rockets en enero de 2006, se fue haciendo un hueco en la mejor liga del mundo. Ha cumplido su 4º temporada en la franquicia texana, con unos promedios modestos (1.3 puntos y 3.5 rebotes por encuentro en la temporada que acaba de finalizar).

Chuck Hayes' First Triple-Double vs Warriors 03/23/2011

Su juego está orientado a la defensa (es un perro de presa de primer orden) y a la lucha por el rebote. No se arruga ante nadie en estos aspectos del juego. En ataque, sin embargo, es un jugador muy limitado. Su lanzamiento en suspensión es muy deficiente y su poco estética mecánica de lanzamiento desde la línea de tiros libres es celebre tanto por desacertada como por peculiar.

17384_0.jpg

Jerome Lane destrozando el aro en su época universitaria (http://www.searchingforbillyedelin.com)
Entre Barkley y Hayes, por la NBA también han pasado otros jugadores que, a pesar de estar por debajo de los 2 metros de estatura, han ocupado posiciones interiores en la mejor liga del mundo. Entre ellos, podemos citar a JEROME LANE (04/12/1966).

Lane era un poderoso ala-pívot de la Universidad de Pittsburgh (1985-88). Con los Panthers de Pittsburgh, este jugador de tan solo 1.98 de estatura demostró su gran capacidad reboteadora, promediando en sus últimos 2 años de ciclo universitario nada menos que 13.5 y 12.2 rebotes por encuentro respectivamente. Dotado de un físico terrorífico (algunos lo comparaban con Barkley), era capaz de destrozar los tableros con sus espectaculares mates. No era un jugador especialmente dotado de talento para el basket, pero se esperaba que pudiera tener una carrera consistente en la NBA. Fue elegido por los Denver Nuggets en la posición 23 del Draft de 1988, y su paso por la liga profesional americana fue decepcionante. 3 temporadas y media con los Nuggets bastante grises (su mejor campaña fue la 1990-91, en la que, jugando tan solo 22 minutos de media, promedió 7.5 puntos y ¡9.3! rebotes por encuentro), marcadas por los problemas físicos, pasos efímeros por los Pacers, Bucks y Cavs… y fin del trayecto.

Tras dejar la NBA, encontraría acomodo en la ACB (CB Granada 1991-92, Forum Valladolid 1995-97, Caja Cantabria 1997-98), donde demostraría, jugando de pívot nato, su gran capacidad reboteadora. Un Jerome Lane que había ganado mucho peso con los años y había perdido buena parte de sus cualidades atléticas por el camino, se convirtió en el dominador de la clasificación de reboteadores de la ACB durante prácticamente un lustro. Su media reboteadora en la ACB alcanzó los 13.5 rebotes por partido (mientras que en puntos no llegaba a la docena), llegando a su cenit cuando en la temporada 1997-98 su promedió en esta apartado del juego llegó hasta una impresionante media de 14.68 capturas por encuentro. Por este motivo, Solobasket lo designó como el mejor reboteador que ha pasado por la ACB .

"Send It In, Jerome!"

Otro jugador que en su momento fue comparado con Charles Barkley por sus características es CLARENCE WEATHERSPOON (08/09/1970). Con su 1.95 de estatura ocupaba la posición de 4 y fue conocido en sus primeros años como Baby Barkley por su constitución física, muy parecida a la de Sir Charles. Jamás llegaría a los niveles de excelencia de Barkley, pero, sobre todo en sus primeras temporadas como jugador profesional, defendiendo la camiseta de los 76ers, firmaría unos promedios muy destacados. En su 2ª temporada en la Liga (temporada 1993-94) llegaría a las dobles figuras en puntos (18.4) y en rebotes (10.1). Con el paso de los años, Clarence fue perdiendo frescura física y sus cualidades atléticas, que le llevaron a clasificarse en 2ª posición en el Concurso de Mates de 1993, fueron menguando Su carrera poco a poco languideciendo, hasta convertirse en una mera pieza de rotación en franquicias como Knicks o los Rockets.

NBA Mix Larry Johnson

Otro jugador que podría ser incluido en este grupo es LARRY JOHNSON (14/03/1969). Durante su carrera en la NBA, las guías oficiales le daban un 2.01 de estatura, pero era evidente que Johnson no superaba los 2 metros de altura. Uno de las estrellas de los polémicos Runnin´ Rebels de la Universidad de Las Vegas, lograría el título de la NCAA con el equipo dirigido por Jerry Tarkanian en 1990, pasando por encima de Duke en la final (107-73). Fue elegido por los Charlotte Hornets como número 1 del Draft de ese mismo año. En sus primeras temporadas como profesional, LJ demostró toda su valía como jugador. Era un 4 potente como un toro y ágil como una pantera. Su fuerza y grandes condiciones atléticas (2º clasificado en el Concurso de Mates de 1992) le permitían superar el hándicap de su escasa estatura para un jugador interior. 19.2 puntos y 11 rebotes fueron sus números en su temporada rookie. Siguió manteniendo esos números (punto arriba, rebote abajo) en sus 5 temporadas con los Hornets (lo que le hizo ser merecedor de ser 2 veces All-Star). Sin embargo, el jugador sufrirá sus primeros problemas serios de espalda en la temporada 1993-94, problemas físicos que mediatizarían su carrera. Johnson perdería gradualmente su explosividad atlética y esta circunstancia le obligó, como ha ocurrido con otros muchos profesionales, a reinventarse como jugador. Su tiro en suspensión desde la media y larga distancia mejoró espectacularmente y acabaría su carrera en los Knicks (franquicia a la que llegó en 1996) jugando como 3.

El vendaval Larry Johnson en plena forma:

Larry Johnson 1992 slam dunk contest

No debemos dejar la NBA sin mencionar el nombre de otros muchos jugadores interiores que oficialmente sobrepasan por poco los 2 metros de estatura, pero cuya estatura real podrían darnos más de una sorpresa. Aquí podríamos citar, sin querer ser exhaustivos, los nombres de DENNIS RODMAN (2.03 de estatura oficial), MALIK ROSE (2.01 de estatura oficial), PAUL MILSAAP (2.03 de estatura oficial), GARY TRENT (2.03 de estatura) o incluso BEN WALLACE, al que se le reconocen, siendo exageradamente generosos, 2.06 de estatura. Otro jugador menor de 2 metros de estatura que ha sido utilizado en las últimas temporadas asiduamente como power-forward en los Warriors es COREY MAGGETTE (12/11/1979 y 1.98 de estatura). Claro que su coach es Don Nelson, capaz de situar a TOM TOLBERT (16/10/1965), un alero que apenas superaba los 2 metros, como center  de aquellos magníficos Warriors del TMC (Hardaway, Richmond y Mullin) y volver locos a los San Antonio Spurs de David Robinson en los Play-offs de 1991 o de reconvertir al infinito MANUTE BOL (16/10/1962 y 2.31 de estatura) es un especialista en los lanzamientos de 3 puntos.

Incluso podríamos referirnos a dos estrellas de la historia de la reciente historia de la NBA que, aún jugando de 3, basaron gran parte de su juego ofensivo en llevar a sus oponentes al poste. Sus nombres son MARK AGUIRRE (1.98 de estatura) y ADRIAN DANTLEY (1.96 de estatura).

17395_0.jpg

Pero Cameron, el pequeño gran pívot de Nueva Zelanda (http://www.goldcoast.com.au)
En el marco del baloncesto FIBA destaca un jugador especialmente peculiar, tanto por su altura para ocupar un puesto en la pintura, como por su físico muy alejado del atleta total, nos referimos al neozelandés PERO CAMERON (05/06/1974). Con su 1.98 de estatura y su orondo cuerpo, Cameron demostró, durante las competiciones internacionales que su selección disputó, su calidad como power-forward. Buenos movimientos interiores, un tiro muy efectivo, gran pasador e inteligente en la cancha, sus cualidades le permitían hacernos olvidar sus limitaciones físicas. Su momento álgido llegó en el Mundobasket de 2002, disputado en Indianápolis, donde su selección alcanzó un sorprendente 4º puesto y fue elegido miembro del Quinteto Ideal del torneo.

MundoBasket 2002 Nueva Zelanda vs Argentina Pero Cameron 21p by @manusuarez16

Otro caso similar (por altura, que no por estilo de juego o físico) sería el del ala-pívot francés JIM BILBA (17/04/1968). Con su 1.98 de estatura fue el mejor 4 francés de la década de los 90 y el ala-pívot titular de aquel singular Limoges que Maljkovic logró llevar hasta la consecución de la Liga Europea en 1993. Un jugador interior bajo y aguerrido como Bilba era JEAN-JACQUES CONCEIÇAO (03/04/1964), uno de los protagonistas del tristemente célebre angolazo de las Olimpiadas de Barcelona `92, que pasó por Unicaja en la temporada 1999-00.

En nuestra ACB no han faltado grandes interiores que no alcanzaban los 2 metros de estatura o lo han superado con muchas dificultades:

Además del ya mencionado Jerome Lane, no podemos olvidar a otro monstruo reboteador de corta estatura. Nos referimos a CLARENCE KEA (02/02/1959). Con sus 2 metros de estatura fue uno de los pivots puros más cotizados en el baloncesto continental de la década de los 80 y principios de los 90. Llegó en la ACB en el tramo final de su carrera, jugando para Juver Murcia (temporada 1991-92) y Coren Ourense (temporada 1992-93). Esta mole granítica dejó para la posteridad un récord difícilmente de superar en la ACB: 29 rebotes capturados en un solo encuentro.

John Pinone

La leyenda estudiantil JOHN PINONE (19/02/1961) fue otro interior de baja estatura en ofrecer un gran rendimiento en la ACB. Su estatura oficial era de 2.02 de altura, aunque consideramos que la real podía estar perfectamente un par de centímetros por debajo. Unido este dato a su pobre condiciones atléticas, tenemos ante nosotros a uno de los pívots más atípicos que han pasado por nuestro baloncesto. Durante muchas temporadas, Pinone hizo pareja interior con otro pívot de talla pequeña, PEDRO RODRÍGUEZ (15/05/1964), un jugador que, a pesar de apenas superar los 2 metros, no se arrugaba ante nadie.

282_0.jpg

Fabricio Oberto defiende a Richard Scott
Tampoco nos debemos olvidar del gran RICHARD SCOTT (12/07/1971), un hombre de dilatada experiencia ACB, liga en la que jugó con Caja San Fernando, CB Granada, Fuenlabrada y Bilbao Basket. Este ala-pívot de tan solo 1.98 de estatura ofrecía semanalmente todo un clínic de juego al poste, con unos movimientos dignos de un bailarín de claqué.

Otro grandes jugadores e históricos de nuestra liga, como CORNY THOMPSON (05/2/1960) o DARRYL MIDDLETON (21/07/1966), que con su 2.02 de estatura marcaron toda una época en la ACB. Dentro de este mismo grupo, podríamos incluir a BERNARD HOPKINS (13/01/1973), que, con sus escasos 2 metros de estatura, puede ser considerado uno de los mejores ala-pívots de la historia de la ACB. Parecido es el caso de LOU ROE (14/07/1972), uno de los extracomunitarios más productivos de la ACB, que ocupa la posición de 4 con su tan solo 2.01 de estatura. DANYA ABRAMS (24/09/1974), con sus 2.01 de estatura, es otro ejemplo de interior de baja estatura que triunfó en la ACB.

¿Y cómo olvidarnos del gran RAY SMITH (18/02/1960)! Toda una máquina de anotar que, con sus 2 metros oficiales (alguno menos en la realidad), causaba auténticos estragos jugando en la posición de 4.

Tal vez, en los últimos años el paradigma de pívot bajo nacional ha sido ALFONSO REYES (19/09/1971). 2.02 de estatura oficial, Reyes era un jugador interior al 100%. Se movía como pez en el agua en la zona, su hábitat natural. Su fortaleza física y su gran capacidad para hacerse un sitio en la pintura y sacar un tiro a tabla, ciertamente difícil de taponar, le llevaron a ser el pívot español más destacados en la década de los 90. Un caso muy distinto es el de IKER ITURBE (10/07/1975). Ocupa la posición de 4 en la cancha a pesar de su 1.98 de estatura, pero en ataque prácticamente no pisa la pintura, habiéndose convertido en un especialista en el triple.

Todas las Historias de (Solo)Basket:

Aquí te dejamos el listado de toda la serie:

2008:

2009:

2010:

2011:

2012:

2013:

Etiquetas

Sobre el autor

 
Antiguedad: 
15 años 11 meses
#Contenidos: 
3,665
Visitas: 
26,450,569
Comentarios: 
36,313

Comentarios

Hola mithlor: Dantley, por cierto, es mencionado en el artículo, es uno de los jugadores NBA más infravalorados de la historia. Su juego no era espectacular, ni estético, ni tampoco era un hombre mediático. Adrian era un anotador incansable y muy eficaz. Me encantaba como trabajaba en el poste, pudiendo una y otra vez con sus pares de espaldas al aro, a pesar de su corta estatura y sus pocas condiciones atléticas. Tenía un tiro echándose hacia atrás muy efectivo, lanzando el balón desde casi la nuca, que era casi intaponable. Y como no recordar aquellos tiros libres (solía sacar infinidad de faltas a sus oponentes) con una rutina que consistia en acariciar la pelota mientras la hacia girar, como si la estuviera amasando. Adrian merece un "Historias..." propio.

Un gran artículo, me ha encantado, Igor ... muy revelador. Destaca este Gibbs, sin duda, entre los demás por lo bajito, pero dudo mucho que este jugador pudiese jugar en sitios de nivel superior a Alemania ... (nivel asimilable a LEB Plata quizás, y me habré pasado). Bueno, no lo dudo, lo tengo claro.

Muy buen artículo, enhorabuena. En el video no parece tan pequeño el Gibbs, pero como se mueve de rápido. Y que recuerdos el gran Cornelius Thopmson, que suerte haberlo tenido en León. Un día me lo encontré en la calle y daba miedo, menuda bestia parda.

T.C. En aquellos tiempos la NBA no tenia el alcance global que tiene hoy, asi que hay jugadores que habiendo sido increíbles, como Pressey, English, Lever, Blackman, ..., y el propio Dantley, solo "suenan a buenos jugadores". Cuando se produjo el trade de Aguirre por Dantley, recuerdo haber leído a alguien decir que los Mavs perdían mucho mas de lo que ganaban. En un año y medio con los Mavs promedio 16 ppp y 5 rpp, con casi 32 AÑOS. Tambien recuerdo oir a McHale decir que odiaba jugar contra los Pistons, por que el 4 de los Pistons se quitaba para hacer hueco a Dantley en la zona, y el bueno del señor McHale se pasaba el partido fuera de su lugar natural. En fin, doctores tiene la Iglesia.

Una cosa mas y termino para no ser pesao: Jordan en sus últimos años con los Bulls y los Wizards hacía una jugada que era imparable: Se ponía de espaldas al aro, amagaba a un lado y girando hacia el otro lado, lanzaba en suspensión -fade away shot-, y la clavaba. Pues que quede bien claro, como ha dicho T.C., el primero en hacer eso de manera inmisericorde con el contrario fue el sr. Adrian Delano Dantley. Un saludo.

Por cierto, estos americanos están para encerrarlos! Espectacular el video de Jerome Lane cargándose el tablero, pero de ahí a que todo el público y el propio equipo lo celebre como si hubieran ganado un título... Me parece de locos! Con lo que peligroso que puede llegar a ser eso!! XD

gran artículo!!!también se podría incluir en la parte final del artículo cuando se habla de los de acb a Danya Abrams y seguramente alguno+

Yo metería también al gran Corny Thompson, que con sus 2,02 podía convertirse en todo un coloso dentro de la zona. Recuerdo de manera especial un play-off entre el Real Madrid y el Joventud en el que Antonio Martín y él se dieron más que saludo debajo de los aros.

Hecho en falta a Conceiçao, pivot angolano de los noventa, con 2 metros rapados, líder de su selección y presente en un montón de juegos olímpicos y mundiales. Jugaba en Portugal, disputando normalmente competiciones europeas.

Recuerdo que en el programa Zona ACB se hizo un reportaje sobre Jerome Lane y éste explicaba cuál era su técnica para cerrar el rebote y obstaculizar al rival y era un auténtico artista, brillante.

Deja tu comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar